Flameshot, un software para realizar capturas de pantalla compatible con sistemas Linux

Escrito por Adrián Crespo

¿La mejor? Eso ya sabemos que depende de los gustos de cada uno. Lo que es cierto es que cada vez son más alternativas las existentes. Los usuarios tienen dónde elegir, escogiendo el software que mejor se adapte a sus necesidades. En este artículo vamos a hablar de Flameshot, un software gratuito disponible para equipos con sistema Linux que permite realizar capturas de pantalla.

Podemos establecer ciertas similitudes con la aplicación Recortes de los equipos con sistema operativo Windows 7 o posterior. Sin embargo, es necesario salvar las distancias. Sobre todo, porque la aplicación que nos ocupa en este artículo posee muchas más funciones de edición, sin la necesidad de recurrir a una herramienta externa.

Flechas, díalogos, rectángulos, anotaciones y bocadillos son algunos de los elementos que el usuario puedo utilizar con Flameshot. El usuario también podrá subrayar y dibujas líneas brevemente. Es decir, como un Paint, pero sin la posibilidad de hacer uso de la app sin tomar una captura de pantalla.

Los usuarios que ya la han utilizado indican que se trata de la mejor aplicación para realizar capturas de pantalla, agrupando funcionalidad y sencillez.

Funcionamiento de Flameshot

Los elementos como rectángulos o círculos se pueden editar, pudiendo elegir el color y el grosor del trazo del contorno. También es posible mover el área de selección de la captura. Sí, aunque no lo habíamos dicho hasta este momento, indicar que no es necesario obtener una captura de toda la pantalla. El usuario puede escoger que región de la misma será el objetivo.

La captura realizada puede dirigirse al portapapeles o subirse al servicio Imgur. Por el momento no se sabe si en un futuro añadirán la opción de subir estos archivos a servicios de almacenamiento en la nube. Sería una funcionalidad muy atractiva.

Todas las operaciones básicas son accesibles a través de atajos de teclado.

Instalación de la herramienta

El principal problema de esta aplicación es el proceso de instalación. A diferencia de otras, podríamos decir que no se trata de una tarea del todo sencilla, pudiendo suponer un problema para aquellos usuarios menos duchos en sistemas Linux.

El aspecto positivo es sin lugar a dudas su amplia compatibilidad. Mientras otros software solo se limitan Ubuntu y sus derivados, en el caso de esta herramienta es compatible con un gran número de distribuciones.

Para realizar la instalación, una vez descargado el paquete y descomprimido, debemos utilizar el siguiente comando en el directorio raíz:

qmake && make

Tras la operación de compilado, se puede lanzar la instalación con el siguiente comando:

qmake && make

Es muy importante resolver las dependencias. En función de cada distribución serán diferentes.

Se puede descargar el código fuente y consultar más información de la instalación a través del siguiente enlace.

¿Es recomendable su uso?

Se trata de algo subjetivo en muchas ocasiones. Sin embargo, creemos que esta aplicación te puede facilitar y mucho la tarea de realizar capturas de pantalla. Es muy fácil de utilizar, siendo posible para el usuario combinar la captura con otros elementos de dibujo.

Si eres usuario de un equipo con sistema operativo Linux, es sin lugar a dudas un software que al menos debes probar.

Últimos análisis

Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
9
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10