Evita que tus datos de Facebook aparezcan en Google

La privacidad es un factor muy importante siempre que navegamos por Internet. Especialmente cuando usamos servicios como redes sociales, nuestros datos podrían quedar expuestos. De ahí la importancia de siempre tomar medidas de precaución y no cometer errores que puedan afectar a nuestra información personal. En este artículo vamos a hablar de cómo evitar que nuestros datos de Facebook estén disponibles en Google para cualquiera.

Cómo evitar que los datos de Facebook sean públicos

Facebook cuenta con millones de usuarios en nuestro país y es muy popular, pero eso no impide que haya estado inmersa en polémicas relacionadas con la privacidad en muchas ocasiones. A fin de cuentas hay que tener en cuenta que nuestra información personal tiene un gran valor en la red. Puede ser utilizada para lucrarse por parte de terceros.

Un punto muy importante y que debemos mencionar es que un perfil de redes sociales, de Facebook en este caso, puede integrarse con los motores de búsqueda. Eso básicamente significa que cualquiera podría buscar en Google y encontrar cuál es nuestro usuario. Si no queremos que esto sea posible, hay que seguir los pasos que vamos a mencionar a continuación.

Por suerte Facebook nos ofrece un amplio abanico de posibilidades en cuanto a opciones para mantener la seguridad y privacidad en todo momento. Una de ellas es la de evitar que nuestro perfil se indexe en buscadores y pueda estar disponible para cualquiera. Si quieres contar con un usuario, pero preservar al mismo tiempo la privacidad y que no puedan encontrarte, sigue leyendo para conocer los pasos a seguir.

Pasos para que Google no indexe una cuenta de Facebook

Lo primero que tenemos que hacer es iniciar sesión a través del navegador de un ordenador. Debemos entrar en la versión de escritorio para ello. Una vez estemos dentro hay que darle al menú de arriba a la derecha (la flecha) y posteriormente a Configuración y privacidad.

Cuando nos encontremos en este punto hay que pinchar en Configuración, que es la primera opción que nos aparece. Allí debemos darle a Privacidad y dentro veremos diferentes opciones para poder proteger nuestros datos y no comprometer la información personal.

Privacidad en Facebook

Una de esas opciones, si vamos hacia abajo del todo, es la de evitar que Google indexe la cuenta de Facebook. De forma predeterminada vendrá marcada la casilla para permitir que esto ocurra. Nos indica que de esta forma podría encontrarnos alguien que no utilice el buscador de la propia red social.

Evitar que Facebook indexe en Google

En nuestro caso, para el objetivo que tenemos de evitar que el perfil esté indexado en los buscadores, vamos a desmarcar esta casilla. Es algo que en cualquier momento vamos a poder revertir si nos interesa cambiarlo y volver a aparecer en Google y otros buscadores.

Eso sí, incluso quitando esa opción y logrando que los buscadores no indexen nuestro perfil, ese proceso puede durar un tiempo. No es algo inmediato, ya que Google puede tardar hasta indexar de nuevo una dirección web, que sería en este caso nuestro perfil de usuario de la red social. Lo mismo ocurriría si en un futuro queremos que lo vuelva a indexar; también habría que esperar un tiempo.

No oculta el perfil en Facebook

Hay que tener en cuenta que lo que estamos haciendo con este proceso que hemos explicado es ocultar el perfil de Facebook en los buscadores como Google. Sin embargo esto no va a impedir que nos encuentren a través del buscador de la propia red social.

Es decir, alguien podría entrar en Facebook, ir al buscador que ofrece y poner allí nuestros datos. En caso de que tengamos cuenta en la red social y no estemos utilizando ningún nombre con el objetivo de hacer que sea anónima, apareceremos para cualquiera. Incluso podrían encontrarnos a través de amigos en común, por ejemplo.

Un caso diferente sería evitar que la información esté disponible para cualquiera que no sea nuestro contacto. Básicamente significa hacer la cuenta de Facebook privada. Podemos configurarlo fácilmente y modificar los puntos que más nos interesen.

Para ello volvemos a ir a Configuración, entramos en Privacidad y justo encima de la indexación en buscadores veremos algunas opciones relacionadas con cómo nos pueden encontrar otros usuarios.

Configuraciones de privacidad en Facebook

Allí podemos marcar, por ejemplo, que solamente nuestros contactos puedan ver la lista de amigos, quién puede buscarnos con la dirección de e-mail o incluso quién podría enviarnos una solicitud de amistad. Son puntos básicos que podemos cambiar para lograr mejorar así la privacidad.

Consejos para proteger la privacidad

Vamos a dar también una serie de consejos para poder proteger la privacidad a la hora de usar redes sociales como el caso de Facebook. Simplemente con tener en cuenta algunos pasos básicos podremos reducir al máximo la probabilidad de que nuestros datos personales puedan terminar en malas manos.

Usar aplicaciones oficiales

Lo primero es utilizar aplicaciones oficiales. En el caso de Facebook, debemos ir siempre a páginas web seguras y descargar de allí el programa. Por ejemplo, podemos usar la tienda de Google Play e instalar la aplicación o simplemente iniciar sesión en la versión web oficial de la red social.

Es cierto que a veces podemos encontrarnos aplicaciones de terceros que cuentan con ciertas características que pueden parecer interesantes, pero en realidad pueden suponer un problema importante para la seguridad. No sabemos realmente quién puede estar detrás y de qué manera afectarnos.

Evitar hacer públicos datos personales

Nunca debemos poner más datos personales de los necesarios. Pero además hay que tener cuidado con qué publicamos en la red. Por ejemplo, no debemos hacer pública la dirección de e-mail, número de teléfono, etc. Esos datos pueden ser registrados por terceros y poner en riesgo la privacidad.

Por suerte, Facebook permite ocultar toda esta información y que no esté disponible más allá de nuestros contactos o incluso para nadie. Debemos revisar estos parámetros frecuentemente para comprobar que todo está configurado correctamente y no tener ningún problema de privacidad.

Cuidado con quién agregas

Es esencial también agregar únicamente a usuarios que sean conocidos, fiables, y que no representen una amenaza. En Facebook, al igual que otras redes sociales, abundan los bots. Son perfiles falsos que solo tienen como objetivo recopilar datos personales y comprometer así nuestra privacidad.

Esos datos pueden compartirlos con terceros y lucrarse. Podrían incluso incluirnos en campañas de Spam o ataques Phishing para robar contraseñas. De ahí que sea necesario evitar este tipo de cuentas cuando tenemos un perfil en redes sociales.

Sentido común

Un consejo más es el sentido común. Es imprescindible evitar cometer errores. Por ejemplo sería un error abrir un link que nos envían por Facebook y descargar algún archivo sin saber realmente quién lo ha enviado o qué puede haber detrás de ese enlace, ya que podría ser simplemente un malware.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de ataques en la red van a requerir de la interacción de la víctima. Van a necesitar que cometamos algún error, que bajemos algún programa o instalemos algo. Debemos siempre estar protegidos, pero mantener el sentido común es fundamental.

2 Comentarios