Viejas estafas reaparecen en Facebook

Escrito por Adrián Crespo
Redes Sociales
0

Lamentablemente se trata de algo habitual a día de hoy y más si se trata de Facebook. Nos referimos a las estafas utilizadas para tratar de aprovecharse de la buena voluntad y a veces ignorancia de los usuarios sobre ciertos asuntos.

La red social de Mark Zuckerberg se encuentra constantemente en el punto de mira y es uno de los blancos más deseados a día de hoy y el arma perfecta para llevar acabo este tipo de acciones debido a su gran volumen de usuarios. Se pide tener mucha precaución a la hora de pinchar en cualquier tipo de dirección URL que sea desconocida o que pueda parecer sospechosa.

La última estafa consiste en hacer creer a los usuarios que han sido reconocidos en un vídeo de un usuario y les invitan a verle utilizando la frase: “Sales en un vídeo”. Invitando al usuario a pinchar en un enlace que no lleva ni mucho menos a un video.

El usuario, mediante un enlace es dirigido a una página externa a Facebook, ya que se encuentra alojada en BlogSpot, la plataforma de blogs de Google. Una vez en esta página, al usuario se le recomienda la instalación de un complemento para su navegador para así poder realizar la visualización de dicho vídeo.

La tapadera perfecta para un servicio de tarificación especial

Para los usuarios que más os movéis por las redes sociales, notaréis que esto no es nada nuevo. Una vez que el usuario acepta la descarga del complemento lo que realmente llega al ordenador del usuario es un código malicioso que se encarga de continuar la propagación del mensaje por la red social.

Sin embargo, no acaba aquí, ya que al usuario se le pide su número de móvil para obtener un código el cual le permita introducirlo en el complemento del navegador y así poder llevar acabo el visionado. Sin embargo, todo esto es mentira y el usuario cuando facilita el número de teléfono móvil es suscrito a un servicio especial de tarificación SMS, es decir, el usuario recibirá una media de 20-30 mensajes diarios con un cobro añadido.

El  correo también podría verse afectado

Parece ser que utilizando el reclamo del número de móvil aprovechan para solicitar al usuario la dirección de correo para activar unas notificaciones “especiales” de Facebook. Pero sin ir más lejos de la realidad se trata de otra forma de propagar el spam.

Se tratan de viejos trucos que aún siguen apareciendo por las redes sociales y que muchos de nosotros ya conoceremos pero que otros muchos usuarios no saben de su existencia y son víctimas fáciles para las acciones de este tipo de personas.