Detecta si tu equipo ha sido infectado y es una botnet

Detecta si tu equipo ha sido infectado y es una botnet

Javier Jiménez

A la hora de navegar por la red son muchas las amenazas que pueden poner en peligro la seguridad y el buen funcionamiento de nuestros sistemas. Muchos tipos de malware que pueden afectar a nuestra seguridad y privacidad. En este artículo vamos a explicar cómo saber si nuestro equipo ha sido infectado y es una botnet. Vamos a dar una serie de recomendaciones para conocer si hemos sido víctimas de este problema que está muy presente en todo tipo de dispositivos.

Muchos dispositivos pueden ser una botnet

Hay que tener en cuenta que muchos tipos de dispositivos pueden acabar en una botnet. No es algo que sea exclusivo de los ordenadores, sino que cualquier dispositivo puede ser infectado. Especialmente los dispositivos IoT, todos aquellos que hay en nuestro hogar y están conectados a la red, pueden ser atacados.

Normalmente los piratas informáticos se basan en vulnerabilidades que existen en este tipo de equipos. Por ejemplo puede ocurrir que los usuarios no cambien las contraseñas que vienen por defecto, así como la propia configuración. Esto hace que sean vulnerables a sufrir algunos tipos de ataques.

El hecho de tener un dispositivo convertido en botnet puede afectar a la seguridad de otros equipos conectados a la red. Además también podría afectar al rendimiento de nuestra conexión, lógicamente.

También hay que tener en cuenta que una botnet no tiene un tamaño mínimo. Es decir, puede ser unas decenas o cientos de dispositivos, pero podría llegar a mucho más. Cada equipo actúa como si fuera un zombi y tiene diferentes usos.

Una botnet puede estar dedicada al envío de Spam. Pueden inundar nuestra bandeja de entrada de anuncios que podrían ser fraudulentos e incluso afectar a la seguridad. Por ejemplo con el objetivo de que descarguemos software malicioso o entremos en páginas fraudulentas que puedan afectar a nuestra privacidad. También podrían ser utilizadas para llevar a cabo ataques DDoS contra otros sistemas.

Cómo infectan nuestros dispositivos

Los piratas informáticos tienen diferentes métodos para infectar nuestros dispositivos. Generalmente se basan en técnicas comunes que pueden convertir nuestro equipo en una botnet. Hay que tener en cuenta que los métodos pueden variar según el tipo de dispositivo, la seguridad que tengamos, etc.

Uno de los métodos más comunes consiste en enviar amenazas a través del correo electrónico. El e-mail es un medio de comunicación muy utilizado tanto por usuarios particulares como por empresas. Es la manera en la que podemos enviar y recibir documentos, mantener el contacto con otros usuarios, etc. Ahora bien, también a través de este tipo de servicios nos pueden infectar.

Algo frecuente es que recibamos un correo electrónico que contenga un archivo adjunto que es en realidad una amenaza. Puede ser un archivo PDF, Word o incluso una simple imagen. En su interior alberga código malicioso que se ejecuta al abrirlo. Esto puede infectar nuestro sistema y convertir nuestro dispositivo en una botnet.

Hay otro método común que utilizan los piratas informáticos y que consiste en infectar un servidor web. Se aprovecha de posibles vulnerabilidades que haya en su código y de esta forma es capaz de cargar malware. De esta forma logra infectar los equipos y les puede redirigir a otras páginas.

En todos estos casos los ciberdelincuentes logran controlar el equipo a su antojo. Pueden utilizar esa botnet para llevar a cabo sus ataques dirigidos a otros sistemas.

Mejorar la seguridad de la red

Cómo saber si nuestro equipo es una botnet

Son varias las señales que tenemos que pueden mostrarnos que nuestro equipo es una botnet y ha sido infectado. Saber reconocer estos problemas puede librarnos de futuros errores que pongan en riesgo no solo el buen funcionamiento de los sistemas, sino también nuestra propia seguridad y privacidad.

Vamos a detallar algunas señales que podemos tener en cuenta y que podrían indicarnos que nuestro dispositivo es una botnet. Una serie de problemas que pueden indicarnos que algo no va bien.

El Internet va lento

Uno de los síntomas más comunes de que nuestro equipo ha sido infectado y es una botnet es al comprobar que nuestra conexión a Internet funciona más lento de lo normal. Es un indicativo claro de que algo va mal y una de las causas podría ser que hemos sido infectados por una botnet.

Tener un Internet lento podría decirnos que alguien está utilizando nuestra conexión a Internet. Podríamos tomar medidas para intentar corregir el problema.

El sistema tarda en apagarse o iniciarse más de lo normal

También podría darse el caso de que a la hora de iniciar el sistema o apagarlo tarda más de lo normal. Esto podría deberse a que está cerrando o abriendo una serie de procesos inusuales que está utilizando la botnet. Podría, en definitiva, ser una prueba más de que hemos sido infectados.

Lentitud en general

Si notamos que el ordenador o dispositivo móvil funciona más lento de lo normal, tarda en cargar determinadas aplicaciones y procesos, también podría deberse a este mismo hecho. Podríamos haber sido víctimas de un ataque botnet y nuestro equipo está en peligro.

La lentitud dependerá también del tipo de dispositivo, así como de los recursos que tengamos. No es lo mismo un equipo más potente y complejo que un dispositivo que cuente con menos recursos y además sea más simple.

Nos encontramos muchos mensajes de Spam

El adware, el Spam en general, es un problema muy frecuente en nuestros dispositivos. Puede aparecer por métodos muy diversos, pero uno de ellos es debido a una botnet. Es necesario que tengamos esto en cuenta.

Si de repente nuestro equipo se inunda de anuncios publicitarios, aparecen mensajes de Spam en el sistema, podríamos haber sido infectados por este tipo de amenazas.

Nuestros contactos reciben correos que no hemos enviado

Puede darse el caso de que nuestros contactos empiecen a recibir correos y mensajes que nosotros no hemos enviado. Esto simplemente significa que están controlando nuestro equipo y que están mandando estos mensajes en nuestro nombre.

Es por tanto otro indicativo más de que nuestro equipo ha podido ser infectado y es una botnet. Deberemos tomar medidas para solucionar el problema.

Consumo excesivo de batería y recursos

Sin duda es una de las señales más comunes de que algo va mal. Notamos un descenso significativo de la batería y un aumento del uso de los recursos. Puede ocurrir en cualquier tipo de dispositivo.

Han aparecido programas sospechosos

En nuestros sistemas han aparecido programas e iconos sospechosos. No sabemos a qué se debe y uno de los motivos puede ser la entrada de malware que haya convertido nuestro sistema en una botnet.

Malware 6 en 1

Cómo evitar que nuestro equipo sea una botnet

Es muy importante tomar en cuenta algunos consejos para evitar que nuestros dispositivos se conviertan en una botnet. Es vital para mantener la seguridad y privacidad. Vamos a dar algunos consejos básicos pero importantes para ello.

Cambiar los valores de fábrica

Algo básico es cambiar los valores de fábrica. Esto hay que aplicarlo en todo tipo de dispositivos, pero principalmente aquellos de lo que conocemos como el Internet de las Cosas pueden ser víctimas de ataques. Es vital que cambiemos los valores que vienen al comprarlo y de esta forma evitemos que puedan acceder fácilmente.

Crear contraseñas fuertes

Otra opción que tenemos es la de crear contraseñas fuertes y complejas. Estas claves tienen que contener letras (mayúsculas y minúsculas), números y otros símbolos especiales. Todo ello de forma aleatoria y con una longitud adecuada.

Contar con herramientas de seguridad

Por supuesto no pueden faltar herramientas de seguridad. Una manera importante de evitar la entrada de amenazas que pongan en riesgo nuestros equipos. Será necesario tener un buen antivirus que pueda realizar análisis para encontrar amenazas.

Mantener los sistemas actualizados

Por último, un consejo más es la necesidad de mantener los sistemas perfectamente actualizados. A veces surgen vulnerabilidades que pueden ser aprovechadas por los piratas informáticos para llevar a cabo sus ataques. Es necesario instalar siempre los parches más recientes y así evitar problemas de seguridad.