Cómo ser anónimo al usar Google Docs

Cómo ser anónimo al usar Google Docs

Javier Jiménez

Compartir documentos por Internet hoy en día es algo muy común. Es una manera de que diferentes usuarios puedan colaborar en un mismo trabajo, por ejemplo. De esta forma cada uno de ellos puede aportar su parte de trabajo o centrarse en una materia concreta. Una de las herramientas que tenemos a nuestra disposición para ello es Google Docs. Sin embargo cuando vamos a editar algo aparece nuestro nombre de usuario. Puede que en un momento dado queramos acceder a un documento compartido de manera anónima sin que aparezca nuestro nombre. En este artículo vamos a explicar cómo ser anónimo al utilizar Google Docs.

Cómo editar un archivo de Google Docs de manera anónima

Quizás si estamos editando un documento propio o con un grupo reducido de contactos nos da igual. La cuestión es que en ocasiones puede que tengamos que editar un documento en el que hay muchos usuarios. Un archivo público al que puede acceder mucha gente, por ejemplo. Puede que queramos que nuestro nombre no aparezca.

Podemos editar archivos de Google Docs de forma anónima. Para ello simplemente hay que seguir una serie de pasos que vamos a pasar a explicar.

Cuando abrimos un archivo de Google Docs lo normal es que lo hagamos desde nuestro ordenador, con nuestro usuario de Google iniciado. Simplemente con tener Gmail abierto ya nos reconocerá el navegador nuestro usuario de Google y saldrá nuestro nombre cuando vayamos a editar ese archivo.

Ahora bien, si queremos editar un documento sin tener que mostrar nuestro nombre podemos hacerlo fácilmente. Como hemos indicado, si tenemos iniciada sesión en Google al abrir Google Docs va a reconocer nuestro usuario y, en definitiva, va a mostrar nuestro nombre. Por tanto lo que tenemos que hacer simplemente es cerrar sesión en Google y abrir ese archivo.

Editar Google Docs de manera anónima

Al hacer esto veremos que podemos editar ese archivo pero no aparecerá nuestro usuario. Por el contrario mostrará un animal, en el caso nuestro al realizar el ejemplo era una jirafa. Podremos editar con normalidad, siempre que el documento sea público, pero nunca mostraremos nuestro móvil.

Utilizar ventana de incógnito

Otra opción que tenemos y que puede resultar más cómoda y sencilla para los usuarios es la de entrar en una nueva ventana de incógnito. De esta forma no tendremos que cerrar sesión con nuestra cuenta ni tener ningún tipo de problema.

En el caso de Google Chrome simplemente tenemos que darle a Ctrl+Mayús+N. Así abrirá una ventana privada sin nuestro usuario abierto.

También podremos compartir un archivo de forma anónima. Así no aparecerá el nombre del creador. Para ello simplemente tenemos que darle a compartir una vez hayamos entrado con los métodos que hemos mencionado.

En definitiva, editar documentos compartidos por Internet es algo muy frecuente y extendido. Lo normal es que al hacerlo estemos exponiendo nuestro nombre de usuario. sin embargo como hemos visto es posible editar documentos públicos de manera anónima. Simplemente tenemos que seguir los sencillos pasos que hemos mencionado. Una manera rápida y sencilla de editar de manera privada.