Controla y limita los datos de Internet al compartir conexión

Hoy en día estamos permanentemente conectados a Internet. Si tenemos en cuenta que en cualquier momento podemos recibir un mensaje de WhatsApp o correo en el móvil, básicamente estamos online la mayor parte del día. Ahora bien, para que esto sea posible es necesario que haya conexión. No siempre tenemos una red Wi-Fi cerca, por lo que no siempre vamos a poder conectar todos nuestros dispositivos. Por ello a veces puede ser necesario compartir datos del móvil al ordenador, por ejemplo, para poder navegar. En este artículo vamos a explicar cómo controlar y limitar el consumo de Internet al compartir datos.

Controla el consumo de datos móviles

Cuando usamos un dispositivo para navegar por Internet, podemos controlar qué estamos consumiendo. Si simplemente tenemos el móvil en reposo o únicamente abrimos el correo o WhatsApp para ver si nos ha llegado algo, el consumo es muy limitado. Si por el contrario estamos descargando grandes archivos o reproduciendo vídeos en Streaming en alta calidad, el consumo será mayor.

Pero, ¿qué ocurre si compartimos datos con otra persona? No tenemos el mismo control sobre cuánto va a consumir. Por un lado, esa persona podría empezar a descargar archivos o actualizar el sistema incluso sin darse cuenta. Eso aumentaría notablemente el consumo de la tarifa.

Además, ese móvil u ordenador con el que estamos compartiendo datos podría tener algún tipo de malware que consuma Internet en segundo plano, sin que lo sepamos. Por todo esto es importante controlar el consumo de datos móviles cuando vayas a compartir datos con otro equipo y no llevarte una sorpresa.

Aunque dependerá del modelo exacto de móvil que tengas, generalmente puedes ver el consumo si vas a Ajustes, entras en Conexiones y vas a Uso de datos. Allí te mostrará cuánto has consumido en el último periodo de tiempo, que suele ser el mes en el que te encuentras. Esto te ayudará a detectar un consumo excesivo si, por ejemplo, el dispositivo con el que compartes datos está gastando más de la cuenta.

Ver el uso de datos en el móvil

También puedes ver más específicamente dónde se usa ese consumo. Para ello tienes que darle a la opción de Uso de datos móviles. Más allá de mostrarte cuánto has gastado, podrás ver qué aplicaciones o servicios han consumido más recursos. Podrás tener un mayor control y evitar así problemas.

Cómo limitar los datos al compartir Internet

Para evitar que haya un consumo de datos excesivo y que tu tarifa se agote rápidamente, puedes limitar los datos. Puedes poner un máximo de datos de Internet que va a poder consumir la persona con la que estás compartiendo la conexión. De esta forma podrás evitar problemas inesperados.

Limitar los datos consumidos al compartir Internet es muy sencillo. Lo que tienes que hacer es ir a Ajustes, Conexiones, Conexión compartida, Configurar y Avanzado. Allí verás una opción para Establecer límite de datos móviles. Solo tienes que pinchar en esa opción y establecer un límite de datos.

Limitar la conexión compartida en el móvil

Estos pasos que hemos mencionado pueden variar según el modelo exacto del teléfono, pero suele ser más o menos igual. A partir de ese momento ya tendrás puesto un límite para que la persona a la que le estás compartiendo Internet no pueda consumir más allá de eso que has establecido.

Puedes poner el límite que quieras. Por ejemplo 500 MB, 1 GB, 10 GB… Esto ya dependerá de la tarifa de datos que tengas contratada y de cuánto quieras conceder para que otra persona pueda navegar sin que tengas problemas de que se agote la tarifa de Internet en el móvil.

Por tanto, si vas a compartir datos de Internet con otra persona y quieres controlar el consumo y no llevarte sorpresas, una buena opción es limitar el uso de datos. Solo tienes que seguir los pasos que hemos mencionado y podrás establecer el máximo que quieras compartir y evitar así quedarte sin datos.

Cómo evitar un consumo excesivo

Si vas a compartir Internet y quieres evitar que se consuma la tarifa, más allá de poner un límite de datos puedes tener en cuenta algunos consejos para evitar un consumo excesivo. Vamos a mostrar qué es lo que debes evitar para que tus datos no se agoten rápidamente. Solo con tener esto en cuenta podrás ahorrar bastante.

Evitar vídeos en Streaming

Lo primero que debes evitar al compartir Internet con otra persona es que vea vídeos en Streaming en alta calidad. Por ejemplo evitar ver vídeos de YouTube o Netflix en 4K, ya que justo esto va a hacer que consuma muchos datos. Aquí la diferencia es muy significativa entre ver un vídeo en calidad inferior o pasar a HD 1080p o 4K.

Por tanto, si la persona que se conecta a tu Wi-Fi va a tener que ver vídeos en Streaming, es interesante que los reproduzca en baja calidad. Así podrás evitar un consumo excesivo que pueda hacer saltar el límite o incluso agotar la tarifa de datos.

No actualizar el dispositivo en ese momento

Otra cosa a evitar es actualizar el dispositivo cuando estás compartiendo datos. Si por ejemplo conectas un ordenador al móvil y compartes Internet, puede que ese sistema con Windows tenga actualizaciones pendientes y comience a actualizarse. Lo mismo si conectas un móvil o cualquier otro equipo.

Las actualizaciones evidentemente van a consumir recursos de Internet. Van a agotar rápidamente tus datos en caso de que haya una nueva versión con una gran cantidad de archivos pendientes de instalar.

Evitar sincronizar la nube

Tampoco deberías sincronizar la nube cuando estás compartiendo datos. Esto puede gastar bastante Internet en caso de que se sincronicen archivos muy pesados. Fácilmente puedes agotar la tarifa de datos en un momento si, por ejemplo, se sincroniza una carpeta llena de vídeos que tengas en el móvil.

Este punto es importante y hay que tenerlo en cuenta, ya que algunas aplicaciones como Dropbox o Google Drive permiten sincronizaciones automáticas. Una vez se conecta un aparato al Wi-Fi, comienza rápidamente a sincronizarse en la nube. Pero claro, en caso de estar conectados a través de datos compartidos esto es un problema.

No descargar grandes archivos

La descarga de archivos lógicamente también va a consumir Internet. Mientras mayor sea el tamaño de esos archivos, más rápido se va a agotar la tarifa de datos. Es algo que hay que controlar muy bien para no tener problemas que puedan afectar a la tarifa de datos y ver que se agota rápidamente.

Por tanto, un consejo más es no descargar archivos pesados cuando te conectes a una conexión compartida. Es mejor esperar a tener un Wi-Fi disponible y evitar así problemas con el límite.

En definitiva, como has podido ver es posible gestionar el consumo de datos móviles y poner un límite cuando vas a compartir la conexión. Esto evitará un consumo excesivo y no tendrás problemas de que se agote la tarifa de datos rápidamente. Puedes tener en cuenta también los consejos que hemos dado.

¡Sé el primero en comentar!