La importancia de cambiar un router viejo por un modelo nuevo y actualizado

Escrito por Rubén Velasco
Routers
1

Los routers son uno de los elementos más importantes para la conexión a Internet. Aunque cada vez que cambiamos de operadora o de tecnología (ADSL-Fibra o simplemente aumentar la velocidad) las compañías suelen darnos nuevos equipos preparados para aprovechar el nuevo producto, muchos usuarios aún utilizan modelos muy viejos y obsoletos por distintas razones, por ejemplo, porque no utilizan dispositivos de nueva generación y no necesitan hacer uso de nuevas tecnologías como el Wi-Fi a 5 Ghz. Sin embargo, aunque no necesitemos mejorar las prestaciones de un router, es recomendable cambiarlo por un modelo actualizado, tal como vamos a ver a continuación.

El router es, como hemos dicho, el elemento más importante de la conexión. Este dispositivo, generalmente ignorado, suele estar trabajando 24 horas al día, 7 días a la semana y con una carga de trabajo en ocasiones considerable. Las tecnologías cambian, y los ataques informáticos también, por lo que con el paso del tiempo es muy probable que nuestro modelo, especialmente en la gama baja, quede obsoleto, no esté preparado para los nuevos protocolos y, sobre todo, quede desprotegido y vulnerable ante los piratas informáticos.

Cambiar el router supone, en muchas ocasiones, una forma económica de mejorar la red doméstica obteniendo mejores resultados en la conexión ADSL e incluso mejorando el Wi-Fi para llegar mejor a los rincones de toda la casa. Existen routers de más de 300 euros, sin embargo, no necesariamente debemos optar por estos, sino que simplemente cambiando un router viejo por uno nuevo de gama baja-media, la mejoría será más que notable.

Las principales mejoras que nos puede aportar un router de nueva generación son:

  • El uso de varias bandas reduce la congestión de la red y las interferencias.
  • La red de 5 Ghz es una red mucho menos saturada que la red de 2.4 Ghz.
  • Nuevos radios para mejorar la cobertura y llegar mejor a todos los rincones.
  • Interfaces y menús de configuración mucho más completos y sencillos de utilizar.
  • Sistemas operativos con mantenimiento y mucho más seguros y robustos.
  • Nuevas funciones, especialmente pensadas en la prioridad de conexiones, tanto locales como WAN.
  • Actualizaciones periódicas para mejorar el rendimiento y, sobre todo, la seguridad.

Vista frontal de router neutro Linksys EA6900

Cómo saber cuándo debemos cambiar nuestro router

Es muy complicado saber el momento exacto en el que debemos cambiar de router, sin embargo, sí que podemos intentar justificar varias causas que nos ayudarán a identificar que ya es el momento de hacerlo.

La primera de las razones, y probablemente una de las más importantes, es experimentar que Internet empieza a funcionar mal. Los routers son dispositivos electrónicos, y como tales se averían con el tiempo, especialmente cuando se someten a grandes cargas de trabajo. Por ello, ya sea en cuanto a la propia conexión a Internet como con el Wi-Fi, si notamos que el router empieza a funcionar mal pasados unos años es posible que tengamos que sustituirlo por un modelo nuevo.

La segunda de las razones por las que podemos estar interesados en cambiar de router es por poder aprovechar las nuevas tecnologías. Por ejemplo, si nos compramos un smartphone nuevo que soporta Wi-Fi a 5 Ghz y nuestra red no, debemos cambiarlo para poder aprovechar esta nueva red más rápida que la red de 2.4 Ghz convencional. Lo mismo ocurre si aumentamos la velocidad de nuestra conexión, especialmente si tenemos un modelo viejo y contratamos una velocidad superior a los 100 Mbps ya que, probablemente, el equipo no cuente con conexiones Gigabit Ethernet que nos permitan aprovechar al máximo esas velocidades.

Aunque todo funcione bien y no necesitemos nuevos protocolos, es recomendable cambiar de router si el modelo de este tiene ya más de 5 años (desde su fabricación, no desde su venta) ya que, a la velocidad a la que cambia la tecnología, es muy probable este ya no se actualice ni esté adaptado a los nuevos protocolos. Además, con 5 años lo más probable es que, igual que hemos dicho antes, ya ni siquiera se actualice.

Por último, si el router que utilizamos es el que nos ha facilitado nuestra compañía, entonces es más que recomendable cambiarlo por otro modelo ya que los ISP no se caracterizan por “regalar”, o más bien alquilar routers de gama alta… ni siquiera media.

Si no podemos comprar otro router, un cambio de firmware puede hacerle durar unos años más

Mientras no exista un problema de hardware en el dispositivo, es posible seguir utilizando nuestro equipo actual durante unos años más simplemente instalando un firmware modificado. Estos firmwares, además de añadir nuevas características al sistema operativo de fábrica, tienen más capaz de seguridad y un mantenimiento mucho más frecuente por lo que podremos añadir a nuestro router nuevas funciones, características y, sobre todo, nuevas medidas de seguridad para las que probablemente el fimrware de fábrica no esté preparado.

Algunos de los firmware modificados más conocidos son:

¿Utilizas un router relativamente moderno? ¿Notaste mejora cuando realizaste el cambio?

Quizá te interese:


Últimos análisis

Valoración RZ
10
Valoración RZ
7
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
9
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10