Errores más habituales que cometes en tu router y no lo sabías

Errores más habituales que cometes en tu router y no lo sabías

Javier Jiménez

No hay dudas de que el router es una pieza fundamental para poder conectarnos a Internet. Es un dispositivo que tenemos en casa y al cual conectamos aparatos de todo tipo. En caso de que haya algún problema, podemos sufrir cortes en la conexión o tener mala velocidad. Por ello resulta imprescindible no cometer errores y conseguir que todo funcione lo mejor posible. En este artículo vamos a hablar de 3 errores bastante comunes que pueden estar limitando tu conexión y generando también problemas de seguridad.

Errores que no debes cometer en tu router

El objetivo es lograr que el router funcione lo mejor posible y no tenga ningún problema. Es esencial que no cometas estos errores, ya que no solo vas a tener problemas en cuanto a funcionamiento, sino también podrías ver que la seguridad se ve afectada y puedes tener intrusos. Eso podría dar lugar al robo de información o incluso quedarte sin poder entrar en la red.

Mala ubicación

Un error realmente habitual es colocar mal el router. Básicamente contratamos Internet, nos dan el aparato y lo ponemos en un lugar de la vivienda donde no estorba o donde nos resulta más fácil la instalación. Pero claro, eso puede estar limitando la conexión y podemos estar desaprovechando todo lo que tiene para ofrecer este aparato.

Lo ideal es que pienses bien dónde colocar el router. Si crees que no lo tienes en el mejor lugar, siempre puedes cambiar la instalación y ubicarlo en otra zona donde puedas aprovecharlo mejor. Así lograrás una cobertura óptima, más velocidad y no tendrás los temidos cortes continuos al navegar. Ten en cuenta esto:

  • Ubica el router en una zona central de la vivienda
  • Céntrate también en espacios donde vayas a usarlo
  • Aleja el router de posibles interferencias, como otros aparatos electrónicos
  • Evita paredes o muros cerca

Tener una contraseña débil

Este fallo es también bastante habitual y puede suponer la entrada de intrusos. En muchos casos dejamos la misma contraseña que viene de fábrica y eso es un error. También lo es utilizar una clave débil, que no cumpla realmente con los requisitos de seguridad para estar totalmente protegidos y evitar problemas.

Lo ideal es crear una contraseña aleatoria y única, que no utilicemos en ningún otro lugar. Esa clave debe contener letras (tanto mayúsculas como minúsculas), números y otros símbolos especiales. Siempre hay que evitar poner cosas que nos relacionen, como nuestro nombre o fecha de nacimiento. Además, cambiarla de vez en cuando es buena idea.

Ventajas de no usar contraseñas

No tener en cuenta la configuración

Tu router con muchas opciones en cuanto a configuración. Sin embargo lo cierto es que en muchas ocasiones las pasamos por alto. Por ejemplo, puedes crear una red de invitados para tenerla disponible si recibes visitas y evitar así problemas o saturación. Puedes asignarle una contraseña distinta e incluso limitarla. Es esencial evitar que entren al Wi-Fi.

También puedes utilizar dos bandas para conectarte a la de los 2,4 GHz y a la de los 5 GHz. La primera es la mejor para conectarte desde más lejos, mientras que la segunda es la que va a proporcionar mayor velocidad. Usar ambas es muy importante para tener siempre la mejor conexión disponible.

En definitiva, es importante que evites estos 3 errores que hemos mostrado en el router. De esta forma podrás tener mejor conexión y lograr que la velocidad siempre sea estable, sin cortes y sin problemas para navegar.

¡Sé el primero en comentar!