El almacenamiento en la nube es el mejor aliado de los NAS domésticos

Los servidores NAS se están popularizando rápidamente en el entorno doméstico, y es que todos nosotros queremos tener nuestra propia nube privada sin necesidad de depender de servicios de terceros, como Dropbox, Google Drive, OneDrive y otros. Aunque es una muy buena idea montar nuestra propia nube privada, es también muy importante tener un sistema de almacenamiento en la nube pública, con el objetivo de realizar backups por si ocurre cualquier tipo de desastre en el servidor de casa. Hoy en RedesZone os vamos a enseñar los motivos por los que usar la nube híbrida (pública y privada) es una gran idea.

Por qué deberías usar la nube pública para backup

Con los servidores NAS domésticos podemos crear nuestra propia nube privada, donde acceder a nuestros archivos y carpetas de manera remota desde cualquier lugar. Lo bueno de estas soluciones es que tenemos un acceso muy rápido en la red local, para disfrutar del contenido multimedia en 4K sin cortes, pero también tenemos un acceso muy rápido a través de Internet si tienes en casa FTTH con velocidades superiores a los 300Mbps.

Sin embargo, no todo es perfecto en la nube privada, y en determinados casos sería muy inteligente tener una copia de seguridad en la nube pública. A continuación, os vamos a explicar los casos en los que tener un backup en la nube pública te salvarán del desastre.

Rotura de uno o varios discos duros

Uno de los peligros más importantes de un servidor que tengamos en casa es la rotura de uno o varios discos. Actualmente disponemos de diferentes tipos de RAID para proteger adecuadamente la información, pero debemos tener en cuenta que un RAID no es en absoluto una copia de seguridad. Dependiendo del número de discos duros que tengamos y qué capacidad final queremos tener, podemos elegir entre diferentes tipos como el RAID 5, RAID 6 e incluso RAID 10 o superiores.

En el caso de haber elegido un RAID 5 de varios discos (mínimo 3), si se rompe más de un disco duro perderemos toda la información, por este motivo es muy recomendable elegir RAID superiores para protegernos frente a la rotura de dos o más discos. En el caso de utilizar el sistema de archivos ZFS solamente tendrá que reconstruir la información contenida en los discos y no toda la capacidad del disco, por lo que el tiempo será menor, algo muy importante para volver nuevamente a la normalidad.

RAID 6

Si tenemos una copia de seguridad en la nube pública, al menos de los archivos importantes, podríamos recuperar la información e incluso acceder a ella mientras arreglamos el RAID degradado. De esta forma, no solamente tendremos toda la información importante localmente, sino también en el Cloud.

Ransomware cifra todos los archivos

Los ataques de ransomware están a la orden del día, en el caso de que nuestro ordenador sea infectado por un ransomware, también podría afectar a nuestro servidor NAS. Esto se puede evitar configurando snapshots o instantáneas, esta función nos permite realizar «fotografías» de cómo está la información del servidor en un determinado momento, con el objetivo de poder volver hacia atrás en cualquier momento, e incluso recuperar archivos individuales sin tener que volver hacia atrás toda la información.

Lamentablemente, si nuestro equipo tiene una vulnerabilidad de seguridad y es explotado por un ciberdelincuente, podría infectar con un ransomware nuestro sistema operativo, por lo que cifrará todos los archivos y carpetas del servidor y eliminará cualquier instantánea que hayamos configurado. En este escenario perderemos toda la información, ya que estará completamente cifrada. Solamente tenemos dos opciones para recuperarla: pagar el rescate del ransomware o recuperar la información de una copia de seguridad.

Por este motivo son tan importantes las copias de seguridad 3-2-1, para tener varias copias en diferentes soportes. De esta forma, podríamos acceder a todos los archivos directamente en el Cloud donde estará todo sin cifrar.

No disponible por problemas de software o hardware

En el caso de que nuestro equipo no esté disponible por un problema de hardware o software, no pasa absolutamente nada si disponemos de un esquema de nube híbrida. En estos casos podemos acceder a nuestros archivos y carpetas que necesitemos a través de la nube pública, de esta forma, si hemos configurado correctamente el equipo con la nube, tendremos toda la información perfectamente sincronizada y podemos acceder a ella en cualquier momento y sin problemas.

Antes de elegir un almacenamiento en la nube, que todos ellos son de pago cuando necesitamos almacenar mucha información, debemos revisar las condiciones de dicho servicio, a continuación podéis ver las características que deberías revisar:

  • Capacidad de almacenamiento, hay servicios que proporcionan hasta 2TB e incluso más.
  • Si permite volver hacia atrás los diferentes archivos, y durante cuántos días atrás.
  • Si tiene cifrado punto a punto en la comunicación y también cifrado del lado del servidor.
  • El precio mensual o anual del servicio.
  • Rendimiento en descarga y subida del servicio, porque no todos tienen los mismos acuerdos de peering.

Os recomendamos probar pCloud completamente gratis donde te darán 10GB de almacenamiento, y tienen soporte para WebDAV.

Corte de suministro eléctrico en casa

Si tenemos un corte de suministro eléctrico en casa, o hemos tenido uno recientemente y el servidor no está disponible, lógicamente no vamos a poder acceder a nuestros archivos de forma remota porque estará apagado. Este tipo de problemas son fáciles de solucionar, ya que podemos comprar un SAI para que le proporcione alimentación durante unos 30 minutos (dependiendo del SAI y el consumo del servidor), además, también podríamos configurar el servidor para que se encienda automáticamente después de un corte en el suministro eléctrico.

Si vas a tener tu propia nube privada en casa, nuestra recomendación es que compres un SAI para protegerlo. Además, a este sistema de alimentación ininterrumpida también deberías conectar el router del operador para que no haya problemas con la conectividad.

Problemas con la conexión a Internet

Si en casa tienes problemas con la conexión a Internet, ya sea a nivel de servicio o a nivel de configuración, no podrás acceder remotamente a tu propia nube privada. Los principales motivos de problemas con la conexión a Internet son los siguientes:

  • Cortes en el servicio de Internet.
  • Mal funcionamiento del router, bloqueos, no has abierto los puertos correctamente etc.
  • El operador te ha metido dentro del CG-NAT y no puedes abrir los puertos.

Si tienes un servicio en la nube, aunque tengas problemas de conexión en casa en un determinado momento, vas a poder acceder a tus archivos sin ningún problema.

Tal y como podéis ver, hoy en día tener una nube híbrida es muy importante para poder acceder a todos nuestros archivos sin ningún problema, independientemente del estado de la nube privada y su accesibilidad desde el exterior.

¡Sé el primero en comentar!