¿Tienes tu equipo preparado para conectarte a un Wi-Fi público? Compruébalo

Siempre que nos conectamos a Internet hay que tener en cuenta la importancia de contar con equipos que estén protegidos. De esta forma podemos evitar problemas de seguridad que pongan en riesgo nuestra privacidad. Pero esto hay que aplicarlo aún más cuando nos conectamos a una red Wi-Fi pública, donde no podemos garantizar si realmente es fiable o podría tratarse de una trampa. Por ello vamos a ver algunos puntos importantes para saber si tenemos nuestro equipo preparado para este tipo de redes.

Qué tener en cuenta al conectarnos a una red pública

Conectarnos a una red Wi-Fi en un restaurante, aeropuerto o centro comercial podría ser un problema de seguridad si no tomamos medidas preventivas. Un atacante podría crear una red maliciosa simplemente con el objetivo de robar información. Ahora bien, este problema lo podemos reducir si tenemos en cuenta algunas medidas de seguridad.

Antivirus y herramientas de seguridad

Sin duda algo que no puede faltar para conectarnos a Internet con total seguridad es tener instalados programas que nos protejan. Cuando nos conectamos a una red Wi-Fi pública podríamos estar expuestos a la descarga de software malicioso, a entrar en sitios web que pudieran haber sido modificados con el objetivo de colar malware.

Esto lo podemos evitar, o al menos reducir, si tenemos un buen antivirus instalado. Es algo que debemos aplicar en todo tipo de sistema operativo y dispositivo que estemos utilizando. De esta forma podremos detectar amenazas y eliminarlas antes de que sean un problema.

Además, un firewall puede evitar conexiones indeseadas. Es otra herramienta muy a tener en cuenta cuando se trata de conectarnos a redes y especialmente aquellas que pueden ser un riesgo.

Tener el sistema actualizado

Por supuesto, otra cuestión clave es tener los equipos actualizados. Son muchas las ocasiones en las que surgen vulnerabilidades que pueden poner en riesgo nuestros sistemas. Esos fallos de seguridad pueden ser aprovechados por los piratas informáticos para llevar a cabo sus ataques.

Si tenemos el sistema operativo actualizado, así como todas las aplicaciones que tengamos instaladas, podemos evitar problemas. Siempre conviene contar con todos los parches que haya disponibles para nuestros dispositivos.

Utilizar una VPN

También, otra forma de saber si estamos preparados para conectarnos a una red Wi-Fi pública es ver si contamos con una buena VPN. Este tipo de herramientas va a permitir que cifremos la conexión de Internet. Nuestra información viaja en un túnel oculto de terceros que podrían acceder a esos datos.

Podemos decir que tener un servicio VPN en nuestro dispositivo es algo básico para conectarnos a este tipo de redes y no tener problemas. Tenemos muchas opciones, ya que hay una gran variedad de aplicaciones.

Cambiar de VPN

No tener configurado el Wi-Fi para conectarse automáticamente

En este caso hablamos de una configuración que tienen muchos sistemas operativos y que permiten conectarnos a una red Wi-Fi de forma automática en cuanto está disponible. Esto puede ser interesante por ejemplo al viajar, para recibir conexión tan pronto como haya una red disponible. Sin embargo es un riesgo de seguridad.

Podríamos conectarnos a un Wi-Fi público que no nos interesa y que supone un riesgo para el sistema. De ahí que sea conveniente evitar tener activada esta opción.

En definitiva, conectarnos a una red inalámbrica pública podría suponer riesgos de seguridad para nuestros sistemas. Os dejamos un completo tutorial con recomendaciones para usar un Wi-Fi público.