Google será mucho más duro con las extensiones de Chrome; así mejorará tu seguridad y privacidad

Son muchas las extensiones que podemos instalar en los principales navegadores como Google Chrome. Se trata de herramientas que ofrecen funciones añadidas y muchas de ellas mejoran sustancialmente lo que viene de serie en el navegador. Sin embargo no todas ellas son positivas cuando nos referimos a la privacidad de los usuarios. En ocasiones pueden recopilar más datos e información de lo que realmente necesitan. Google Chrome quiere poner fin a esto y va a endurecer las políticas para permitir extensiones en su navegador.

Google Chrome endurecerá la política de privacidad de las extensiones

Siempre recomendamos instalar las extensiones desde la tienda oficial del navegador. Esto hace que, al menos sobre el papel, haya menos riesgo de agregar software que haya podido ser modificado de forma maliciosa. Sin embargo esto no hace que esas extensiones puedan recopilar datos que comprometan la privacidad de los usuarios.

Ya sabemos que la información hoy en día tiene un gran valor. Muchas empresas se interesan por obtener datos de los usuarios para por comercializar con ellos. En este sentido, muchas aplicaciones pueden recopilar información muy variada. Las extensiones están incluidas también.

Google Chrome quiere acabar con esto. Pretende que las extensiones que haya en su navegador no recojan más información de los usuarios que la estrictamente necesaria. Va a incluir nuevas políticas de privacidad. Todas aquellas extensiones que no cumplan esas políticas serán borradas de la tienda oficial del navegador.

Sin duda es una buena noticia de cara a la privacidad de los usuarios. Son cerca de 200.000 extensiones las que hay en la tienda oficial de Google Chrome. Lógicamente son muchas menos las que realmente tienen un peso significativo para los usuarios. Pero en cualquier caso, todas ellas tendrán que adaptarse a las políticas de privacidad que va a introducir Google Chrome.

Google Chrome mejorará la privacidad de las extensiones

Las extensiones tendrán que adaptarse

Esta novedad no será inmediata. Desde la compañía indican que habrá que esperar aún unos meses. Lo normal es que llegue en otoño de 2019. Hasta ese momento habrá un proceso al que se tendrán que adaptar los desarrolladores de las extensiones. Hasta ahora Google Chrome no obligaba a cumplir este tipo de requisitos relacionados con la privacidad, aunque sí instaba a hacerlo. En unos meses será obligatorio.

Lo que buscan básicamente es que las extensiones sean aún más transparentes de cara a los usuarios. No podrán manejar más datos de los que realmente necesiten para su funcionamiento. Algo positivo y que hará que aumente la confianza de los usuarios en este navegador.

Ya sabemos que Google Chrome es hoy en día el navegador más popular y utilizado por los usuarios. Es el favorito en las diferentes plataformas, tanto en equipos de escritorio como en dispositivos móviles.

En definitiva, en unos meses las extensiones de Google Chrome van a cuidar más la privacidad de los usuarios. Si quieren seguir en la tienda oficial del navegador tendrán que cumplir las nuevas políticas en cuanto a privacidad. Eso sí, habrá que esperar aún a otoño. De momento comienza un proceso de adaptación y los desarrolladores tendrán que cambiar los parámetros que no cumplan con estas políticas.