¿No aparece la configuración del Wi-Fi en Windows? Prueba estas soluciones

A la hora de navegar por Internet hoy en día la mayoría de usuarios utilizan las redes inalámbricas. Si echamos la vista atrás hace solo unos años lo normal era conectarnos con un ordenador conectado por cable al router. Poco a poco han ido apareciendo nuevos dispositivos móviles que permiten conectarnos de forma inalámbrica y junto a la mejora de los routers han hecho que conectarse a través del Wi-Fi sea algo muy frecuente. Ahora bien, en ocasiones este tipo de conexiones dan problemas. Hoy vamos a hablar de cómo solucionar cuando no aparece la configuración del Wi-Fi en Windows 10.

Por qué no aparece la configuración del Wi-Fi

Las redes inalámbricas son más inestables, suelen ofrecer menos velocidad y dan más problemas. Por ello es importante poder configurarlas correctamente. Pero claro, ¿y si no aparece la configuración del Wi-Fi? Esto puede ocurrir por diferentes motivos, pero generalmente va a ser por un conflicto con los drivers.

Problema con los drivers

Si la configuración del Wi-Fi no aparece, es muy probable que sea por un error con los drivers de la tarjeta de red. Puede ocurrir si estamos utilizando una versión obsoleta, no los hemos instalado correctamente o cualquier conflicto a nivel de software. Esto impedirá que podamos usarlo con normalidad y generará fallos típicos.

Puede ocurrir también que esos fallos sean debido a problemas con el software. A veces depende del sistema operativo que estemos utilizando, de posibles actualizaciones, etc. Si has actualizado recientemente Windows, tal vez se quedó pillado en algún momento y eso ha generado algún conflicto con los drivers.

Algún malware está afectando

Otra causa que suele estar presente en este tipo de problemas es cuando hay algún virus que afecte al sistema. Esto puede dar lugar a que no nos muestre bien el menú Inicio, la configuración o alguno de los elementos que usamos, como sería el Wi-Fi en este caso.

Los problemas de seguridad son frecuentes y no siempre actúan igual, pero sin duda algo que podemos ver es que provoque que Windows no funcione con normalidad. Lo podemos ver reflejado en el hecho de desaparecer programas, iconos o herramientas que formen parte del sistema operativo.

Fallo a nivel de hardware

No hay que olvidarse de los errores de hardware. Tal vez la propia tarjeta de red no funcione correctamente, algo que puede pasar especialmente si utilizamos un receptor USB y que esté dañado. Es algo que vamos a tener que observar y verificar que realmente no sea un problema de software.

Si el hardware falla, evidentemente no lo va a detectar Windows y no vamos a poder ver la configuración. No vamos a poder hacer nada y sería como si directamente no lo tuviéramos conectado.

Cómo solucionar cuando no aparece la configuración del Wi-Fi

Este es un problema que aparece en algunos usuarios. De repente la configuración del Wi-Fi no se muestra en Windows 10. No está el botón para poder ir a la configuración y, en definitiva, conectarnos a una red. Generalmente podemos solucionar este problema fácilmente siguiendo unos sencillos pasos que vamos a mencionar.

Actualizar el sistema y los drivers de red

Lo primero que recomendamos es mantener el sistema actualizado correctamente, así como tener las últimas versiones de los drivers de red. En ocasiones pueden surgir problemas si hemos actualizado Windows y esa versión no es compatible con la que tenemos de los drivers de red, o al revés.

Podría ocurrir también que hayamos dejado una actualización a medias y esto genere problemas. Por ello recomendamos en primer lugar comprobar que tenemos las últimas versiones instaladas tanto de los drivers de la tarjeta de red como del sistema operativo.

Una vez actualicemos todo lo mejor es reiniciar el sistema. De esta forma comprobaremos si al iniciarlo nuevamente se han solucionado los problemas.

Reiniciar el equipo

También un punto muy básico es el de reiniciar el equipo. Con esto podemos solucionar muchos problemas de este tipo que pueden aparecer y dañar el buen funcionamiento del sistema. Simplemente consiste en apagar el ordenador y volver a encenderlo para resetear de alguna manera esos pequeños fallos que puedan surgir, como por ejemplo una aplicación o proceso que se hayan quedado pillados.

Este paso lo podemos combinar incluso con el reinicio del router, en caso de que haya problemas para conectarnos al Wi-Fi. Eso sí, en este caso hay que reiniciarlo correctamente: debemos mantener el router apagado al menos 30 segundos y posteriormente lo volvemos a encender, para que así el reinicio se lleve a cabo correctamente.

Iniciar el solucionador de problemas

A veces simplemente basta con iniciar el solucionador de problemas de Windows. Puede ser muy útil para resolver ciertos problemas que puedan afectar a nuestros dispositivos. Para ello hay que ir a Inicio, Configuración, Red e Internet, Estado y Solucionador de problemas de red.

Solucionador de problemas de Windows

Comprobar que la tarjeta de red está conectada correctamente

¿Tenemos correctamente instalada la tarjeta de red Wi-Fi? Este es otro punto que debemos tener en cuenta. En ocasiones simplemente el problema se debe a que no está conectada correctamente. Esto puede pasar principalmente si se trata de una tarjeta externa que podemos desconectar.

Por tanto algo más que debemos tener en cuenta es el hecho de comprobar que la tarjeta de red esté bien insertada y lista para funcionar. Si por ejemplo hemos instalado recientemente un receptor Wi-Fi USB, tal vez se haya movido o ese puerto no funcione correctamente.

Mantener el sistema libre de malware

Esto es algo genérico. Cualquier tipo de malware puede comprometer el buen funcionamiento del sistema y afectar de maneras muy diversas. Debemos tener en cuenta siempre la importancia de contar con herramientas de seguridad. De esta forma podremos evitar la entrada de amenazas que comprometan nuestros sistemas. Un buen antivirus es importante.

Son muchas las amenazas que hay en la red y debemos protegernos adecuadamente en todo momento. Es importante que tengamos siempre herramientas de seguridad que puedan ayudarnos a ello. Es algo que debemos aplicar sin importar qué sistema operativo estemos usando en ese momento o qué tipo de dispositivo sea. Siempre hay que estar protegidos.

Comprobar que no hay ningún programa interfiriendo

Otra cuestión más que debemos tener en cuenta es la de asegurarnos que no hay ningún tipo de programa que pueda estar interfiriendo. En ocasiones instalamos algún tipo de software y éste causa problemas en el sistema. Podría hacer que no aparezca la configuración del Wi-Fi en Windows o que no podamos acceder correctamente a la red. Simplemente debemos ver si hemos instalado recientemente alguna aplicación y está causando algún tipo de problema.

Normalmente los programas que suelen dar problemas de este tipo son los de seguridad. Tal vez si tenemos un firewall mal configurado, algún antivirus que no funcione bien o incluso también el uso de VPN que pueda bloquear las conexiones y los adaptadores que tenemos instalados. Conviene revisar todo esto y, en caso de ser necesario, parar esas aplicaciones.

En definitiva, estos son algunos pasos que podemos dar si no aparece la configuración del Wi-Fi en Windows 10. Como vemos son puntos sencillos y básicos que hay que tener presentes en caso de problemas. Lo normal es que se trate de algún error de software, como puede ser una falta de actualización o algún programa que esté causando conflicto.