Anonymous ataca las bases de datos de Philips

Anonymous ataca las bases de datos de Philips

Adrián Crespo

Otra empresa más que se suma a la larga lista de empresas o servicios que se han visto afectados este año por problemas de seguridad y que como resultado, han provocado el robo de datos de los clientes que en algunos casos han sido expuestos en foros de internet y páginas web.

En este caso, el fabricante de electrónica Philips ha visto como su base de datos comercial, en la que guardaban los datos de sus clientes (tanto particulares como empresas), ha caído en manos de hackers aprovechándose de una brecha de seguridad.

El grupo hackivista Anonymous ha sido el encargado de reclamar la autoría del ataque y no ha tardado ni un segundo en subir los datos robados a distintos servicios de alojamiento en la red como si de trofeos se tratasen.

Además de este ataque que ha sufrido la compañía, parece ser que no ha sido el único ya que, según fuentes de la compañía, a principios del pasado mes también tuvieron problemas de seguridad relacionados con el agujero que esta vez ha sido utilizado por Anonymous. Una vez más la seguridad de las grandes compañías y servicios queda en entredicho.

Confusión en torno a los datos afectados

Hasta el momento, la compañía no ha hecho público un comunicado explicando los datos que se han visto afectados, únicamente ha explicado que han tenido problemas de seguridad y que era probable que la base de datos se hubiera visto afectada. Ciñéndonos a los datos encontrados por los diferentes servicios de almacenamiento, las contraseñas y los nombres de usuario se encontraban a los largo de la decena de ficheros que han sido subidos.

Se sabe incluso que los correos electrónico de contacto también se han visto afectados pero sin embargo, lo que se desconoce hasta el momento (o no ha querido hacerse público) es que los nombres de usuario y contraseñas corporativas también podrían haberse visto afectadas por este problema de seguridad, por lo que el problema no habría afectado sólo al área comercial.

A día de hoy estaríamos hablando de 200.000 credenciales de acceso robados.

A principios del pasado mes, la división de discos de la compañía también se vio afectada por un problema similar que sin embargo, no pasó a mayores. Sin embargo, esta vez la compañía no ha tenido tanta suerte y Anonymous se ha encargado de reclamar la autoría del ataque, que según afirman, ha sido realizado para comprobar la escasa seguridad que poseen las compañías en sus servicios de internet.

Como indicábamos al comienzo, una nueva empresa que hay que sumar a la larga lista que está formada por célebres como LinkedIn, Gamingo, Dropbox,  Twitter, Yahoo! o Last.fm, entre otros.