Errores comunes que cometes y te exponen al ransomware

Errores comunes que cometes y te exponen al ransomware

Javier Jiménez

El ransomware es una de las amenazas más importantes que hay en la red. Como sabemos es un tipo de malware que tiene como objetivo cifrar nuestros archivos. A cambio de poder acceder a ellos pide un rescate económico. Es así como se lucran los ciberdelincuentes. Es, en definitiva, una amenaza que puede comprometer seriamente nuestros sistemas y hacer que perdamos archivos. En este artículo vamos a hablar de qué errores cometemos los usuarios y que pueden hacer que seamos víctimas de este problema.

Errores que cometemos y favorecen el ransomware

No solo a la hora de hablar de ransomware, sino también de cualquier otra amenaza, somos los propios usuarios quienes en ocasiones cometemos errores que facilitan la tarea a los ciberdelincuentes. Es vital que tengamos en cuenta las medidas básicas y de sentido común. Por ello queremos mencionar cuáles son los errores más comunes que cometemos y que pueden exponernos.

Acceder a links sospechosos

Una manera muy común de infectarnos con algunas amenazas como es el ransomware es mediante enlaces peligrosos. Por ejemplo puede llegarnos un link que nos dirige a una página configurada para que descarguemos un archivo que en realidad es un ransomware. Este tipo de enlaces maliciosos lo podemos recibir a través del e-mail, redes sociales o incluso plataformas de mensajería instantánea.

Por tanto hay que tener mucho cuidado con los enlaces a los que accedemos. Siempre debemos asegurarnos de estar en sitios legítimos y evitar iniciar sesión o descargar archivos desde enlaces en los que no podemos confiar.

Descargar software de fuentes no oficiales

También es muy común que seamos víctimas del ransomware al descargar software desde fuentes no oficiales. Esto es un problema muy frecuente, ya que tenemos a nuestra disposición muchas páginas y plataformas desde las cuales podemos descargar programas y herramientas. Ahora bien, no todas ellas van a ser seguras.

Es a través de las descargas una de las fuentes de entrada de amenazas más importantes y debemos cuidarlo. Nuestro consejo es siempre descargar software desde sitios legítimos, tiendas oficiales y de garantías.

Errores comunes del ransomware

No mantener el equipo actualizado

Son muchas las vulnerabilidades que nos podemos encontrar al navegar por Internet. Pueden ocurrir fallos de seguridad que comprometan nuestros equipos. Los piratas informáticos en muchas ocasiones se aprovechan de estos errores, estas vulnerabilidades, para distribuir sus amenazas.

El ransomware es una de estas amenazas que puede aprovecharse de posibles vulnerabilidades que haya en un equipo. Por ello es fundamental que tengamos siempre las últimas versiones y todos los parches instalados. Solo así podremos estar protegidos ante este tipo de problemas que puedan surgir.

Creer que basta con el antivirus

Sin duda es un error muy común. No hablamos solo respecto al ransomware, sino con cualquier amenaza. Muchos usuarios creen que por tener un antivirus en su sistema ya están protegidos frente a todas las amenazas. La realidad es que no.

Por supuesto tener un antivirus es algo fundamental. No importa el sistema operativo o dispositivo que estemos utilizando, necesitamos tener un buen antivirus. Pero hay que tener en cuenta que también existen otras herramientas de seguridad que pueden ayudarnos y, lo más importante, el sentido común. De nada sirve tener el mejor antivirus si luego vamos a cometer ciertos errores como estamos viendo.

Usar pendrives en equipos públicos

Otro error más que puede poner en riesgo nuestros equipos y ser la entrada del ransomware es utilizar pendrives en equipos públicos. También ocurriría lo mismo si le dejamos una memoria USB a otra persona. Es posible que esos sistemas estén infectados y puedan a su vez infectar ese pendrive que posteriormente vamos a utilizar en nuestro equipo.

Nuestro consejo es tomar precauciones siempre que vayamos a usar un ordenador público, como puede ser por ejemplo a la hora de imprimir documentos en una copistería.

Descarga de juegos o películas piratas

Este es otro de los problemas más comunes. Va un poco en sintonía con lo que mencionábamos anteriormente del software desde fuentes no oficiales. Sin embargo ahora nos centramos en la descarga de juegos o películas piratas.

Muchas plataformas pueden ofrecer la posibilidad de descargar un juego pirateado, por ejemplo. Sin embargo al instalarlo, al abrir los archivos, puede que el contenido sea malicioso. Puede que, en definitiva, lo que estemos abriendo sea un ransomware.