Por qué este año debes tener más cuidado al comprar online

Los ataques cibernéticos pueden afectar tanto a grandes organizaciones como también a los consumidores. Los piratas informáticos se aprovechan de vulnerabilidades y también de las modas para orientar sus amenazas. Pero, ¿por qué este año puede ser más peligroso para quienes compren por Internet? Vamos a explicar las razones por las cuales los usuarios domésticos van a verse más afectados en la red.

Ataques centrados en usuarios domésticos

Estos problemas van a afectar principalmente a los usuarios que realizan compras por Internet, que exponen datos sensibles como puede ser la tarjeta bancaria. Es por ello que debemos tener más en cuenta que nunca la importancia de preservar la seguridad y no cometer errores que nos afecten.

Mayor protección empresarial

Una de las razones por las que los ciberdelincuentes se van a centrar en los usuarios domésticos, en los compradores online, es que ha habido una mayor protección empresarial. Es un hecho si pensamos en los cambios que ha habido durante la pandemia y cómo muchas organizaciones han potenciado la ciberseguridad para el trabajo en remoto y evitar ataques.

Pero ha habido algunas peculiaridades, como por ejemplo que Microsoft haya deshabilitado las macros por defecto en Excel 4.0. Esto permitía a los piratas informáticos enviar documentos maliciosos, pero principalmente iban dirigidos a organizaciones y empresas. Por tanto, esa puerta ahora la van a tener cerrada.

Popularidad de las criptomonedas

También hay que tener en cuenta que las criptomonedas han llegado a muchos más usuarios. Es cierto que no se trata de ninguna novedad y que llevan con nosotros desde hace bastantes años. Sin embargo estos últimos meses han aparecido múltiples plataformas que acercan aún más la compra y venta de monedas digitales a los usuarios domésticos.

¿Qué quiere decir esto? Básicamente que cualquiera con un móvil puede comprar Bitcoin o cualquier otra criptodivisa. Y claro, no todas las plataformas son seguras, ni todos los dispositivos están protegidos. Eso lo van a aprovechar los ciberdelincuentes y van a intentar atacar también por este lado.

Aumento del adware

El adware ha sido siempre un problema, pero actualmente lo es aún más. Cada vez usamos más dispositivos móviles, como por ejemplo tablets, y ahí los piratas informáticos tienen una buena oportunidad para lanzar sus amenazas. Programas falsos, actualizaciones fraudulentas, troyanos que cuelan…

En definitiva, el adware es otra amenaza que va a estar muy presente en este 2022, pero especialmente va a afectar a los compradores online y usuarios domésticos que hacen un uso común con sus dispositivos. Simplemente entrar en una página para realizar un pago puede ser un problema serio si tenemos infectado el equipo con algún adware.

El problema del adware

Ransomware

Por supuesto el ransomware va a seguir siendo un problema muy importante. Es una amenaza que tiene como misión cifrar los archivos y sistemas de las víctimas. Llega como un archivo malicioso que descargamos por correo o al bajar una aplicación, pero en realidad se trata de software malicioso.

Este problema afecta tanto a organizaciones como también a consumidores particulares. Sin embargo estos últimos pueden tener más problemas este año, especialmente por el aumento de compras online y la exposición general en Internet. Los ciberdelincuentes han visto que aquí tienen una buena oportunidad para lucrarse.

Consejos para estar protegidos

Entonces, ¿qué podemos hacer para estar protegidos y no tener problemas al comprar por Internet? Un punto esencial es el sentido común. Hemos visto que algunas amenazas como el ransomware o el adware pueden llegar después de descargar o instalar un archivo malicioso. Debemos bajar aplicaciones únicamente de fuentes oficiales y tener cuidado siempre que abramos un e-mail, por ejemplo. Pueden usar diferentes métodos para robar al comprar online.

También será imprescindible contar con un buen antivirus. Es lo que nos protegerá a la hora de navegar por la red, de abrir páginas web o descargar contenido. Hay muchas opciones, como puede ser el mismo Windows Defender o cualquier otra que instalemos. Es algo que debemos aplicar a cualquier sistema operativo que usemos.

Pero otro punto muy importante y que a veces pasa desapercibido es tener todo actualizado. Debemos siempre contar con todos los parches y corregir cualquier vulnerabilidad que aparezca. Solo así realmente estaremos protegidos para evitar la entrada de intrusos y amenazas de todo tipo.