Minibian, un sistema operativo ligero para Raspberry Pi

Escrito por Rubén Velasco
Redes
1

Los mini-ordenadores han ganado un gran protagonismo en los últimos años. Actualmente es posible comprar un ordenador completo por tan solo 5 dólares (por ejemplo, el nuevo Raspberry Pi Zero), sin embargo, estos mini-ordenadores cuentan con una potencia bastante limitada, por lo que es de vital importancia buscar un sistema operativo ligero que cuente solo con lo imprescindible para garantizar el mejor funcionamiento y el aprovechamiento óptimo del hardware.

Los fabricantes de Raspberry Pi desarrollan un sistema operativo básico basado en Debian, Raspbian, en el cual los usuarios pueden instalar prácticamente cualquier aplicación (siempre que esté compilada para ARM) igual que si se tratara de la versión de escritorio del sistema operativo Linux para adaptarlo y configurarlo según sus necesidades.

Mientras que el Raspberry Pi 2 tiene una gran potencia y es capaz de mover sin problemas sistemas operativos de gran envergadura como Raspbian completo, Windows 10 IoT y Ubuntu Snappy Core, algunas de las ediciones de este mini-ordenador como la primera e incluso la nueva PiZero puede que ejecutar las versiones completas de Raspbian, sistema operativo base de Raspberry que con el paso de los años ha crecido bastante, sea una tarea bastante pesada para ellas. A causa de esto nace Minibian, una versión reducida de Raspbian.

Minibian, un Mini-Raspbian

Este sistema operativo está desarrollado pensando en los usuarios que realmente saben lo que quieren. Por un lado, Minibian está basado en Debian Jessie e implementa el Kernel 4.1.7. El sistema operativo solo está formado por el núcleo, sin prácticamente ningún paquete ni servicio adicional más que un cliente DHCP, SSHD y los servicios básicos de un NAS como servidor web o un servidor de archivos en red. Este sistema operativo cuenta también con algunas aplicaciones pensadas para la electrónica para aquellos usuarios que utilicen el mini-ordenador para dicho fin.

Finalmente, Minibian elimina uno de los elementos que más consume en el sistema operativo: la interfaz. Los usuarios que opten por instalar este sistema en sus dispositivos tendrás que controlarlo a través del terminal o conectándose a él a través de SSH.

Con todo esto, Minibian es un sistema operativo con lo básico para funcionar como dispositivo de red que ocupa tan solo 450MB en la tarjeta SD y tras su arranque, en el cual tarda 15 segundos, ocupa tan solo 29 MB de memoria RAM.

Minibian para Raspberry Pi

Por suerte, al igual que cualquier otro sistema operativo, los usuarios que necesiten alguna característica adicional pueden instalar los paquetes en Minibian al igual que se haría en Raspbian o cualquier otro sistema operativo basado en Debian, de manera que solo tengamos instalados los servicios y paquetes que realmente necesitemos, pudiendo aprovechar al máximo el limitado potencial de estos equipos.

Los usuarios interesados en este mini-sistema operativo pueden descargarlo de forma gratuita desde el siguiente enlace.

¿Qué te parece Minibian? ¿Qué sistema operativo utilizas por defecto en tu mini-ordenador?

Quizá te interese:

Fuente > Lifehacker


Últimos análisis

Valoración RZ
10
Valoración RZ
7
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
9
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10