Inteligencia IP: qué es y cómo ayuda a mejorar la seguridad

Cada día dependemos más y más de nuestra conexión de Internet para trabajar y realizar nuestras tareas habituales. Ahora mismo estamos inmersos en una transición al mundo digital donde debemos proteger los servicios relacionados con la red de redes. Los ciberdelincuentes aprovechan el anonimato que les otorga Internet para realizar ataques y obtener beneficios. Así, estos cibercriminales realizan cada vez ataques más sofisticados. Pero no es sólo eso, además, este tipo de delincuencia cada vez trabaja más en grupo por lo que realizan ataques conjuntos más complejos. Por eso motivo, las empresas de seguridad buscan la manera de proteger a las organizaciones y los Estados. En este tutorial vamos a ver qué es inteligencia IP y cómo puede ayudar a mejorar la seguridad.

Uno de los objetivos que buscamos con el uso de esta nueva tecnología de protección es la prevención de actividades delictivas. El otro es la detección de ataques y de amenazas antes de que se produzcan.

Qué es la inteligencia IP y qué nos ofrece

La inteligencia IP busca proteger las infraestructuras de una empresa mediante la detección y el bloqueo de peticiones de acceso procedentes de direcciones IP asociadas a actividades maliciosas. Hoy en día, las empresas están buscando soluciones de seguridad que puedan sintetizar de forma dinámica la información procedente de distintas fuentes con el fin de obtener el máximo nivel de protección de sus infraestructuras frente a los ataques cada vez más sofisticados de los ciberdelincuentes.

El problema al que se enfrentan las organizaciones que ofrecen contenidos a través de Internet, es que se encuentran expuestas a una gran variedad de ciberataques que proceden de direcciones IP que cambian muy rápido. Por ese motivo, y para que estemos más protegidos, tenemos las soluciones de inteligencia IP cuyo trabajo se basa en:

  • Vigilancia IP con inspección profunda de paquetes DPI.
  • Sistemas de análisis de redes sociales a través de la plataforma OSINT con capacidades HUMINT virtuales.
  • La combinación de diferentes procedimientos y tecnologías para mejorar la visibilidad con finalidad de identificar, prevenir y neutralizar los peligros que nos acechan.
  • Incrementar la protección frente a ataques del tipo cross-site scripting, SQL injection, DDoS, y de otros riesgos asociados a botnets.
  • Defensa contra el tráfico malicioso.

A continuación, iremos hablando de estos conceptos relacionados con la inteligencia IP y de alguno más.

Vigilancia de IP usando DPI y la extracción de metadatos para su análisis

La vigilancia IP con inspección profunda de paquetes DPI se trata de un sistema diseñado para obtener información de múltiples proveedores de servicios de red y también de la utilización de sondas pasivas, en línea o tácticas. En ese sentido, el seguimiento y el acaparamiento del tráfico de Internet a través de redes de conmutación de paquetes se consigue a través de conmutación de paquetes de sonda (PSP). Esto se realiza mediante una solución de hardware y software para el seguimiento y la captura del tráfico de datos en base a unos criterios de interceptación que podemos personalizar a nuestro gusto. Así, podemos trabajar con criterios avanzados orientados a cargas de tráfico a través de una inspección profunda de paquetes con unas capacidades de prefiltrado que se incluyen en las políticas de filtrado de tráfico.

También se puede trabajar con la extracción de metadatos para su posterior análisis. Así, se ofrece a las empresas y los Estados la extracción y recolección de metadatos proporcionándoles inteligencia a través de la información que obtienen. Gracias a ello, se consigue una mejora de sus capacidades de investigación al recolectar de forma masiva, sigilosa e indetectable esa información. Luego podemos obtener información importante cruzando esa información de Internet a través de inspección profunda de paquetes.

OSINT o la inteligencia de fuentes abiertas

Ahora vamos con otro punto importante de la inteligencia IP, que es la plataforma OSINT. Gracias a ella obtenemos una solución modular y con mucho futuro con la que podremos realizar un análisis web y de redes sociales con la finalidad de descubrir, prevenir y neutralizar las distintas amenazas a las que nos enfrentamos todos los días.

Gracias a esta inteligencia de fuentes abiertas, podemos obtener una serie de beneficios como:

  • Recopilación de datos públicos de una amplia gama de fuentes.
  • Geolocalización de los resultados obtenidos.
  • Información de correlación multi-sociales de las plataformas más usadas.
  • Relaciones de análisis y gráficos estadísticos.

Al ser una plataforma abierta, puede integrarse con analíticas de terceros, herramientas, y bases de datos. Además, puede ser una ayuda para los analistas técnicos de informes y ejecutivos de alto rango con las que pueden recibir alertas en tiempo real. En ese sentido, contarían con herramientas para la Deep Web, Dark Web y para las principales redes sociales, como Facebook, Twitter, Instagram, LinkedIn y más.

La inteligencia IP como defensa contra el tráfico dañino

En la actualidad las empresas están expuestas a una gran variedad de ataques peligrosos que parten de unas direcciones IP que cambian a menudo. Algunos ejemplos típicos de esto son el tráfico que puede generar una botnet, un ataque de denegación de servicio distribuida (DDoS) y una infección de malware. Si tienen éxito pueden penetrar en las capas de seguridad de nuestra empresa poniendo en peligro la capacidad de trabajar o el robo de información.

Una buena inteligencia IP y una seguridad más sólida tiene que estar basada en el contexto. En ese sentido se debe identificar las direcciones IP y las categorías de seguridad asociadas con la actividad perniciosa. Así se podría utilizar un servicio de inteligencia IP utilizando listas dinámicas de direcciones IP amenazantes.

Otra de las ventajas del servicio de inteligencia IP es que reduce el riesgo y aumenta la eficacia del centro de datos al eliminar el esfuerzo de procesar el tráfico incorrecto. Así, mejorando la visibilidad de los riesgos de múltiples fuentes podemos detectar actividades maliciosas y direcciones IP gracias a una red global de sensores de amenazas y a una base de datos de inteligencia IP.

La inteligencia IP y las amenazas de las que nos puede proteger

El servicio de inteligencia IP va a identificar y bloquear las direcciones IP asociadas con una gran variedad de fuentes de gran riesgo para nuestra organización como:

  • Exploits de Windows que incluyen direcciones IP activas que ofrecen o distribuyen malware, gusanos o virus.
  • Ataques web en la que se incluye las secuencias de comandos entre sitios, inyección iFrame, inyección SQL, fuerza bruta de contraseña de un dominio y más.
  • Protección frente a los ataques de botnets.
  • Escáneres que van a realizar todo el reconocimiento, sondeos, escaneo de host, escaneo de dominio y fuerza bruta de contraseñas.
  • Denegación de servicio: incluye DoS, DDoS, inundación SYN anómala y detección de tráfico anómalo.
  • Reputación: se va a negar el acceso a direcciones IP que se conoce que están infectadas con malware o que son puntos de distribución de malware.
  • Phishing: bloqueo de direcciones IP que alojan webs de phishing u otros tipos de actividad fraudulenta.

Una ventaja que ofrece el servicio de inteligencia IP es que va a reducir las tareas repetitivas y las configuraciones manuales de los responsables de la red y la seguridad consiguiendo un incremento en la eficiencia.

Por último, la inteligencia IP permite tener actualizaciones automáticas que mantienen protegidos a los sistemas de forma dinámica y los productos pueden ser fácilmente configurados para recibir actualizaciones en tiempo real para garantizar una buena gestión de la seguridad de la organización.

¡Sé el primero en comentar!