Cómo descargar aplicaciones APK al ordenador desde la Play Store

Escrito por Rubén Velasco
Android
0

Normalmente las aplicaciones de Android las podemos descargar en nuestras tablets y smartphones desde la aplicación correspondiente de Google (Play Store), pero puede ocurrir que por un motivo u otro queramos hacernos con el instalador, por ejemplo, para tener una copia de seguridad de todas nuestras aplicaciones para no tener que volver a bajarnos la aplicación en caso de formatear el móvil.

Para poder descargar los archivos .APK necesitaremos:

  • Tener instalado el navegador Chrome (o Chromium).
  • Instalar un plugin en el navegador.
  • Obtener el DeviceID de nuestro android.

El plugin o extensión podemos descargarlo desde la web de su autor. Nos descargará un archivo con extensión .crx el cual debemos arrastrar sobre la ventana de extensiones del navegador para que se instale.

apk_download_1

Una vez instalado nos aparecerá en la lista de extensiones del navegador.

apk_download_2

Debemos pulsar sobre “configuración” para acceder a la configuración de la extensión. Aquí debemos introducir nuestra dirección de correo, nuestra contraseña y el ID de nuestro dispositivo.

apk_download_3

Para obtener el ID de nuestro dispositivo debemos instalar la aplicación DeviceID disponible en la Play Store y escribirlo en el plugin.

Una vez introducidos los datos, pulsaremos sobre Login para activar la extensión con nuestra configuración, después de esto, ya tendremos la extensión funcionando. Para probarla accedemos a la Play Store sobre una aplicación cualquiera y nos debería aparecer un icono en la barra de direcciones para descargar el archivo apk. Hacemos click sobre él y comenzará la descarga.

apk_download_4

El desarrollador ha desactivado su extensión para las aplicaciones de pago. Esta extensión no está orientada a realizar acciones de piratería. También nos avisa que la usemos bajo nuestra propia responsabilidad ya que viola el término de licencia 3.3 y nunca se sabe cómo puede responder Google.

También debemos pensar que estamos facilitando algunos datos sensibles a una aplicación de origen desconocido, y aunque el desarrollador nos afirma que no almacena ningún dato, no tenemos acceso al código fuente para ver que en verdad es cierto. Hay que tener cuidado al utilizar este tipo de aplicaciones.