Tienes estos dispositivos vulnerables en tu casa y no lo sabes

Cada vez tenemos más equipos conectados a Internet en nuestros hogares. Los dispositivos IoT están cada vez más presentes y tenemos un amplio abanico de posibilidades. Ahora bien, hay que tener en cuenta que esto también puede abrir la puerta a diferentes amenazas y ataques. En este artículo vamos a hablar de cuáles son los dispositivos inteligentes vulnerables que podemos tener sin saberlo. Daremos también algunos consejos para protegernos.

Dispositivos IoT vulnerables que podemos tener

El Internet de las Cosas está compuesto por todo tipo de equipos conectados a la red. Hablamos por ejemplo de televisiones, reproductores de vídeo, bombillas… Son muchas las alternativas que tenemos y con el paso del tiempo tenemos más. Todo esto es muy útil para nuestro día a día, pero también hay que tener en cuenta que existen ciertas vulnerabilidades que podrían dañar la seguridad.

Termostatos inteligentes

Unos de los dispositivos que podemos tener en nuestro hogar son los termostatos inteligentes. Son útiles para ahorrar dinero y hacer que los hogares sean más eficientes. Pueden recopilar información sobre el uso, cuándo nos encontramos en la vivienda… De esta forma pueden apagar o encender la calefacción o el aire acondicionado.

Sin embargo estos dispositivos inteligentes en muchas ocasiones son vulnerables. Tienen fallos sin corregir y pueden ser la entrada de amenazas que comprometan nuestra red. A fin de cuentas los podemos controlar a través de aplicaciones desde el móvil, pero también un intruso podría hacerlo.

Detectores de humo

Algo similar ocurre con los detectores de humo que podemos tener en una casa o un lugar de trabajo. Sirven para mejorar la seguridad de ese lugar y está permanentemente conectado a Internet para avisarnos en caso de que haya detectado humo.

Al igual que los termostatos inteligentes, los detectores de humo podrían ser vulnerables y quedar expuestos en la red. También sirven para detectar un exceso de dióxido de carbono en el ambiente, por lo que son cada vez más utilizados por los usuarios.

Bombillas

Las bombillas inteligentes también son muy usadas y cada vez va en aumento. Muy útiles para apagar o encender desde el móvil, regular la luminosidad, etc. Una vez más nos encontramos con un dispositivo conectado a la red doméstica. Además en este caso pueden ser muchas y no solo un equipo concreto.

Impresoras

Las impresoras actuales nada tienen que ver con la de hace unos años. Ahora podemos controlarlas desde el móvil gracias a su conectividad Wi-Fi. Pero también son uno de esos equipos que pueden ser atacados por intrusos. De hecho hemos visto muchos ataques dirigidos a ellas.

Reproductores de vídeo

Por otra parte, no podemos dejar atrás los reproductores de vídeo. Están también al alza y cada vez hay más opciones. La manera en la que vemos la televisión ha cambiado mucho y el Streaming tiene una gran importancia. Son, por tanto, muy atacados por los piratas informáticos cuando detectan vulnerabilidades.

Cómo evitar problemas con los dispositivos inteligentes

Hemos visto cuáles son los dispositivos que pueden ser más propensos a tener fallos de seguridad. Ahora vamos a mostrar algunos consejos esenciales para protegernos y evitar que puedan sufrir algún tipo de ataque.

Mantenerlos actualizados

Sin duda algo muy importante es mantener los equipos actualizados correctamente. Tener el firmware con la última versión es esencial para corregir estos fallos de los que hablamos. Normalmente son los propios fabricantes quienes lanzan actualizaciones periódicas para mejorar tanto el rendimiento como la seguridad.

Usar contraseñas fuertes

Por supuesto las contraseñas también son muy importantes. Debemos crear claves que sean fuertes y complejas. Deben contener letras (mayúsculas y minúsculas), números y otros símbolos especiales. Todo ello, además, de forma aleatoria. Solo así protegeremos bien los dispositivos IoT que pueden ser vulnerables.

Deshabilitar algunas características

La mayoría de estos dispositivos traen diferentes características y funciones. Permiten configurarlas para lograr cierto control en algunos aspectos, por ejemplo. Sin embargo debemos tener en cuenta que algunas de estas características también podrían reducir la seguridad. Podrían ser la entrada a los atacantes.

Debemos deshabilitar las características que puedan exponer información personal. Siempre podremos volver a habilitarlas en un momento dado en caso de que las necesitemos.

Apagar la conectividad si no la usamos

¿Y si no usamos realmente la conectividad de estos dispositivos? Muchos de ellos no necesitan estar conectados a la red para funcionar. Podemos optar por apagar la conectividad y de esta forma favorecer también la seguridad de estos aparatos.

En definitiva, estos son algunos consejos que podemos tener en cuenta para mejorar la seguridad al utilizar dispositivos IoT. Os dejamos un tutorial para mejorar la seguridad del Internet de las Cosas. Una serie de recomendaciones interesantes.