4 formas sencillas de compartir vídeos con familiares y amigos y mantener la privacidad

Escrito por Javier Jiménez

La manera en la que estamos en contacto con amigos y familiares ha cambiado mucho en los últimos años. Cada vez utilizamos más las redes sociales y de formas más diversas. Una de las tendencias hoy en día es la creación de vídeos. Es muy popular realizar un viaje, por ejemplo, y posteriormente crear un vídeo del mismo y compartirlo con amigos y familiares. Queremos que esté en Internet, para así verlo desde cualquier lugar, pero no queremos que esté público. En este artículo vamos a hablar de 4 opciones interesantes para compartir vídeos de manera privada con amigos o familiares.

Compartir vídeos de forma privada

Vimeo

Una de estas opciones que podemos encontrar es Vimeo. Es una de las alternativas a YouTube y ofrece multitud de características interesantes. Aquí podemos subir vídeos y compartirlos con quien queramos. Algo que ofrece muchas plataformas, pero tiene un añadido interesante: la otra persona tiene que poner una contraseña para acceder a ese vídeo.

Esto es perfecto para quienes quieran preservar su privacidad a la hora de subir un vídeo a las redes. De esta manera lo podrán ver amigos y familiares, pero no estará público para nadie más. Requieren de una clave para acceder a él.

Una vez subamos el vídeo a Vimeo, veremos un apartado de privacidad. Aquí tenemos que seleccionar la opción de que solamente personas con contraseña puedan verlo. Configuramos una clave y listo.

Subir vídeos privados con Vimeo

YouTube

Sin duda la plataforma más conocida. Hay miles de nuevos vídeos cada día en YouTube. La gran mayoría están abiertos y cualquiera los puede ver. Pero también tenemos la opción de cerrar esos vídeos y que solamente los puedan abrir quienes queramos.

Para ello basta con marcar la opción de privado o de oculto, al subirlo a la plataforma. La opción privado significa que para que otra persona lo vea tiene que tener el link. Podemos compartirlo hasta con 50 personas. Además no aparece en las búsquedas.

La opción de oculto significa que no aparece en las búsquedas. Eso sí, cualquiera con el enlace podría abrirlo.

Podemos pasar de público a privado en cualquier momento.

Compartir vídeos ocultos con YouTube

Facebook

No podía faltar la red social por excelencia. Comenzó como una plataforma para subir fotos, pero hoy en día es mucho más. En Facebook también podemos subir vídeos de manera privada. Es muy sencillo y útil.

Para ello simplemente tenemos que subir un vídeo y limitarlo a que solo puedan verlo nuestros contactos. Incluso podemos ir más allá y, en privacidad, configurarlo para que solo puedan verlos algunos amigos específicos que marquemos. Una manera muy interesante de preservar nuestra privacidad.

Subir vídeos privados con Facebook

La nube

Existen muchas plataformas para subir archivos a la nube. Algunas opciones como Google Drive o Dropbox son las más populares. Es muy sencillo subir vídeos y enviar el link solamente a aquellas personas que queramos. Una manera más de preservar nuestra privacidad y compartir vídeos solo con amigos y familiares.

Es una de las opciones más útiles que tenemos. Siempre podremos abrir ese vídeo desde cualquier lugar pero no estará disponible para cualquiera.

Fuente > Makeuseof