Multicloud: desafíos y oportunidades que ofrece

Multicloud: desafíos y oportunidades que ofrece

Javier Jiménez

El uso de la nube en Internet ha ganado mucho peso en los últimos años. Ofrece una serie de beneficios para el día a día tanto de usuarios particulares como de empresas. Es un medio seguro para compartir información y aprovechar los recursos para acceder de forma remota a herramientas y contenido de una organización. En este artículo nos hacemos eco de un informe que trata de qué desafíos y oportunidades ofrece la multicloud.

Desafíos que presenta la multicloud

Podemos decir que multicloud es el uso de servicios múltiples en la nube para lograr gestionar y acceder a contenido administrador en la red. Pueden ser desde dos hasta muchos más servicios y además puede formar parte tanto de la nube privada como de la pública. Es una infraestructura más compleja que además ofrece un amplio abanico de posibilidades para los usuarios.

Vivimos en una época en la que todo lo remoto, todo lo que sea reducir la presencia física, ha ganado terreno. La pandemia del Covid-19 ha traído cambios importantes y uno de ellos es la manera en la que trabajamos y accedemos a contenidos en la red. La nube ha jugado un papel muy importante en este sentido.

La multicloud ofrece una serie de desafíos y también oportunidades interesantes. Una de las cuestiones más importantes es la migración de aplicaciones. Son los programas que una empresa, por ejemplo, utiliza en su día a día y quieren que se encuentre disponible en la nube para poder acceder mediante este servicio.

En ese caso se presentan varios problemas. Uno de ellos es precisamente esa migración, el hecho de poder utilizar programas en la multicloud. Pero además hay que agregar el desafío de que el servicio que estemos utilizando sea compatible con ese programa. Podemos toparnos con la cuestión de que determinadas herramientas sean incompatibles con nuestro servicio multicloud.

Uso de la multicloud

Complejidad y naturaleza dinámica

El informe realizado por Flexera y del que nos hacemos eco refleja que debido a su complejidad y naturaleza dinámica, el entorno de la multicloud presenta muchos desafíos, como evaluar la idoneidad de las aplicaciones locales para migrar a la nube.

Dentro de estos desafíos podemos nombrar también el hecho de comprender las dependencias de las aplicaciones, evaluar la viabilidad técnica o evaluar los costes en las instalaciones.

Respecto a los desafíos generales de la nube, según esta misma encuesta, los cuatro principales son: seguridad, gestión del gasto en la nube, falta de recursos y la experiencia. Indican que el cambio cultural, de hábitos en definitiva, es importante para poder implantar la multicloud.

Un desafío importante para las empresas que opten por la multicloud es la gestión de costes. Los precios de la nube son complejos y cambian constantemente. También lo es que los proveedores puedan adaptarse a las organizaciones, aunque es cierto que algunos de los principales como AWS, Microsoft Azure o Google Cloud cumplen bastante bien este tipo de gestiones. En ocasiones es necesario hacer uso de herramientas de terceros.

En definitiva, gestionar diferentes sistemas en la nube al mismo tiempo supone un desafío importante. Es un objetivo de la multicloud poder adoptar este tipo de servicios y ofrecer una mejor administración de procesos y flujos de trabajo.