No cometas estos 5 errores: es lo peor para tu WiFi de tu casa

No cometas estos 5 errores: es lo peor para tu WiFi de tu casa

Sergio De Luz

Todos nosotros utilizamos las redes WiFi en casa para conectarnos a Internet de manera inalámbrica, desde nuestros ordenadores portátiles, smartphones, tablets e incluso también podemos conectar la Smart TV y cualquier dispositivo de domótica. En muchas ocasiones tenemos poca cobertura por casa, y decidimos poner repetidores WiFi, pensando que esto puede solucionar el problema. A continuación, os vamos a explicar cuáles son los principales errores que cometes y que realmente es lo peor para el WiFi de casa.

Errores más habituales

Existen varios errores muy habituales que se cometen cuando vamos a utilizar el WiFi, y es que tener controlado cualquiera de los siguientes errores que os vamos a explicar, es crítico para obtener la mejor cobertura en casa, y también la mejor velocidad real posible cuando nos conectamos al WiFi.

Colocación del router

Es uno de los errores más habituales más habituales que cometemos y afecta muchísimo a la cobertura WiFi de casa. En las viviendas nuevas normalmente tenemos un PAU (Punto Acceso al Usuario) en la entrada de la casa, donde llega la fibra óptica y donde podemos conectar el router. Colocar el router en esta ubicación es un completo error, por varios motivos:

  • Está en un sitio que no está centrado en la casa (normalmente).
  • Está metido dentro de una caja y colocado como hemos podido.
  • Si colocamos un espejo o un mueble para tapar el PAU del pasillo, tendremos aún peor cobertura y velocidad WiFi real.

 

Lo mejor que puedes hacer en estos casos, es intentar pasar la fibra por los conductos hasta el salón, o bien conectar aquí la ONT y luego un router neutro que reparta la conexión a Internet por toda la casa, y que esté ubicado en un lugar céntrico.

Si ya tienes la toma de fibra en el salón, esto facilita mucho las cosas, porque solo tienes que colocar el router en un lugar céntrico y sin obstáculos, por lo que no lo pongas detrás de la TV, dentro de un cajón o detrás del mueble. Debe estar bien a la vista para repartir el WiFi de manera uniforme, y nunca coloques un libro o algo encima del router si está diseñado para ubicarlo de manera horizontal, como el típico router HGU de Movistar.

Mala configuración de los canales

Hoy en día tanto la banda de 2.4GHz como 5GHz están bastante colapsadas, por este motivo es muy importante que elijamos un canal libre de interferencias. Normalmente los routers incorporan la posibilidad de seleccionar un canal de manera automática, pero es posible que si hay una red nueva no cambie de canal hasta que lo reiniciamos, ya que depende de cómo esté programado el firmware.

Lo mejor que puedes hacer es fijar un canal WiFi en las dos bandas de frecuencias, y elegir uno que sea el más lejano de la red WiFi más cercana. De esta forma, tendremos las mínimas interferencias posibles. Si nuestro canal coincide con un router WiFi que está muy alejado, apenas tendremos interferencias porque está demasiado lejos.

Comprar repetidores cuando no los necesitas

Antes de comprar repetidores WiFi que colapsan el espectro, comprueba si ubicando el router correctamente y si eligiendo el canal WiFi adecuado es suficiente para mejorar tu cobertura, de lo contrario, ten esto en cuenta:

  • Compra repetidores WiFi 6 con triple banda simultánea para no saturar tanto el espectro.
  • Si es posible, compra un sistema WiFi Mesh con triple banda simultánea, te funcionará mucho mejor.
  • PLC con Wi-Fi, es una opción muy recomendada en determinados casos.

No compres repetidores por comprar, solamente hazlo si realmente lo necesitas porque te estás conectando desde muy lejos.

Habilitar la compatibilidad con estándares antiguos

Los routers WiFi proporcionan compatibilidad con estándares antiguos como 802.11b/g, si el firmware lo soporta, sería recomendable quitar la compatibilidad con estos estándares tan antiguos, notaremos una mejoría en la velocidad WiFi que conseguiremos en casa.

Hay fabricantes como los routers de ASUS que el firmware permite configurar en detalle los protocolos que deben soportar, pero no todos los modelos incorporan esta funcionalidad, sino que suelen dar prioridad a la compatibilidad por encima de velocidad.

Conectar decenas de dispositivos simultáneamente sin red Mesh

Con cada cliente WiFi que conectes, la red inalámbrica irá más lenta. En estos casos, lo mejor que puedes hacer es desconectar los dispositivos que no estés usando para dejar «vía libre» a los demás. Otra opción es comprar un sistema WiFi Mesh triple banda y repartir los dispositivos conectados entre los diferentes nodos que tenemos repartidos por toda la casa.

Tal y como podéis ver, solucionando estos 5 errores muy habituales, podemos tener mayor cobertura en casa y una mejor velocidad.

1 Comentario