Los operadores de banda ancha fija se reducirán solo a tres

Escrito por Adrián Crespo
Banda Ancha
2

Los últimos anuncios que se han precipitado sobre los operadores de nuestra banda ancha han creado una gran cantidad de especulaciones sobre el futuro de este mercado.  Y es que resulta muy probable que el número de operadores de banda ancha fija en un futuro se vea reducido solo a tres, siendo el resto absorbido por estos.

En primer lugar se hicieron públicas las intenciones por parte de Vodafone de adquirir ONO. Prácticamente seguido, y como respuesta a esta información, apareció el rumor de que Orange podría estar interesada en la compra de Jazztel. Y en el día de ayer nuestros compañeros de ADSLZone se hacían eco del interés de ONO por una o varias cableras locales.

Se tratan de movimientos que comienzan a encajar, sobre todo el último, ya que los actuales propietarios de ONO querrían sacar la máxima tajada de la posible compra por parte de Vodafone tratando de aumentar el valor de la compañía.

Se tratan de movimientos que no van a fraguarse de forma inmediata, pero sí que podremos ver movimiento a medida que vaya transcurriendo el año, pudiendo llegar a final de año con una o varias compras ya realizadas.

¿Por qué motivo podrían tener interés Orange y Vodafone en estas adquisiciones?

En primer lugar, hay que tener en cuenta que el movimiento de una obligaría a la otra a reaccionar para no quedarse muy descolgada, sacando en conclusión que actualmente prácticamente podría decirse que en el mercado de la banda ancha fija Vodafone y Orange van de la mano en lo referido a tecnología. Esto se trata de un dato problemático ya que ambas operadoras se encuentran hoy en día con que se encuentran limitadas para extender sus redes e igualar la cobertura que por ejemplo Movistar, Ono y Jazztel poseen con sus redes de fibra óptica.

Por lo tanto, el principal motivo sería el recorte de diferencias a nivel de cobertura, y sobre todo, mejora de la cartera de clientes en el terreno de la banda ancha fija.

Aunque es algo pronto y aún es complicado para saber si ONO o Jazztel seguirían existiendo después de la compra, es decir, algo similar a lo que sucedió con el Banco Satander y Banesto, después de que el primero adquiriera el segundo, este todavía ha estado hasta el año pasado funcionando como una entidad prácticamente independiente, pero controlada por debajo desde el Banco de Santander. Podría ser una posibilidad, o también podría suceder que ONO y Jazztel desaparecen y todos los productos se comercializan bajo productos de Orange y de Vodafone.

Disparidad de opiniones entre los usuarios

Hay usuarios que creen que esto provocará una reducción de diferencias entre operadores y un aumento de la competencia entre estos por el aumento de cobertura que estos experimentarían para poder equipararse con Movistar, significando una bajada de precios. Pero muchos coinciden que la compra de Jazztel y ONO podría suponer un paso atrás en la calidad de los servicios de estas compañías y más de uno no dudaría en abandonar el operador.

La variedad de ofertas es un privilegio que podría terminarse

Suponiendo en un caso muy hipotético que todas las cableras locales a corto plazo desapareciesen y que la banda ancha fija española fuese controlada por Movistar, Vodafone y Orange, el auge de las ofertas convergentes provocaría que la capacidad que los usuarios tienen para elegir la oferta que mejor se adapta hoy en día a sus necesidades en un futuro se convirtiese en un quebradero de cabeza.

De momento no se sabe lo que sucederá ni cuando, aunque sí hay que decir que este año se verán movimientos importantes. Si habría que elegir la mejor situación desde nuestro punto de vista es la que actualmente existe en nuestro país, con cableras y operadores con una amplia variedad de ofertas.