Qué es un escaneo de puertos y cómo evitar un ataque

Qué es un escaneo de puertos y cómo evitar un ataque

Javier Jiménez

Al navegar por la red, al utilizar equipos conectados, podemos sufrir muchos tipos de ataques que de una u otra forma nos pueden comprometer. Estamos expuestos constantemente y por ello es importante conocer los riesgos que pueden afectarnos. En este artículo vamos a hablar de los ataques de escaneo de puertos. Vamos a explicar qué son y qué podemos hacer para evitar ser víctimas.

Qué son escaneos de puertos que permitirían un ataque

Este tipo de ataque también se conoce como port scan. Básicamente lo que hace un atacante es analizar de forma automática todos los puertos de un equipo, como por ejemplo un ordenador, que esté conectado a la red. Lo que buscan es detectar posibles puertos abiertos y cuáles podrían tener protocolos de seguridad deficientes.

Una vez logran toda la información posible podrían detectar posibles agujeros de seguridad y llevar a cabo así sus ataques. Podrían obtener información sensible de los usuarios, conocer datos sobre el sistema operativo de ese equipo, etc.

Esto puede suponer una vía de entrada muy importante para los piratas informáticos. Como decimos, una vez que estén dentro de la red, de ese equipo, podrían robar información, tener acceso a contraseñas y, en definitiva, comprometer nuestra privacidad.

Para ello los ciberdelincuentes pueden utilizar diferentes herramientas que tienen como fin detectar esas vulnerabilidades. Se les conoce también como analizadores de red. Un ejemplo puede ser TCPing, que se ejecuta desde la línea de comandos de Windows. Pero también hay otras herramientas más sofisticadas como Nmap o Zenmap.

Hay que tener en cuenta que existen 65.535 puertos TCP/IP. Cada uno de ellos puede cumplir una función diferente. Además, como sabemos, muchos de ellos pueden estar abiertos. Con un escaneo de puertos un atacante puede averiguar cuáles están abiertos y si podría haber alguna vulnerabilidad que poder explotar. Esto lo puede averiguar de manera automática, analizando uno a uno cada puerto.

Escaneo de puertos

Cómo evitar ataques de escaneo de puertos

Hemos visto qué son los ataques de escaneos de puerto. Ahora vamos a explicar algunas acciones que podemos llevar a cabo para evitar este problema. Como siempre, tenemos diferentes opciones para evitar que los piratas informáticos puedan acceder a nuestra red y poner en riesgo la seguridad.

No abrir más puertos de los necesarios

Una de las mejores barreras que podemos utilizar es la de no abrir más puertos de los realmente necesarios. Sería un error abrir una gran cantidad de puertos que en realidad no vamos a necesitar en ningún momento.

Generalmente de forma predeterminada vienen abiertos puertos que son esenciales para el buen funcionamiento de la red y utilizar determinadas herramientas. También podemos abrir otros muchos que a veces resultan necesarios. No obstante, el consejo principal es no tener más de los imprescindibles abiertos. Así reducimos en gran medida el problema.

Usar herramientas para comprobar los puertos abiertos

Ahora bien, a veces no sabemos realmente qué puertos tenemos abiertos y por tanto desconocemos el problema real. Por suerte podemos hacer uso de muchas herramientas que nos permiten realizar un análisis y comprobar qué puertos tenemos abiertos.

Hemos nombrado algunas como Nmap o Zenmap, pero hay muchas más. La misión es escanear, hacer un rastreo, todos los puertos para determinar cuáles están abiertos y por tanto podrían ser una amenaza para nuestra seguridad.

Utilizar cortafuegos

Otra opción más es la de utilizar firewalls. Nos permite evitar la entrada de intrusos a la red, ya que actúan como barrera. Esto es muy útil para mantener siempre la seguridad en los equipos y no permitir que se aprovechen de posibles puertos abiertos que hubiera.

También existen sistemas de detección de intrusos que podemos configurar para detectar y bloquear intentos y solicitudes de conexión peligrosos.

Mantener los equipos siempre actualizados

Por supuesto algo que no puede faltar es tener siempre los sistemas y equipos actualizados. El firmware del router, por ejemplo, debe estar siempre con la última versión y parchear posibles vulnerabilidades que existan.

Son muchos los fallos de seguridad que puede haber y que podrían ser utilizados por los piratas informáticos para llevar a cabo sus ataques. Necesitamos contar siempre con todos los parches y actualizaciones que haya disponibles para corregir esos problemas.

En definitiva, los ataques de escaneo de puertos pueden comprometer la seguridad de la red. Debemos tomar medidas de precaución para no exponer nuestros datos.