Error 500 o Internal Server Error: qué significa y cómo solucionarlo

Cuando navegamos por Internet podemos encontrarnos con todo tipo de errores, desde errores relacionados con los protocolos de red hasta errores relacionados con problemas en nuestra conexión o generados directamente en el servidor que aloja la página web, como el Error 503 «Service Unavailable» o un error bastante común, incluso en páginas web de mucho prestigio como Google, Facebook o YouTube, y que puede impedirnos acceder a dicha web: el Error 500, también definido como «Internal Server Error«.

El Error 500 forma parte de los errores 5xx de las páginas web, es decir, errores que se suelen generar en el servidor que aloja la web y para el que, en la mayoría de los casos, no tenemos nada que hacer. Este error se suele generar cuando ha ocurrido un problema con la configuración del servidor y que, por algún motivo, no es posible identificar la causa concreta del mismo, por lo que no se puede ser más preciso en su definición.

Este error es muy frecuente en páginas web que tienen mucho tráfico simultáneo, como las que ya hemos mencionado. En ocasiones puede aparecernos una página HTML personalizada con el error (como la ballena de Twitter), una página simple con un ID (como la del mono que intenta arreglar YouTube) o la web HTML por defecto de los servidores Apache y Nginx.

Error 500 YouTube

Las causas por las que aparece el error 500 pueden ser muy variadas, como, por ejemplo, que el servidor se haya saturado y no pueda dar servicio a más usuarios, que se haya bloqueado el proceso del servidor e incluso que esté siendo víctima de un ataque informático y las medidas de seguridad del servidor estén lanzando este mensaje de error para protegerse.

Qué hacer si una web está devolviendo error 500

Si no somos los responsables de una web, y esta nos está devolviendo el error 500 en el navegador, la verdad es que no podemos hacer nada por solucionarlo, más que esperar. Este error, como hemos explicado, se debe a un problema que se está ocasionando en el servidor, no en nuestro ordenador o en nuestra conexión, por lo que no podemos hacer nada.

Si queremos probar, podemos borrar las cookies, los archivos temporales y la caché de nuestro navegador para ver si por alguna razón son estas las que están generando los problemas, aunque no suele ser lo habitual. Lo mejor que podemos hacer para solucionar el error 500 al visitar una web es esperar. Normalmente en unos segundos, o algún minuto, las grandes webs ya detectan el problema y lo solucionan para que todo vuelva a funcionar con normalidad.

Si somos administradores de una web que está devolviendo el error 500 a los usuarios, las causas más comunes por las que este error suele aparecer son:

  • Problema con los permisos de archivos o carpetas necesarios para que la base de datos o la web carguen.
  • Tiempos de espera demasiado largos en las solicitudes PHP. Aumentando los tiempos de espera se puede solucionar este problema cuando una web tiene demasiado tráfico.
  • Una mala configuración del fichero .htaccess que está generando errores con la URL.

En la mayoría de las ocasiones, el error 500 se puede llegar a solucionar él solo cuando se libera carga de trabajo en el servidor, y de no ser así, solucionarlo suele ser relativamente rápido y sencillo, sin pérdidas de información generada.