Descubre los peligros que ocultan las WiFis públicas

Descubre los peligros que ocultan las WiFis públicas

Sergio De Luz

Las redes inalámbricas Wi-Fi han supuesto una de las innovaciones más prácticas de las últimas décadas, gracias al WiFi podremos acceder a Internet de forma fácil y rápida sin necesidad de ningún cable de red Ethernet, además, nos permite conectarnos con todos los dispositivos que utilizamos hoy en día como ordenadores portátiles, smartphones, tablets, y en los últimos tiempos también se están utilizando para conectar dispositivos del Internet de las Cosas. Sin embargo, las redes Wi-Fi públicas son un peligro para tu seguridad y privacidad si no tomas las medidas adecuadas. ¿Quieres conocer los peligros que ocultan las redes Wi-Fi y cómo puedes evitarlo para navegar seguro?

¿Qué es la Wi-Fi pública?

Estamos seguros que muchos de vosotros os habéis conectado alguna vez, y lo seguís haciendo, a redes Wi-Fi públicas de un bar, restaurante, estación de trenes y autobuses, e incluso en los hoteles. Las redes Wi-Fi públicas son redes inalámbricas que están abiertas y no necesitan ningún tipo de autenticación para entrar, aunque también existen redes Wi-Fi que son públicas y que tienen un portal cautivo para la autenticación de los diferentes clientes, pero los peligros acechan de la misma manera, si hay un ciberdelincuente «escuchando» podría capturar toda la información, e incluso manipularla «al vuelo».

Las redes Wi-Fi públicas son tan populares porque nos permiten ahorrar MB en nuestra tarifa de datos, además, esto solemos hacerlo sobre todo cuando vamos al extranjero de vacaciones o por trabajo, y es que resultan una alternativa perfecta a la red de banda ancha móvil porque es gratis, y no tendremos que estar pendientes de la tarifa de datos y de los datos consumidos por nuestras actividades en Internet.

Punto de acceso Wi-Fi

Las típicas acciones que realizan los usuarios de este tipo de redes, es navegar por las redes sociales, buscar noticias, consultar el correo electrónico, pero también nos permite revisar nuestra cuenta bancaria. Algunas actividades pueden ser realmente peligrosas para nuestra seguridad y privacidad, como visitar el email o la cuenta del banco desde este tipo de redes inalámbricas Wi-Fi.

Riesgos para el usuario de Wi-Fi

La mayor vulnerabilidad de las redes Wi-Fi públicas, es que un potencial ciberdelincuente puede hacerte un ataque MitM (Man in the Middle) para capturar todo el tráfico de Internet, e incluso también será capaz de modificar al vuelo toda la información que envíes a Internet y que recibas, con el objetivo de robar información, hacerte con tus contraseñas, e incluso inyectarte un malware en tu equipo para tener control total del mismo. Este tipo de ataques consisten en que el ciberdelincuente se coloca en el «medio» de la comunicación entre el cliente y el punto de acceso Wi-Fi, con el objetivo de capturar y modificar todo lo que él quiera.

Por supuesto, es muy recomendable no dejar nunca carpetas compartidas en nuestro PC sin contraseñas, es decir, con acceso público, porque un ciberdelincuente podría utilizar la red inalámbrica para enviarte malware, por lo que debes tener mucho cuidado y hacer uso de cortafuegos en tu PC personal.

Cómo mantenerse a salvo en la Wi-Fi pública

Una de las mejores formas para asegurarnos de navegar por Internet en una red Wi-Fi pública con garantías de seguridad y privacidad, es haciendo uso de una red privada virtual, también conocida como VPN. Una VPN protege todas las comunicaciones que salen y entran al PC, ya que tunelizará todo el tráfico por el servidor VPN, con el objetivo de que todo el tráfico tunelizado esté totalmente cifrado y autenticado, de esta forma, el ciberdelincuente no podrá leer absolutamente nada, ni tampoco modificar ningún dato, ya que la VPN detectará que ha habido un fallo en la integridad de los datos, y por tanto, no aceptará esas «modificaciones» que se hayan realizado.

Internamente, una VPN en un PC lo que hace es enrutar el tráfico al servidor VPN directamente, y posteriormente accederemos a Internet a través de la IP pública del servidor VPN, y no directamente con la conexión a Internet del proveedor de la red Wi-Fi pública, esto garantiza que nadie pueda espiarnos las comunicaciones, y mucho menos modificarlas. No obstante, no todas las VPN están configuradas de la misma forma, hay mejores VPN que garantizan un buen cifrado de los datos, mientras que otras VPN pueden dar lugar a problemas de seguridad como filtraciones DNS, debilitando la seguridad adicional que se obtiene al usarlas.

Os recomendamos visitar nuestra completa review VPN Surfshark donde encontraréis todos los detalles sobre una de las mejores VPN que puedes contratar.