Las empresas no protegen la información personal de sus usuarios

Las empresas no protegen la información personal de sus usuarios

Adrián Crespo

Hace tiempo que la protección de la información de los usuarios que estos entregan a empresas y servicios web está siendo llevada a debate. Y es que últimamente estamos encontrando una gran cantidad de problemas de seguridad en los que los principales perjudicados son los usuarios.

Según un estudio realizado por GreenSQL, más del 65% de las empresas no protegen los datos de sus clientes de una forma adecuada y a muchos de estos datos pueden acceder consultas no autorizadas.

A pesar de esto datos, estudios paralelos demuestran que el número de problemas de seguridad en empresas ha aumentando de forma considerable, lo que supone que del 65% que hablamos anteriormente, cerca del 80% de estas empresas confirma haber sufrido problemas de seguridad.

A lo largo de este año hemos podido comprobar que ni las grandes empresas se libran de sufrir este tipo de problemas:  Twitter, Last.fm, Gamingo, Yahoo! o LinkedIn son algunas de las «más famosas» que han sido afectadas, sin olvidarnos de Nvidia o AMD, que también han tenido sendos problemas de seguridad.

Muchas medidas son insuficientes

A pesar de que en muchos lados pueda leerse que la protección de los datos del cliente es algo fundamental para la empresa o los servicios, el estudio no lo revela asía ya que, además del 65% que anteriormente hemos visto, el 35% restante utiliza medidas de protección de datos que si bien, no están obsoletas, no son utilizadas de forma correcta, por lo que nunca se llega a conseguir el resultado esperado.

Las bases de datos, el mayor atractivo

siguen siendo el mayor atractivo si estamos hablando de espionaje industrial o de hackers y ciberdelincuentes en los referido a páginas web o servicios de internet. Se tratan de las principales «fábricas» de información y gracias a las cuales no es necesario buscar en exceso para conseguir un buen botín.

Por eso, en lo que llevamos de años, el número de ataques a sitios web con una cartera amplia de clientes se ha visto incrementado, y desde las empresas de seguridad no tienen previsto que descienda a corto plazo.