Soluciona los problemas de señal WiFi y de velocidad con estos trucos

El conectarnos a una red Wi-Fi, ya sea doméstica, de nuestro lugar de trabajo o de algún lugar público, se ha convertido en un acto esencial en nuestro día a día. Sin embargo, especialmente cuando estamos en nuestros hogares, podemos contar con problemas para conectarnos al Wi-Fi. Problemas de señal, conectividad lenta en ciertos horarios, conexión intermitente y otros problemas frecuentes. No será necesario consultar a nuestro operador o ser un usuario muy avanzado para poner en marcha estos consejos prácticos.

Más de una vez, ya habrá pasado que notaste que la conexión a Internet vía Wi-Fi era muy lenta, lo primero que se nos suele ocurrir es que es por culpa del operador, ya que podría tener alguna incidencia. Lógicamente, si llamamos al operador nos indicará que todo está correcto y que el problema podría ser el router que tenemos en nuestro hogar, o el router que nosotros hayamos comprado para sustituir a este, tenga algún tipo de problema. Recuerda, no siempre debería ser un problema de nuestro proveedor, a no ser que haya algún tipo de inconveniente general o de la zona en donde te encuentras.

Aunque muchas veces no queramos hacerlo, es importante tener el control de la configuración de tus dispositivos, tanto del router Wi-Fi como del ordenador o móvil. Te mostraremos estos consejos y trucos bastante prácticos para poder mejorar la velocidad de nuestra conexión. En algunos casos, la solución puede resultar bastante más sencilla de lo que pensamos.

Consejos para comprobar nuestra conectividad Wi-Fi

Velocidad de nuestro ancho de banda contratado

Una de las principales revisiones que debemos hacer, es la del estado actual del ancho de banda de nuestra conexión. Una de las herramientas más populares y confiables es Test de Velocidad. Con esta herramienta contaremos con información importante como la velocidad de descarga, subida, y también la latencia de nuestra conexión a Internet. Esta herramienta no solamente podremos usarla antes de comenzar a reparar nuestra red Wi-Fi, sino también después de haberlo hecho. De esta forma. podremos medir de manera eficaz si estamos logrando solucionar el problema.

Puedes acceder a Test de Velocidad desde tu ordenador con cualquier navegador web, independientemente del sistema operativo utilizado, incluyendo Windows, Linux, MacOS etc. Recomendamos guardarlo entre tus favoritos ante cualquier eventualidad o necesidad de consulta acerca de nuestro ancho de banda.

¿Problemas para conectarte al Wi-Fi desde el móvil? También puedes acceder a Test de velocidad en sus versiones tanto para Android como para iOS, no obstante, la versión web soporta HTML5 y está preparada para móviles, por lo que podrás usarlo sin necesidad de instalar ninguna aplicación adicional.

Test de Velocidad Plus
Test de Velocidad Plus
Developer: Grupo ADSLZone
Price: Free
Test de Velocidad
Test de Velocidad
Developer: Grupo ADSLZone
Price: Free

Área de cobertura de nuestro router

Las aplicaciones de Wi-Fi Heatmapping (mapa de calor) nos ayudan a tener un panorama preciso de la zona de cobertura que abarca nuestro router Wi-Fi. En base a distintos colores, (verde, naranja, amarillo, rojo) vamos a saber en dónde hay mayor o menor cobertura. Naturalmente, a medida que nos vamos alejando del router, la intensidad de la señal Wi-Fi disminuye. Sin embargo, existen áreas que no están muy distantes del dispositivo y aun así, presentan problemas de cobertura.

Esto último se debe a causas que son propias del lugar en donde estamos, como las paredes y algunos muebles. También existen dispositivos que afectan en gran medida la cobertura, como los monitores de bebés y radios inalámbricas, sobre todo si utilizas la banda de 2.4GHz. También, las redes Wi-Fi de tus vecinos pueden resultar un problema para una rápida y fluida conectividad.

¿No sabes qué aplicación utilizar? Te sugerimos algunas opciones gratuitas de aplicaciones móviles de Wi-Fi heatmapping.

La primera de las aplicaciones de las que vamos a hablar es Acrylic WiFi. Esta aplicación (disponible en una modalidad gratuita y otra de pago) es una de las más completas que podemos encontrar en la red para analizar redes inalámbricas y poder encontrar así la mejor configuración para la misma. Es compatible únicamente con sistemas operativos Windows, y nos permitirá analizar y monitorizar todo tipo de redes en 2.4GHz y 5GHz, así como analizar los diferentes canales para poder encontrar el menos saturado de todos, y configurar lo mejor posible nuestra conexión Wi-Fi para conseguir la mayor velocidad y estabilidad posible.

Otra gran aplicación es inSSIDer, nos permite encontrar el punto perfecto en la configuración de nuestra red inalámbrica de manera que podamos evitar las interferencias en el WiFi, así como monitorizar la estabilidad de una conexión en cada punto de la casa.

Si buscas una app para smartphones, la aplicación Wi-Fi Analyzer es una de las más conocidas. Las principales características de esta aplicación gratuita son que es capaz de escanear las redes Wi-Fi de nuestro alrededor, mostrarnos el SSID asociado a un determinado BSSIC (MAC inalámbrica), el tipo de seguridad que utiliza, el canal utilizado por dicha red inalámbrica y la señal que nosotros estamos recibiendo.

Wifi Analyzer
Wifi Analyzer
Developer: farproc
Price: Free

Sin lugar a dudas, Wi-Fi Analyzer es una de las aplicaciones más recomendables si quieres comprobar las redes Wi-Fi de tu alrededor.

Por otro lado, existe otra aplicación sin coste alguno que se llama WiFi Analyzer and Surveyor. El apartado de Analyzer te permite contar con cuatro vistas diferentes. La primera consiste en el uso del canal, nivel de señal y detalles de los puntos de acceso Wi-Fi. Otra vista te brinda solamente información acerca del nivel de señal e interferencias. La siguiente se enfoca en los puntos de acceso basados en el nivel de señal de cada uno. Éstos APs están agrupados de acuerdo a la banda de frecuencia para la cual están operando.

WiFi Analyzer and Surveyor
WiFi Analyzer and Surveyor

¿Cuentas con un móvil iOS? Telstra Home Dashboard es una aplicación gratuita que incluso va más allá de simplemente realizar mapas de calor Wi-Fi. Además de hacer esto, podrás contar con tips de cómo sacar más provecho de nuestra red y crear flujos de tareas determinados en el caso de que se presente algún problema. Incluso, podrás reiniciar tu router desde la propia aplicación. Por otro lado, cuenta con una especial protección para la familia denominada Broadband Protect, que asegura que todas las personas de la casa aseguren una conexión a la red Wi-Fi con calidad y seguridad.

También está disponible la versión para Android.

Consejos de ajustes en la configuración de la red Wi-Fi

Revisar los ajustes del router

Ésta puede ser considerada como la solución definitiva para la mayoría de los casos. En especial si estás utilizando un router Wi-Fi que hayas adquirido por tu cuenta. Para garantizar aún más la efectividad de los ajustes en la configuración que estaríamos aplicando, sugerimos restaurar el router a los ajustes predeterminados y realizar la configuración desde cero accediendo al popular 192.168.1.1 o a la puerta de enlace predeterminada que tenga tu router. De acuerdo al fabricante de nuestro equipo, deberemos seguir las instrucciones y en algunos minutos ya habremos terminado. Ten presente que la mayoría de los routers Wi-Fi orientados al uso doméstico no presentan mucha dificultad a la hora de configurar.

Actualizar el firmware del router Wi-Fi

Las actualizaciones de firmware son muy útiles ya que brindan nuevas características al router, además de mejorar las ya existentes. Los firmwares nuevos suelen contar con diversas mejoras de seguridad, corrección de bugs y optimizaciones a todos los niveles. Se recomienda realizar esta actualización especialmente antes del primer uso. Los routers nuevos suelen tener actualizaciones automáticas, por lo que se actualizarán automáticamente sin intervención del usuario, no obstante, siempre tienes la posibilidad de acceder al sitio web del fabricante para localizar la última versión de firmware de acuerdo al modelo del router, y actualizar a través de la página de gestión del router. Si tienes dudas, siempre puedes utilizar las guías de ayuda que están presentes en los sitios web.

Actualizar los drivers (adaptadores) de nuestro ordenador

¿Lo tenías en cuenta? Los adaptadores de red inalámbricos deben ser actualizados para garantizar el funcionamiento adecuado de tu dispositivo cuando se conecta a la red Wi-Fi. Si utilizas un ordenador con el sistema operativo Windows, es posible optar por soluciones que gestionan las actualizaciones de todos los controladores. Un ejemplo es DriverHub, que es muy sencillo de usar porque descarga e instala las actualizaciones de controladores por ti, mediante una interfaz limpia e intuitiva. Además, cuenta con una sección dedicada a la recuperación del ordenador en el caso de que alguna actualización resulte en algo malo. Una facilidad interesante es el Modo Avanzado que se encarga de elegir qué drivers instalar, verificar los números de versión e instalar drivers alternativos, es decir, otras versiones que no sean las más actualizadas. Es compatible con Windows 7, 8 y 10.

Si tu tarjeta de red es Intel, es recomendable que accedas directamente a su web oficial y descargues los últimos drivers para que puedas conectarte a routers y APs con Wi-Fi 6 sin tener problemas, de lo contrario, las redes Wi-Fi no aparecerán. Si utilizas una Mac, puedes acceder al sitio oficial de Apple para descargar las actualizaciones de los drivers.

Gestión de los canales de conexión

Cuando un router se configura por primera vez, lo más normal es que los canales Wi-Fi estén en modo «Auto», para detectar cuál es el canal menos utilizado y adopta éste como canal por defecto. Sin embargo, es posible que con el tiempo se convierta en un canal muy utilizado con la llegada de vecinos nuevos, y el algoritmo que tiene implementado su firmware no funcione del todo bien, y no cambie nunca el canal hasta que reiniciemos el router. No obstante, lo ideal es utilizar un canal fijo para evitar problemas, y mirar de vez en cuando si hay más APs emitiendo en el mismo canal. Esto es debido a que es posible que el router nos cambie el canal mientras estamos conectados, y corte la conexión inalámbrica de todos los dispositivos. o la construcción de nuevos edificios, que también pueden interferir con la fuerza de la señal.

Existen herramientas que realizan análisis de todo el espectro Wi-Fi y que te proporcionan detalles acerca de la red a la cual estás conectado y el estado del canal que estás utilizando. Así, podrás determinar si existe necesidad de cambiar el canal o no. Una aplicación que es compatible tanto con Windows como con Mac es NetSpot. Es muy completa e incluso ofrece funcionalidades a nivel profesional, no es necesario tener demasiados conocimientos para empezar a usarla, no tiene coste alguno y sólo debes cumplir el requisito de compatibilidad. NetSpot está disponible tanto para Windows 7/8/10 como para MacOS para adelante. Cualquier red Wi-Fi que opere bajo el estándar 802.11, podrá ser detectado y analizado por la aplicación.

Cambiar la banda de frecuencia

Por otro lado, la banda de frecuencia en donde se encuentra nuestra red es otro de los factores que influyen en la calidad y velocidad de nuestra conexión. En la mayoría de los casos, las redes inalámbricas operan bajo la banda de frecuencia de 2,4 GHz. Desafortunadamente, esta banda está muy ocupada por otras redes vecinas, además de dispositivos como monitores de bebés, teléfonos inalámbricos, electrodomésticos etc.

Los routers Wi-Fi que operan bajo los últimos estándares cuentan con dos bandas Wi-Fi, la banda de 2,4GHz y otra de 5GHz. Es recomendable que tu red se encuentre bajo la banda de 5 GHz ya que, hasta el momento, no se encuentra tan ocupada como la de 2,4 GHz. Igualmente, puedes optar por utilizar las dos bandas. pero considerando el tipo de dispositivo. Por ejemplo, si es un móvil o una tablet que use la banda de 2,4 GHz ya que no necesitará tanta velocidad, sin embargo, es recomendable que los ordenadores y Smart TV utilicen la banda de 5 GHz ya que estos dispositivos demandan más ancho de banda, y también necesitan una mayor estabilidad y calidad de conexión.

Reemplazar el router

Si nada mejora significativamente, es muy probable que sea el momento de reemplazar el router. En RedesZone tenemos un completo listado de los mejores routers Wi-Fi 5 que puedes comprar y también los mejores routers Wi-Fi 6 del mercado.

Es importante saber que nuestro router debe estar funcionando bajo los últimos estándares de Wi-Fi, como lo es el IEEE 802.11ac o el IEEE 802.11ax (más conocido como Wi-Fi 6). De esta manera, gran parte de los problemas de conectividad podrían solucionarse ya que incorporan tecnologías que mejoran el rendimiento, la cobertura, y mitigan las interferencias con redes vecinas. Podrás aprovechar mejor el ancho de banda contratado y el rango de cobertura disponible será más amplio.

Otra opción muy recomendable es utilizar sistemas Wi-Fi Mesh, para tener una cobertura total en tu hogar con varios dispositivos, y cuando pasemos de un equipo a otro, tener roaming Wi-Fi entre nodos. En RedesZone también tenemos un completo recopilatorio de los mejores sistemas Wi-Fi Mesh del mercado.

Estamos seguros que con estos trucos y consejos, podrás aprovechar de la mejor manera tu conexión, además de aliviar potenciales dolores de cabeza a la hora de navegar, visualizar contenido multimedia o jugar.