¿Buscas un router para trabajar? Estas funciones debe tener

Si quieres teletrabajar de forma segura y con garantías de no tener problemas de cortes de conexión, inestabilidad WiFi e incluso cortes, es necesario contar con un buen router WiFi con ciertas características hardware, y que también incorpore un completo firmware de configuración que nos permita realizar ciertas configuraciones para optimizar el tráfico de red que está orientado al teletrabajo o trabajo en casa. Hoy en RedesZone os vamos a enseñar todo lo que debes tener en cuenta a la hora de comprar un router WiFi para trabajar en casa, tanto a nivel de hardware como también las funcionalidades software que debería tener.

El teletrabajo, trabajo remoto o trabajo en casa sigue siendo una realidad en muchísimas empresas y trabajadores, para poder trabajar correctamente no solo es necesaria una buena conexión a Internet de 300Mbps simétricos o más, es muy importante disponer de un router que cumpla perfectamente con las necesidades del trabajador, que no tenga problemas de cortes WiFi, inestabilidad inalámbrica o que se colapse cuando tenemos otros dispositivos en nuestro hogar conectados.

Lo más normal es disponer de una sola conexión a Internet y un solo router en nuestro hogar, aunque hay empresas que han puesto una conexión a Internet dedicada a sus trabajadores, no es lo común. Os vamos a enseñar todo lo que debe tener un router tanto a nivel de hardware como de software para que no tengas problemas a la hora de trabajar, al finalizar, os recomendaremos algunos modelos que son idóneos para estas tareas.

Características hardware para trabajar

El hardware que tienen los routers es uno de los aspectos más importantes que debemos mirar para poder trabajar correctamente y sin problemas, no obstante, el teletrabajo no ocasiona un gran consumo de recursos del router, por tanto, con disponer de routers de gama media-alta es más que suficiente para no tener problemas. En otros usos como el gaming, es necesario disponer de un hardware más potente para no tener problemas a la hora de jugar, pero para trabajar no es necesario tanto.

Características cableadas

Hoy en día la mayoría de routers domésticos disponen de puertos Gigabit Ethernet, para teletrabajo no es necesario que estos puertos sean más rápidos. Es cierto que hay routers de gama más alta que incorporan puertos 2.5G Multigigabit e incluso puertos 10GBASE-T, pero generalmente para trabajar no se necesitan estas velocidades. Si eres un profesional que se dedica a los videos o trabajos donde necesites un servidor NAS en casa para transferir rápidamente archivos y carpetas, entonces sí es interesante que el router disponga un puerto Multigigabit para ahorrar mucho tiempo a la hora de transferir datos. Todo dependerá de tus necesidades, pero debes saber que los routers con puertos Multigigabit son bastante más caros en comparación con routers con solamente puertos Gigabit Ethernet.

Es necesario que el router elegido tenga al menos cuatro puertos LAN, hoy en día la mayoría de los routers disponen de este número de puertos. Si por tu trabajo necesitas más puertos LAN, siempre podrás comprar un switch con 5 u 8 puertos, o también comprar directamente un router con 5, 6 u 8 puertos LAN, todo depende de tus necesidades. Generalmente no vamos a necesitar más de cuatro puertos, a no ser que tu casa esté cableada por completo, en este caso sí necesitarás más puertos.

Por último, la aceleración NAT por hardware es muy importante para conseguir velocidades superiores a los 600Mbps de Internet, hoy en día todos los routers disponen de esta funcionalidad, por lo que no debes preocuparte por ello.

Características WiFi

Para trabajar desde casa es muy importante la conexión WiFi, generalmente las empresas proporcionan a sus empleados un portátil que lo conectan a Internet vía WiFi. Para no tener ningún problema de ancho de banda, interferencias o alta latencia a la hora de hacer videollamadas, es muy importante que el router cuente con doble banda simultánea. En el caso del trabajo en casa, no importa demasiado que el router sea de clase WiFi 5 o WiFi 6, porque no notarás demasiada diferencia, a no ser que tengas que enviar archivos muy grandes vía WiFi al servidor NAS local, en este caso sí os recomendaríamos un router WiFi 6 de clase AX3000 como mínimo.

Es totalmente necesario que los routers tengan dos antenas por cada banda de frecuencias, es decir, si usan WiFi 5 es necesario que sean de clase AC1200 o superior, si usan WiFi 6 pueden ser de clase AX1800, aunque sería recomendable que tuvieran clase AX3000 (con 160MHz de ancho de canal en 5GHz). El ordenador portátil o el PC que conectes vía WiFi, es recomendable que lo sitúes en la banda de 5GHz, esta banda de frecuencias te proporcionará la máxima velocidad, mínima latencia y la mejor estabilidad de conexión. Si tienes un smartphone o tablet para trabajar, también deberías conectarlos a esta banda de frecuencias, siempre que el propio dispositivo lo soporte.

Aunque hay routers de gama más alta que son triple banda simultánea, para trabajar desde casa no es para nada necesario disponer en nuestro hogar de este tipo de routers, excepto si vas a hacer un uso intensivo de la red WiFi transfiriendo decenas de GB en red local o Internet para poder hacer tu trabajo, por ejemplo, los creadores de contenido de YouTube u otra profesión similar donde manejen vídeos y fotos de gran tamaño.

Procesador y memoria RAM

El procesador para un router que se va a dedicar al teletrabajo no es necesario que sea demasiado potente, eso sí, es necesario que al menos sea un procesador Dual-Core a 1GHz, para asegurarnos de que podremos conseguir altas velocidades de Internet sin ningún problema, sería deseable que fuera un Tri-Core a 1.5GHz que es el procesador que se está imponiendo en los routers de gama media-alta, pero con un procesador Dual-Core a 1GHz es más que suficiente para poder trabajar sin tener problemas de ningún tipo.

La memoria RAM también es un aspecto muy importante, el firmware de los routers disponen de muchas funcionalidades como el QoS que consumen bastante memoria RAM, hoy en día lo más recomendable para un router de teletrabajo sería de 256MB de memoria RAM, aunque si incorpora 512MB de RAM mucho mejor.

Opciones de configuración para el teletrabajo

El firmware en un router para trabajar desde casa también es muy importante, es necesario que disponga de un QoS para priorizar las llamadas VoIP y las videollamadas. Sería muy bueno que el firmware permita crear varias subredes para dividir el trabajo del uso personal del router, de esta forma, cuando estemos trabajando nos conectaremos a una red, y los dispositivos domésticos como de IoT, smart TV o los dispositivos de nuestros familiares estarán en otra red totalmente separada, y aislada de la red de trabajo.

QoS para priorizar VoIP y videollamadas

El QoS (Quality of Service) nos permite priorizar paquetes, dependiendo del firmware, tendremos unas opciones de configuración u otras. Una de las partes más importantes del QoS es la priorización de los paquetes, en el caso del trabajo desde casa es recomendable contar con un router que disponga de un QoS para priorizar los paquetes VoIP y también las videollamadas, algo que es totalmente necesario cuando trabajamos. Si no tenemos este QoS, si otros dispositivos están descargando, notaremos cortes en la comunicación, retardos aleatorios e incluso que no se pueda establecer correctamente una videollamada. Gracias al QoS podremos mitigar todo esto, dando prioridad máxima a los dispositivos del trabajo o a los paquetes de VoIP y videollamadas.

Otra característica muy relacionada con el QoS es el limitador de ancho de banda. Esta funcionalidad nos permite limitar el ancho de banda a determinados equipos para que no acaparen todo el ancho de banda disponible. Si tenemos un servidor NAS o un PC descargando contenido de Internet, es posible que te interese activar esta función para que no consuman todo el ancho de banda en descarga y/o en subida.

Posibilidad de crear varias redes cableadas y WiFi

El firmware de algunos routers nos permite crear una red nueva cableada y WiFi, con el objetivo de segmentar el uso de ambas redes compartiendo una misma conexión a Internet. Por ejemplo, routers como los ASUS nos permiten crear varias redes WiFi adicionales para conectar ahí los dispositivos del trabajo y está totalmente aislada de la red principal doméstica. En el caso de los routers AVM FRITZ!Box, nos permitirá crear tanto una red WiFi adicional como también crear una red cableada para «invitados». Gracias a esta posibilidad de crear dos redes con dos subredes diferentes, podremos conectar a una red todos los dispositivos domésticos, y en la otra red restante todos los dispositivos de trabajo.

Este aspecto es bastante importante, por seguridad, sería muy recomendable separar el tráfico de red doméstico del tráfico de red profesional, gracias a esta funcionalidad podremos separar ambos usos. Aunque la mayoría de routers disponen de la opción de «WiFi de invitados», no todos los firmwares soportan la posibilidad de crear una subred específica para ellos.

Routers recomendados para trabajar en casa

Una vez que conocemos los requisitos mínimos para comprar un buen router para trabajar en casa, os vamos a recomendar un total de cinco modelos que son perfectos para teletrabajo, todos ellos cumplen todos los requisitos que os hemos indicado anteriormente. Los hemos ordenado de mejor a peor, pero el «peor» es un router muy bueno, pero a nivel de hardware es inferior a los otros.

El router AVM FRITZ!Box 7590 es uno de los mejores routers WiFi que puedes comprar, dispone de un hardware de gama alta con doble banda simultánea AC2600, puertos Gigabit Ethernet y un procesador muy potente. Lo mejor de este router es su firmware, podremos configurar de forma avanzada el QoS, también podremos crear diferentes subredes (doméstica y trabajo) y muchas más opciones de configuración. AVM actualiza sus firmwares de forma continua, por tanto, irán añadiendo nuevas funcionalidades y solucionando pequeños bugs que pueda haber.

Si trabajas desde un pueblo donde se vaya a la conexión a Internet habitualmente, este modelo nos permite poner una tarjeta SIM para conectarnos a Internet vía 3G o 4G, es ideal para entornos rurales donde la conexión a Internet no es por fibra sino ADSL. Este router dispone de las mismas opciones de configuración que el modelo anterior, todos los routers AVM comparten el firmware FRITZ!OS, por tanto, dispondremos de un avanzado QoS, podremos dividir la red en subredes etc.

Este router de ASUS es muy recomendable para entornos domésticos, dispone de un procesador Tri-Core a 1.5GHz, tiene doble banda con WiFi 6 de clase AX3000 y puertos Gigabit Ethernet. El firmware nos permite configurar red WiFi de invitados de manera avanzada, también dispone de un avanzado QoS con el que podremos priorizar las videollamadas y VoIP como nosotros deseemos.

Este router de NETGEAR es otro modelo muy recomendable, dispone de un procesador Dual-Core de última generación, tiene doble banda simultánea con WiFi 6 y de clase AX3000, puertos Gigabit Ethernet y un firmware avanzado con funcionalidades QoS para priorizar el tráfico de llamadas y videollamadas, ideal para entornos de trabajo remoto.

El último router que os vamos a recomendar es el D-Link DIR-X1860, este modelo dispone de un hardware de gama media-alta, con doble banda simultánea WiFi 6 y clase AX1800, puertos Gigabit Ethernet y un firmware muy sencillo de entender, con el que podremos priorizar los dispositivos como PC y smartphone por encima de otros equipos, de esta forma, tendrán la máxima prioridad. Por supuesto, también podremos crear una red WiFi adicional para «invitados» que es donde conectaremos los equipos de trabajo o los domésticos.

Esperamos que con esta completa guía de qué características son las más importantes para elegir un router para trabajo remoto puedas elegir correctamente.