Por qué las copias de seguridad en la nube no siempre son seguras

Por qué las copias de seguridad en la nube no siempre son seguras

Javier Jiménez

Contar con copias de seguridad es algo fundamental para nuestro día a día. Es la manera de proteger nuestros datos y archivos y evitar así que puedan perderse en caso de sufrir algún problema. Ya sabemos que algunos tipos de amenazas como el ransomware pueden poner en riesgo todos nuestros archivos. Gracias a este tipo de funciones podremos evitar males mayores. Ahora bien, ¿son seguras las copias en la nube? Explicamos algunos motivos por los cuales no hay que fiar todo a este tipo de plataformas.

Las copias de seguridad en la nube no siempre son fiables

Como hemos mencionado es muy importante crear copias de seguridad. Podemos proteger nuestros archivos y evitar la pérdida de datos si somos víctimas de algún ataque de ransomware. Ya sabemos que este tipo de amenaza tiene como objetivo cifrar nuestros archivos y hacer que sea imposible por parte de los usuarios acceder a ellos.

Por suerte al crear copias de seguridad podemos hacer un respaldo de todos esos archivos que han sido bloqueados. Sin embargo podemos hacer copias de seguridad en dispositivos físicos y también en la nube. Esta última opción es interesante porque cuenta con funciones como la automatización o el poder acceder a los datos en cualquier lugar. Ahora bien, ¿son seguras las copias de seguridad en la nube? Lógicamente todo lo que está expuesto en Internet tiene mayor riesgo.

Todo lo que está en Internet puede estar expuesto

Lo primero es lo que comentamos anteriormente. Cualquier información, datos, archivos que tengamos en Internet pueden quedar expuestos en algún momento. No podemos controlar de igual forma una copia de seguridad que tenemos en un disco físico que aquella que tenemos en la nube.

Es cierto que las medidas de seguridad cada vez son mejores, pero siempre puede haber problemas que hagan que esos datos almacenados queden expuestos.

El ransomware ataca copias de seguridad en la nube

El ransomware es una de las mayores amenazas para nuestros archivos hoy en día. Hemos visto que pueden cifrar los archivos que tenemos en nuestros sistemas y posteriormente pedir un rescate a cambio. Ahora bien, las copias de seguridad pueden librarnos de ciertos problemas.

La cuestión es que existen variedades de ransomware que atacan directamente a las copias de seguridad en la nube. Pueden poner en riesgo así nuestra seguridad. Por tanto podemos decir que las copias en la nube pueden sufrir problemas debido a este tipo de malware.

Puede haber vulnerabilidades en las plataformas

Otro problema que puede estar presente es el de las vulnerabilidades en las propias plataformas que utilicemos. Son muchos los servicios que nos ofrecen la posibilidad de almacenar copias de seguridad. Ahora bien, como ocurre en cualquier herramienta, software o plataforma siempre puede haber problemas de seguridad.

Por tanto las vulnerabilidades en las propias plataformas que utilicemos para alojar nuestras copias de seguridad también puede ser un problema. Hemos visto casos en los que los archivos han podido quedar expuestos debido a fallos en los servicios. Lógicamente estos errores son solucionados en cuanto son conocidos, por lo que siempre debemos mantener las actualizaciones y parches que haya disponibles.

Los datos no siempre están cifrados

Un último problema es que los datos que almacenamos no siempre están cifrados. Esto dependerá mucho del servicio que estemos utilizando. Algunos están más centrados en la privacidad y seguridad y cifran todo el contenido que almacenamos. Otros en cambio no tienen todas las medidas necesarias para ello.

Nuestro consejo es que aquellos archivos sensibles que queramos respaldar en la nube, como pueden ser datos personales por ejemplo, los subamos cifrados. Tenemos una gran cantidad de herramientas de cifrado a nuestra disposición. De esta forma nos aseguraremos de que nuestros datos van a estar correctamente cifrados y a salvo de posibles problemas.

En definitiva, podemos decir que las copias de seguridad son muy útiles para almacenar nuestros archivos. Sin embargo hay que tener en cuenta que no son 100% seguras y hay que tomar ciertas precauciones.