Cómo evitar que un programa se conecte a la red

Tener acceso a la red es algo muy común hoy en día. Podemos decir que tenemos una red Wi-Fi en casi cualquier lugar. También podemos contar con datos móviles, algo que está muy extendido y la calidad es cada vez mayor. Esto hace que también utilicemos una gran cantidad de programas conectados a la red. Muchas aplicaciones solo funcionan si tienen Internet. Ahora bien, en ocasiones puede ser necesario que evitemos que se conecten. No queremos consumir datos, no queremos riesgos con la posible entrada de malware o cualquier motivo. Vamos a explicar en este artículo cómo evitar que un programa se conecte a Internet.

Cada vez hay más programas con acceso a la red

Si pensamos en las aplicaciones que utilizábamos antes, la gran mayoría no tenía acceso a la red. Simplemente las instalábamos, ya sea en el móvil o en el ordenador, y funcionaban offline. Sin embargo con el paso del tiempo esto ha ido cambiando. Tenemos más conexiones, más opciones para navegar y eso también hace que aumente la cantidad de software que necesita tener acceso a Internet.

Hablamos por ejemplo de programas para móvil que sí o sí van a requerir conexión, como las redes sociales, mensajería instantánea o para reproducir vídeos en Streaming. También en el ordenador, con aplicaciones que necesitan conectares a servidores. Pero la realidad es que de forma u otra, la gran mayoría pueden llegar a conectarse para recibir actualizaciones y cambios.

Pero hay que pensar que todo esto que mencionamos tiene también sus complicaciones y riesgos. Esos programas van a necesitar conexión a Internet de forma permanente. Incluso algunos podrían necesitar descargar archivos o datos que consuman recursos. También pueden ser aprovechados por los piratas informáticos para lanzar sus ataques.

Esto último es algo que puede ocurrir en caso de que tengamos algún programa instalado, ya sea en el ordenador o móvil, y que cuente con vulnerabilidades que no se han corregido. Los ciberdelincuentes podrían aprovechar esto para acceder a nuestro equipo y poner en riesgo la privacidad.

Por tanto, en un momento dado puede ser necesario bloquear el acceso de una aplicación a Internet. Podemos necesitar crear una regla para que en determinadas circunstancias no puedan conectarse y no afecte al buen funcionamiento de los equipos. Es algo que hay que tener en cuenta especialmente para proteger la seguridad, pero también si no queremos consumir los datos móviles, en caso de que no estemos conectados por Wi-Fi.

Bloquear el acceso a Internet con el firewall de Windows

Podemos lograr que un programa no pueda conectarse a la red. Esto podría ayudar a evitar problemas, como los que hemos mencionado. Podemos llevar a cabo algunos pasos sencillos para ello. Lo podemos aplicar tanto en un ordenador como en un móvil. El software va a seguir instalado en el equipo, pero no podrá conectarse a la red.

En Windows 10, que es hoy en día el sistema operativo para equipos de escritorio más utilizado, podemos utilizar el firewall que viene integrado. Es muy sencillo y únicamente hay que llevar a cabo una serie de pasos. Vamos a centrarnos en este cortafuegos, aunque lo podemos hacer también con otras versiones y sistemas operativos.

Lo primero que tenemos que hacer lógicamente es ir al firewall. Para ello vamos a Inicio, escribimos Panel de control y vamos a Sistema y seguridad. Posteriormente nos aparecerá una serie de opciones y la que nos interesa es Firewall de Windows Defender. La abrimos.

Firewall de Windows Defender

Una vez estemos aquí hay que ir a Configuración avanzada. Tenemos que aceptar el cuadro de diálogo y acceder.

Reglas de salida en Windows Defender

Aparecerá una ventana como podemos ver en la imagen de arriba. Tenemos que darle a Reglas de salida, que es la segunda opción que veremos en la parte de la izquierda.

En la parte de la derecha ahora veremos el menú Acción. Nos muestra diferentes opciones y una de ellas es la de Nueva regla. Esa es la que nos interesa. Tenemos que pinchar allí para que despliegue una nueva ventana justo como la que vemos abajo.

Crear nueva regla

Allí tenemos que marcar la opción que nos interesa. En nuestro caso lo que queremos hacer es evitar que un programa se conecte a la red. Por tanto vamos a mantener marcada la primera opción, que es Programa. Podríamos también bloquear un puerto en concreto, pero no es lo que buscamos.

En el siguiente paso podremos bloquear todos los programas o seleccionar una única aplicación. Esto último es lo que tratamos de hacer. Por tanto marcamos la casilla de Esta ruta de acceso del programa. Así podremos seleccionar exactamente cuál nos interesa.

Elegir ruta para bloquear programa

Por ejemplo podríamos ir a la ruta donde está instalado Skype, Firefox o cualquier otra aplicación que tenga acceso a la red. Seleccionamos esa ruta y le damos a Siguiente.

En la siguiente ventana nos aparecerán tres opciones: Permitir la conexión, Permitir la conexión si es segura y Bloquear la conexión. Nos interesa esta última. Así podremos evitar que ese programa se conecte a Internet. Simplemente hay que marcarla como vemos en la imagen y damos a Siguiente nuevamente.

Bloquear la conexión a un programa en Windows

Además, nos va a pedir cuándo aplicar esa regla que estamos creando. Podemos hacerlo para cuando el equipo está conectado a una red pública o privada, por ejemplo. Seleccionamos lo que nos interese o dejamos las tres opciones marcadas, para que actúe siempre.

Aplicar bloqueo a una regla

Posteriormente solo quedaría darle un nombre a esa nueva regla para identificarla fácilmente y listo. Los cambios se deberían de haber aplicado y ese programa ya no tendría acceso a Internet. Es algo que lógicamente podemos revocar en cualquier momento. Tendríamos que ir nuevamente a las reglas del firewall de Windows y allí modificar la que hemos creado o directamente eliminarla.

Hemos explicado cómo evitar que un programa se conecte a Internet con el firewall de Windows, que es la herramienta que todos tenemos instalada en nuestro equipo con el sistema operativo de Microsoft. Sin embargo es algo que podemos hacer también con otros cortafuegos. El proceso sería similar y además hay que indicar que hay muchos programas de este tipo, tanto gratuitos como de pago, desde los cuales podemos tener un mayor control de nuestra conexión de Internet y qué tiene o no acceso a la red.