Algunos consejos básicos para ahorrar datos en nuestra tarifa móvil

Escrito por Javier Jiménez

Pasan los años, cambian las tarifas, pero los usuarios de dispositivos móviles siguen teniendo un problema: se acaban los datos antes de lo que quisieran. Es cierto que cada vez tenemos mayor capacidad y por menos dinero. Sin embargo también utilizamos mucho más Internet que hace unos años. Especialmente a través de aplicaciones de reproducción de vídeos en streaming, música y navegación en general. Le damos mucho más uso. En este artículo vamos a explicar algunos consejos básicos para ahorrar datos. De esta manera los usuarios podrán alargar más su tarifa.

Cómo ahorrar datos en el móvil

Descarga vídeos previamente

Como hemos mencionado, gran parte del consumo de Internet llega por la reproducción de vídeos. Cada vez son más los usuarios que utilizan Netflix, YouTube y otras aplicaciones similares para ver sus series y programas favoritos. Pero tenemos la opción de descargarlos previamente y ahorrar así datos.

Por ejemplo Netflix cuenta con una función de descarga integrada. De esta manera podremos bajar una serie, por ejemplo, cuando utilicemos Internet por Wi-Fi en casa o en cualquier otro lugar. Así podremos tenerlo disponible en cualquier sitio, sin tener que consumir datos móviles o hacerlo de una manera más reducida.

Reducir la calidad del vídeo

Hay que tener en cuenta que, según la calidad en la que estemos reproduciendo un vídeo, podemos descargar entre 8 y más de 200MB por minuto. Por tanto una buena idea pasa por reducir la calidad del vídeo cuando vemos un programa en directo, por ejemplo. De esta manera ahorraremos datos móviles.

Es cierto que la calidad no va a ser igual, pero el consumo puede verse reducido notablemente.

Buscar posible malware

Esto es algo que afecta a muchos usuarios. Los dispositivos acaban infectados por algún tipo de malware y están consumiendo Internet en segundo plano, sin darnos cuenta. Incluso pueden instalar una puerta trasera que habilite la descarga de otros programas.

Una buena solución pasa por buscar posible malware mediante antivirus y otras herramientas de seguridad para móviles. Así descartamos que nuestro dispositivo esté consumiendo más datos de lo que debería.

Configurar las aplicaciones

En muchos casos gastamos más datos de la cuenta por la configuración de algunas aplicaciones. Pongamos el ejemplo de WhatsApp, que utilizan millones de españoles cada día. Una mala configuración para ahorrar datos sería por ejemplo que las imágenes y vídeos se descargaran de forma automática. Esto puede venir bien si estamos conectados por Wi-Fi, pero no a través de datos móviles.

También podemos evitar el envío de imágenes y vídeos cuando estemos utilizando la red móvil. Quizás ese vídeo que acabas de grabar pueda esperar un rato hasta que llegues a casa o tengas Wi-Fi y ahorrar así Internet en el móvil.

Lo mismo que WhatsApp puede aplicarse a otras aplicaciones similares que pueden descargar datos de forma automática. Se aplica también a la reproducción automática de vídeos en Instagram, por ejemplo, o a mostrar imágenes en Twitter.

Consejos para ahorrar datos móviles

Configuración del móvil

Dentro de la propia configuración del dispositivo móvil podemos ver qué aplicaciones consumen más. De esta manera podremos cambiar nuestros hábitos siempre que sea posible. Para ello en Android, el sistema operativo para móviles más utilizados, hay que ir a Ajustes -> Conexiones -> Uso de datos -> Uso de datos móviles. Aquí veremos las aplicaciones que más han consumido en el periodo que seleccionemos. En iOS hay una opción similar.

Si vemos que una aplicación ha consumido más de la cuenta, pues podremos tomar medidas. Por ejemplo ver si realmente necesitamos usarla cuando estamos fuera de casa.

Ahorrar datos desde el navegador

Algunos navegadores, como es el caso de Google Chrome, cuentan con una opción para reducir datos. Esto se traduce lógicamente en no cargar todos los complementos de una web y no navegar con la misma calidad. Sin embargo puede venir bien para esos momentos en los que queremos ahorrar datos y queda poco para finalizar el mes.

En Google Chrome hay que entrar en Configuración y buscar la opción de Ahorro de datos. Marcamos la opción Sí. Con esto se consigue que el navegador comprima las imágenes, por ejemplo.

Actualizar solo desde una conexión Wi-Fi

Esto es básico. Hay que evitar actualizar aplicaciones a través de los datos móviles. De esta manera ahorraremos considerablemente. Esto se aplica a cualquier programa que tengamos instalado, así como al propio sistema operativo que lance actualizaciones frecuentes.

Descarga los mapas antes de viajar

Quizás sea al viajar cuando más datos gastamos. Es lógico, pasamos más tiempo fuera de casa. También utilizamos aplicaciones como la de mapas para ir de un sitio a otro. Una buena idea pasa por utilizar aplicaciones en las que podamos utilizar los mapas de manera offline. Incluso algunas versiones que funcionan a través de Internet nos permiten descargar previamente los mapas de un lugar concreto.

Por tanto esta es otra de las maneras de ahorrar Internet en el móvil.

Eliminar la sincronización de cuentas

Puede que no necesitemos que constantemente nuestro correo esté sincronizándose. Lo mismo con otras aplicaciones de imágenes, vídeos o cualquier otra que esté actualizando datos continuamente. Esto consume datos y quizás no sea necesario tenerlo siempre activo o al menos en todas las aplicaciones.