Haz esto en tus radiadores antes de encender la calefacción por primera vez

Haz esto en tus radiadores antes de encender la calefacción por primera vez

Javier Jiménez

Se acercan los meses de frío y eso hace que encendamos la calefacción por primera vez en bastante tiempo. Es muy común que las tuberías hayan acumulado aire en el circuito. Eso va a provocar que los radiadores no calienten correctamente y, además, van a estar consumiendo más energía. Por tanto, al no ser tan eficientes vas a tener un consumo extra en tu factura. En este artículo vamos a mostrar en qué consiste purgar los radiadores y por qué debes hacerlo antes de encender la calefacción cada invierno.

Purgar los radiadores te ayuda a ahorrar

Después de meses parada la calefacción, el circuito de tuberías ha podido almacenar aire y eso va a afectar al funcionamiento correcto. Básicamente, la caldera va a tener que consumir más recursos para poder calentar los radiadores e incluso puede que notes que alguno ni siquiera se enciende o lo hace muy poco.

Para evitar esto, lo que debemos hacer es simplemente purgar los radiadores. Cada uno de ellos tiene una válvula, como una pequeña llave que puedes activar simplemente metiendo una moneda de 5 céntimos o cualquier destornillador plano. Basta con girarla y verás que empieza a soltar aire. Justo eso es lo que queremos.

¿Hasta cuándo hay que dejarla abierta esa llave? Se algo que no va a durar más que unos segundos. Ten cuidado porque en cuanto suelte el aire empezará a soltar también agua. Pon un recipiente o algo para no manchar el suelo o las paredes. Justo cuando empiece a soltar agua de forma continua, ahí es cuando debes parar y cerrar la llave.

Esto lo puedes repetir en cada uno de los radiadores que tienes en casa. No obstante, es común que muchos de ellos no suelten aire y solo algunos sí lo hagan. Cuando finalices, comprueba la presión de la caldera ya que ha podido bajar.

Cómo purgar correctamente un radiador

Una vez sabes para qué sirve purgar los radiadores y cómo hacerlo, vamos a explicar qué debes tener en cuenta para hacerlo correctamente. Lo primero es el momento. Se importante que lo hagas antes de encender la calefacción la primera vez cuando llega el invierno. De esta forma ya te garantizas que lo tienes preparado de inicio.

Cuando vayas a purgar los radiadores, éstos tienen que estar apagados y en frío. No los purgues con la calefacción encendida, ya que eso es un error. Si te has olvidado y ya encendiste la calefacción, apágala y espera a que todos los radiadores se enfríen por completo y entonces en ese momento purgas los radiadores.

Cuando los hayas purgado todos, ya podrás encender la calefacción y comprobar que todos funcionan correctamente. Aunque sea un proceso que debas realizar antes de ponerla por primera vez cuando llegue el frío, es algo que puedes realizar también a lo largo del invierno para asegurarte que siempre tienes los radiadores listos, sin aire, y poder así ahorrar energía.

En definitiva, este sencillo proceso es algo que debes hacer en tu calefacción antes de encenderla por primera vez. Sin duda te ayudará a evitar consumir más recursos de los necesarios y calentar tu vivienda.

¡Sé el primero en comentar!