Cómo reconocer si un link de descarga es legítimo o puede ser un fraude

Escrito por Javier Jiménez

Existen muchas formas de descargar programas y archivos en Internet. Por lo general, cuando vamos a instalar un programa, buscamos su nombre en Google. Aquí lo normal es que encontremos varios links. Todos ellos supuestamente nos llevan a una página donde poder descargar esa aplicación. Sin embargo no todos estos enlaces son legítimos. Algunos pueden contener adware o algún tipo de malware oculto que ponga en riesgo nuestro equipo. En este artículo vamos a explicar cómo reconocer si un link es legítimo o es un fraude.

Links fraudulentos al descargar programas

Hemos visto recientemente el caso de Google Chrome y los anuncios para descargarlo que pueden afectar a nuestro equipo. Pero esto no es algo exclusivo del famoso navegador de Google y puede estar presente en multitud de aplicaciones.

El problema llega cuando los ciberdelincuentes perfeccionan sus técnicas y hacen más creíbles esos enlaces. Puede resultar complicado diferenciar cuál es el legítimo y cuál un fraude. Sin embargo hay algunas pautas básicas y recomendaciones a tener en cuenta.

Descargar un programa desde un link malicioso puede traer problemas para el buen funcionamiento de nuestro sistema. Es posible que incluya adware, algún tipo de malware que afecte al rendimiento o incluso algún minero de criptomonedas. Esto último es algo que ha crecido en los últimos tiempos debido al auge de las monedas digitales.

Cómo reconocer un link fraudulento

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es el propio link, su nombre. Ahí nos da pistas bastante visibles de si puede tratarse de un enlace falso. Si se trata de un nombre que poco o nada tiene que ver con lo que queremos descargar, hay que desconfiar. Pero no siempre es tan fácil, ya que a veces puede ser un nombre muy parecido al oficial.

El lugar donde encontramos ese link. No siempre vemos el enlace de descarga desde Google. En ocasiones lo encontramos en otra página que nada tiene que ver. Puede ser a través de un anuncio publicitario, por ejemplo. Hay que observar bien esto, ya que podemos caer en el error de acceder a través de un link publicitario que nos lleve a un programa que realmente contiene adware.

Buscar el contenido de esa web. Siempre, como hemos mencionado, hay que ver bien el link y todo lo que le rodea. Hay que tener presente que esa página contenga cosas relacionadas con lo que vamos a bajar realmente. Si queremos descargar un programa de edición de vídeo, por ejemplo, no tendría sentido que en esa página aparezca contenido relacionado con aplicaciones bancarias. Un link legítimo podría ser realmente un fraude.

A la hora de instalar el programa, también podemos saber si lo hemos descargado de una página legítima o no. Hay veces que al instalar nos piden aceptar cosas tales como añadir un antivirus u otro programa. Realmente esto puede contener adware. Hay que fijarse bien y desconfiar si el instalador nos pide cosas que no estén relacionadas con lo que realmente queremos instalar.

Saber si es un link legítimo de descarga

Qué hacer para descargar con seguridad

Lo mejor, sin duda, es hacerlo a través de páginas oficiales. A veces al buscar en Google tendemos a entrar en los primeros links que vemos. No siempre estos son los oficiales. La posición en la que aparezcan no tiene que determinar si es oficial o no. Siempre debemos asegurarnos de que estamos en la página oficial para descargar un programa.

También es muy importante contar con programas y herramientas de seguridad. Un buen antivirus puede bloquear la descarga de un archivo fraudulento. Podemos librarnos de contagiar nuestro equipo con adware o cualquier otro tipo de malware.

Pero lo más importante de todo es el sentido común. Estar alerta ante posibles pruebas de que un link, página o archivo pueda ser dañino para nuestro equipo.