Qué son las ondas milimétricas y por qué son vitales para el 5G

Las conexiones inalámbricas forman parte muy importante hoy en día a la hora de navegar por la red. El cable ha ido dando lugar poco a poco a las redes inalámbricas. Hablamos de por ejemplo las redes Wi-Fi, muy presentes en nuestro día a día y que han crecido al mismo ritmo que lo han hecho los dispositivos móviles. Cada vez tenemos más aparatos conectados a Internet y eso necesita de una tecnología competente. En este artículo vamos a explicar qué son las ondas milimétricas y por qué son importantes para el 5G.

El auge de las conexiones inalámbricas

Hace unos años navegábamos por Internet principalmente desde un ordenador conectado a un router por cable. No había muchas más opciones. Poco a poco fueron surgiendo los routers con capacidad inalámbrica, así como los dispositivos móviles que necesitaban conectarse de esta manera.

En la actualidad podemos decir que la gran mayoría de las conexiones proceden de redes inalámbricas. Es cierto que podemos tener uno o varios ordenadores en casa conectados por cable. Sin embargo si pensamos en todo lo demás, seguro que tenemos varios móviles conectados al Wi-Fi, alguna tableta, televisiones…

Precisamente lo que se conoce como el Internet de las Cosas es lo que requiere cada vez más conexiones inalámbricas. Hablamos de por ejemplo bombillas Wi-Fi, reproductores de vídeo, televisiones… Todo ello requiere de una conexión inalámbrica para poder unirse a la red.

Mejoras de seguridad en el estándar 5G

Qué son las ondas milimétricas y su uso en el 5G

Volviendo al tema central de este artículo, vamos a explicar qué son las ondas milimétricas. En los últimos tiempos las ondas milimétricas se han ampliado. Se refieren a una nueva serie de protocolos de comunicación en el rango de longitud de onda corta de 1 a 10 mm y bandas de alta frecuencia de 30 a 300 GHz.

Representan una parte fundamental del 5G. Las redes de ondas milimétricas (mmWave en inglés), pueden ser la respuesta a los objetivos de los operadores de telecomunicaciones para proporcionar conectividad de alta capacidad. Esto es así ya que admite 10 Gbps y velocidades de datos superiores. Esto hace que estén ampliamente aceptadas en los plantes de implementación del 5G.

Sin duda los consumidores finales serán quienes más se beneficien de ello. Ya sabemos que la velocidad y capacidad de Internet son factores muy importantes. Es cierto que en los últimos años han mejorado notablemente, pero incrementarán aún más gracias a la llegada del 5G. Esta tecnología estará presente durante los próximos años y nos ofrecerán velocidades que superarán con creces lo que hemos tenido hasta ahora.

Gracias a que las ondas milimétircas operan en un espectro superior a 30 GHz, tienen características ligeramente diferentes a las redes de menos de 6 GHz, incluidos los 2.4 GHz actuales que se utilizan en redes LTE / 4G.

Una de las cuestiones más importantes es la capacidad del área de cobertura. Para poder ampliar las velocidades de datos también es necesario proporcionar un aumento en la capacidad de rendimiento en un área determinada.

Esto va a provocar un cambio importante respecto al 4G. Si hablamos de la tecnología actual para el 4G, se requiere de torres de celdas de 10 a 30 metros con dispositivos de aumento de señal que pueden alcanzar de 70 a 80 kilómetros.

Las ondas milimétricas van a mejorar notablemente este aspecto y aplicarlo al 5G. Va a requerir de un rango menor de actuación gracias a las celdas más pequeñas que necesita. Las antenas son más pequeñas y no necesitan colocarlas en alto. Esto va a facilitar el despliegue en zonas rurales y también en instalaciones en carreteras, por ejemplo.

El hecho de que mmWave tiene un mayor ancho de banda va a facilitar que puedan alojar más dispositivos conectados en un despliegue de 5G. Esto sin duda ofrecerá no solo una mayor velocidad, sino también una mejor calidad del servicio.

En definitiva, las ondas milimétricas van a estar más que presentes en los próximos años. Serán un pilar básico para nuestras conexiones inalámbricas.