Manual para configurar una red local en Windows 8.1

En este manual os vamos a enseñar a crear una red de área local en nuestro sistema operativo Windows 8 o Windows 8.1 Antes de comenzar debemos tener en cuenta que los equipos deben estar en una misma red y con direcciones IP diferentes, esto es un aspecto fundamental, porque no puede haber dos equipos con una misma dirección IP privada en el mismo segmento de red. En nuestro caso, hemos configurado el PC1 con la dirección IP 192.168.2.2/24 y el PC2 lo hemos configurado con la IP 192.168.2.3/24.

Configurar los nombres de los equipos y los datos de la red

Lo primero que debemos hacer es configurar nuestros dos o más equipos para que pertenezcan al mismo grupo de trabajo con nombres diferentes. Para ello lo primero que haremos será pulsar sobre «Mi Equipo» con el botón derecho y elegir la opción «Propiedades» para abrir una ventana nueva con los ajustes del equipo.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_1

En esta ventana veremos un apartado llamado «Configuración de nombre, dominio y grupo de trabajo del equipo». Pulsaremos sobre el botón «Cambiar configuración» de manera que nos abra una ventana nueva donde poder configurar estos apartados.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_2

Debemos asegurarnos de que cada equipo tiene un nombre diferente (PC-1, PC-2, etc en nuestro caso) pero que todos pertenecen al mismo grupo de trabajo (REDESZONE en este ejemplo, aunque podemos poner cualquiera). La descripción es opcional, pero nos puede ayudar a identificar mejor el equipo.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_3

Una vez cambiemos los datos guardamos los cambios y reiniciamos el equipo para que todo se aplique correctamente y comencemos a trabajar ya con la nueva configuración sin problemas.

Configurar el Grupo Hogar para conectar los equipos domésticos

Una vez que los equipos están listos vamos a configurar el Grupo Hogar. Para ello abrimos el panel de control y accederemos a:

  • Panel de control > Redes e Internet > Grupo Hogar

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_4

Al pulsar sobre «Grupo Hogar» veremos una nueva ventana donde comenzaremos con la creación de este grupo. Para que no ocurran errores en la creación del grupo de trabajo debemos haber configurado previamente la conexión a Internet como «Privada» o «De trabajo», de lo contrario, no podremos crear este grupo de trabajo. De ser así, el propio solucionador de problemas de Windows nos ofrecerá la solución.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_5Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_6

Una vez configurada la red como privada ya podremos seguir con el asistente de creación del grupo hogar de Windows. Pulsaremos sobre el botón «Crear un grupo en el hogar».

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_7

Y nos aparecerá un asistente. Pulsamos sobre siguiente y elegiremos los elementos que queremos compartir.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_8

Windows configurará automáticamente los permisos de los archivos y carpetas para la creación del grupo hogar y nos mostrará una contraseña. Debemos utilizar esta contraseña en el otro equipo para conectarnos al grupo hogar ya creado. Aunque es una contraseña extraña podemos cambiarla más adelante por una más sencilla.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_9

Pulsamos sobre finalizar y ya tendremos el grupo hogar creado y configurado en la red.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_16

El siguiente paso será pulsar sobre la entrada «Cambiar contraseña» para introducir una que sea más sencilla de recordar.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_10

El grupo hogar está listo. En el segundo ordenador y en todos los ordenadores adicionales debemos acceder al apartado del grupo hogar y podremos ver cómo uno de los ordenadores de la red ya lo ha creado y nos da la oportunidad de unirnos a él.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_11

Eso sí, con la contraseña correspondiente.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_12

Con esto ya tendremos los ordenadores conectados entre sí a través de nuestra red local compartiendo material entre ellos.

Funcionamiento del Grupo Hogar

Una vez finalizada la configuración los sistemas están ya conectados entre sí y podremos acceder libremente a todos los archivos compartidos de uno a otro. Para ello abriremos una ventana del explorador de Windows (Mi equipo, por ejemplo) y accederemos al apartado de Red desde las entradas de la parte izquierda.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_13

Aquí podemos ver todos los contenidos compartidos de los ordenadores clasificados por equipos. Haciendo doble click sobre uno de ellos abriremos las carpetas de ese equipo para movernos libremente por su disco duro accediendo únicamente a los archivos que hayamos permitido compartir.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_14

Igualmente, si accedemos al apartado de «Grupo Hogar» veremos todos los contenidos ordenados en carpetas y por equipos.

Red_Hogar_Red_Local_Windows_8_foto_15Debemos recordar que para poder transferir datos a través de la red local a una buena velocidad, es fundamental que conectemos los diferentes equipos a través de cable de red Ethernet, con el objetivo de conseguir velocidades de 1Gbps o superiores, porque hoy en día disponemos de las redes Multigigabit que nos permitirán llegar a velocidades de 2.5Gbps, 5Gbps e incluso 10Gbps. Lógicamente, el cuello de botella de estas redes ultrarrápidas suelen estar en los discos duros de nuestro ordenador, para aprovechar al máximo la velocidad de las redes Multigigabit es totalmente necesario disponer de discos SSD, ya sea SSD SATA3 o SSD NVme, porque de lo contrario no conseguiremos la máxima velocidad que os hemos indicado.

En el caso de utilizar WiFi, es recomendable que hagas uso de redes WiFi 6 para conseguir la máxima velocidad. En RedesZone hemos conseguido una velocidad de hasta 1.2Gbps reales vía WiFi haciendo uso de la red inalámbrica con el último estándar y la tarjeta Intel AX200 que hoy en día la tienen la mayoría de ordenadores portátiles.

Otra opción para compartir archivos en la red local doméstica, ya sea vía cable o WiFi, es hacer uso de servidores FTP, uno de los mejores programas para Windows 8 que nos permiten crear y configurar en detalle un servidor FTP es FileZilla FTP Server. Podremos transferir datos a gran velocidad gracias a este protocolo, sin necesidad de tener que crear un grupo de hogar ni una red local para compartir archivos en Windows. Solamente tendremos que configurar el servidor FTP, y en el cliente tendremos que poner la IP, puerto y las credenciales de autenticación nada más.

Hasta aquí hemos llegado con nuestro tutorial, esperamos que os sirva de ayuda para crear una red local en Windows 8, esperamos que os sirva de ayuda para transferir carpetas y archivos entre todos vuestros equipos con el sistema operativo Windows, ya sea Windows 7, Windows 8, 8.1 e incluso con el nuevo sistema operativo Windows 10.