Cuánto tiempo de vida tiene un router WiFi doméstico

Los routers son el núcleo de cualquier red, están diseñados para estar permanentemente encendidos, proporcionándonos conectividad a Internet, pero también conectividad por cable y WiFi de forma local, para poder comunicar los diferentes ordenadores o portátiles con los servidores NAS o smartphones entre otros dispositivos. Los routers no son eternos, y es que con el paso del tiempo no solamente se puede degradar su hardware, sino también dejar de recibir actualizaciones de firmware por parte del fabricante. Hoy en RedesZone os vamos a explicar cuánto tiempo de vida puede llegar a tener un router, y cómo saber si debes cambiarlo por otro más nuevo.

Tiempo de vida

Como hemos dicho anteriormente, los routers están preparados para estar permanentemente encendidos, sin embargo, con el paso del tiempo sus componentes internos pueden empezar a degradarse, sobre todo si son modelos tope de gama y que no tienen una buena disipación del calor. Generalmente el tiempo de vida útil de un router doméstico suele estar entre los 4 a 5 años, superado este tiempo, sería muy recomendable cambiar de router por uno nuevo, ya sea de gama media o gama alta, para conseguir el mejor rendimiento global posible.

Si no cambiamos de router porque sigue funcionando correctamente y no tenemos problemas aparentes, debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Actualización de firmware: es muy posible que tu router lleve bastantes años sin recibir una actualización de firmware. En un router que da salida a Internet es fundamental que cuente con las últimas actualizaciones de seguridad, y también de funcionalidades. Hay fabricantes que dan soporte a sus routers de más de 4 años sin ningún problema, como los ASUS o AVM FRITZ!Box, sin embargo, otras marcas abandonan los modelos antiguos para centrarse específicamente en los nuevos, por lo que debemos tenerlo muy en cuenta.

  • Características de los nuevos routers a nivel de hardware: si nuestro router tiene 5 años o más, no estaremos aprovechando las nuevas mejoras en la conectividad cableada, como los puertos Multigigabit. Tampoco estaríamos aprovechando todas las ventajas del estándar Wi-FI 6 ni tampoco el reciente Wi-Fi 6E, por lo que te estarás perdiendo todas las mejoras que se han ido introduciendo con el paso de los años.
  • Características del firmware en los nuevos: los nuevos routers domésticos suelen incorporar controles parentales más avanzados, un QoS potente para priorizar los diferentes dispositivos que nosotros queramos. También debes tener en cuenta que los nuevos routers ya cuentan con un firmware actualizado y que no es vulnerable a fallos de seguridad conocidos hasta ese momento. Por último, también debes saber que los nuevos modelos disponen de aplicaciones móviles que nos permitirán gestionar el router de forma local o a través de Internet.

Por norma general, un router de unos 4 o 5 años ya ha cumplido su función, y es hora de renovarlo para disfrutar de los últimos estándares WiFi, características hardware y también las novedades que han incorporado los fabricantes.

¿Cómo sé si debo cambiar el router?

Si tienes un router desde hace muchos años y no sabes cómo detectar que necesita cambiarse, debes saber que es bastante fácil notar los efectos de un router que empieza a agotar su vida útil, generalmente notaremos los siguientes síntomas:

  • Pérdida de la conexión a Internet.
  • Pérdidas de conectividad vía cable de red Ethernet.
  • Cortes en la conexión inalámbrica Wi-Fi de forma espontánea.
  • Bloqueos del router donde es necesario reiniciarlo manualmente.

Por qué poner un SAI al router

No obstante, sería recomendable hacer una prueba cruzada, es decir, instalar otro router de pruebas de forma temporal para descartar que sea el router o que sea la configuración o equipos de nuestra propia red local. Si estos fallos que hemos mencionado dejan de existir, entonces el culpable es el router actual que tenemos, porque hemos descartado por completo que sean los otros dispositivos.

También debes saber que los routers tan antiguos ya no tienen soporte a nivel de firmware, por lo que seguramente seas vulnerable a algún fallo de seguridad. Los fabricantes suelen abandonar el soporte a través de firmwares en sus equipos a los 4 años aproximadamente, por ley están obligados a proporcionar actualizaciones durante varios años después de su lanzamiento, pero es raro encontrarnos con modelos que tengan actualizaciones recurrentes más allá de los 6 años.

¡Sé el primero en comentar!