Conoce todas las opciones para acceder a tus archivos de forma remota en cualquier lugar

Hoy en día Internet nos ofrece un gran abanico de posibilidades. Nos acerca mucho más al contenido que tenemos disponible y a la información. Podemos disponer de nuestros archivos en cualquier lugar utilizando para ello diferentes herramientas y funciones. En este artículo vamos a hablar de ello. Vamos a explicar cómo podemos acceder a nuestros archivos de forma remota sin importar dónde nos encontremos.

Cómo acceder a los archivos de forma remota

Para acceder a los archivos de forma remota podemos utilizar una serie de plataformas y servicios. Muchas de ellas son totalmente gratuitas, mientras que también tendremos opciones de pago.

Tener un NAS

Una de las opciones con las que podemos tener nuestros archivos disponibles en cualquier lugar y acceder a ellos desde cualquier dispositivo es contar con un NAS. Allí podremos crear copias de seguridad, subir y bajar archivos desde nuestros dispositivos y, además, todo de forma segura al ser de nuestra propiedad.

Hay que tener en cuenta que depende del NAS que utilicemos podremos o no acceder a esos archivos a través de aplicaciones para móviles de una manera sencilla. En ocasiones tendremos que acceder a través de FTP o del navegador.

En cualquier caso, es una de las mejores opciones que podemos encontrar para tener nuestros datos e información siempre disponibles en cualquier lugar.

Alojamiento en la nube

Otra forma de acceder a nuestros archivos de forma remota desde cualquier lugar es a través del alojamiento en la nube. Aquí encontramos un gran abanico de posibilidades. Podemos utilizar plataformas como Google Drive o Dropbox, por ejemplo. Hay algunas que son gratuitas y otras de pago, según también la capacidad que necesitemos o las opciones que nos interesen.

Para un uso personal y sin necesitar demasiado espacio nos vale perfectamente las versiones gratuitas. Sin embargo podemos optar por alguna de pago si vamos a requerir de más espacio o hacer un uso intensivo.

Este tipo de plataformas suelen ser multiplataformas. Podremos acceder a los archivos desde cualquier dispositivo y en cualquier lugar. También es perfecto si queremos crear copias de seguridad mientras viajamos, por ejemplo, así como liberar espacio en el móvil.

Os dejamos un artículo donde explicamos las mejores plataformas de almacenamiento en la nube.

Disco duro externo conectado al router

Es un poco parecido a la manera en la que funciona un NAS. Sin embargo hay que tener en cuenta que necesitaremos dispositivos compatibles. Básicamente consiste en agregar un disco duro a nuestro router.

Para ello el router tiene que contar con puertos USB que permitan conectar otros dispositivos. También que permita la configuración necesaria para leer ese tipo de memoria y que nosotros, de forma remota, accedamos al contenido.

El rendimiento será inferior a un NAS, pero puede ser más económico. Una manera más de poder entrar en nuestros archivos aunque estemos a miles de kilómetros.

Acceder a archivos de forma remota

Escritorio remoto

Tenemos la posibilidad de acceder de forma remota a otros dispositivos desde cualquier lugar gracias a las diferentes aplicaciones de escritorio remoto. Es una forma de controlar también nuestro equipo desde cualquier lugar. El problema principal es que ese dispositivo tiene que estar encendido.

En este sentido tenemos diferentes opciones para todo tipo de sistemas operativos. Una de las opciones más populares es utilizar el escritorio remoto de Chrome. Tendremos un control sobre ese dispositivo y, en definitiva, podremos acceder a los archivos que almacena.

Crear un servidor FTP en nuestro equipo

Una opción más para acceder a nuestros archivos de forma remota es crear un servidor FTP en nuestro equipo. De esta forma lo podremos configurar para darle permisos y poder acceder de forma remota desde otro dispositivo.

Lógicamente tenemos que configurarlo con una contraseña para evitar que posibles intrusos puedan acceder al contenido. Es, en definitiva, una alternativa más.

Como hemos visto tenemos varias opciones diferentes para acceder a nuestros archivos de forma remota y desde cualquier lugar. Un abanico de posibilidades interesante que podemos tener en cuenta cuando necesitemos controlar un equipo desde fuera o en un momento dado tener acceso a información o datos almacenados.