PIN, patrón o sistemas biométricos: ¿Cuál es la opción más segura?

Escrito por Adrián Crespo

Aglutinan muchas operaciones a lo largo de un día. Sin embargo, ¿está correctamente protegido? En la mayoría de las ocasiones, los smartphones no son seguros y permitirían el acceso no autorizado a la información almacenada en el interior. En este artículo, vamos a tratar de explicar cuál es la mejor forma de proteger nuestro terminal móvil o tableta: utilizando un patrón, el clásico PIN o sistemas biométricos.

La motivación de encontrar la mejor forma de proteger el acceso a nuestro dispositivo es impedir que la información contenida en él caiga en manos ajenas. Tanto los dispositivos iOS como la inmensa mayoría de equipos Android actuales cuentan con diferentes formas para alejar los usos no autorizados. Algunas son más efectivas que otras.

Es indudable que cada vez se les da un uso mayor a estos dispositivos. Desde operaciones bancarias, pasando por servicios de mensajería o compras en tiendas online. Lo que está claro, es que el uso actual está lejos de ser solo realizar y recibir llamadas, escuchar la radio o música.

Se maneja información importante. Por este motivo, el acceso al dispositivo debe estar protegido acorde a los datos que se encuentran en el dispositivo.

Pero, ¿cuál es le mejor opción? Para resolver esta pregunta, vamos a hablar de forma detallada de cada una de ellas.

Formas de proteger el acceso a nuestro dispositivo

A continuación, hablaremos de los tres métodos existentes para proteger el acceso a nuestros dispositivos

PIN

El método más clásico que ya existía incluso en los terminales móviles pioneros. Sin lugar a dudas el más extendido, pero también el menos seguro. Si el código no es excesivamente largo, no sería complicado llevar a cabo un ataque de fuerza bruta. En algunos sistemas operativos, solo se impone una longitud mínima de 4 dígitos. Es obvio que existe cierta complejidad, pero en más de una ocasión, se ha conseguido averiguar este código. Sobre todo, si tenemos en cuenta que siempre existen miradas indiscretas.

Patrón

Es el sistema más utilizado por los usuarios de dispositivos con sistema operativo Android. Se trata de una solución que depende del sistema operativo. El funcionamiento es muy sencillo: unir puntos en un orden concreto. Se pueden configurar diferentes tamaños de cuadrícula: 3×3 o 4×4. Obviamente, cuanto mayor sea el tamaño más combinaciones existentes y más difícil es adivinar el patrón configurado.

Sin embargo, este método tiene un pequeño inconveniente: la suciedad de la pantalla. De la misma forma que las pulsaciones se quedan marcadas, el arrastre del dedo para realizar la unión de los diferentes puntos también queda marcado. Esto puede facilitar a terceras personas acceder al dispositivo en un escenario de un robo.

Sistemas biométricos

Sin lugar a dudas los más seguros. Los dos más extendidos son el reconocimiento facial y dactilar. Al utilizar una parte que forma parte de nuestro cuerpo, es imposible desbloquear el dispositivo. Es cierto que se ha conseguido engañar a este tipo de sistemas, sobre todo si hablamos de los lectores de huellas. Pero es cierto que para que esto suceda es necesario haber tenido acceso a la huella de esa persona.

Si queremos proteger nuestro dispositivo, sin lugar a dudas se trata de la mejor opción. En el caso de la identificación facial, aún está en desarrollo, siendo la lectura de huellas dactilares la más fiable.

El único inconveniente es que se trata de una solución hardware que no solo depende del sistema operativo, también del fabricante de los dispositivos. Lo que queremos decir es que no todos los terminales poseen este hardware, reservado sobre todo para teléfono de gama alta.

La mejor opción: Sistemas biométricos

Si tuviéramos que elegir una, sin lugar a dudas, un sistema de desbloqueo biométrico sería el más adecuado. No existe una forma de recrearlo y utilizarlo de forma no autorizada, o al menos de forma sencilla.

Además, se trata de un añadido hardware que se encuentra bastante extendido, incluso a smartphones y tablets de gama media.

Si quieres proteger tu información, evitando que caiga en manos no deseadas ante un robo del terminal, sin lugar a dudas, la mejor opción es un sistema biométrico.

Continúa leyendo
  • Eso de que los sistemas biométricos son más seguros tal cual. Cualquiera con muy poca preparación puede clonar una huella dactilar. Tanto que es más fácil conseguir una huella que el romper una contraseña cifrada larga.

    Hasta la lectura del iris que es de lo más fiable, se podría saltar relativamente fácil. Y más ahora con la calidad de óptica que tienen muchos teléfonos móviles.

    Salu2

Últimos análisis

Valoración RZ
9
Valoración RZ
6
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
10
Valoración RZ
9
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10