Usuario y contraseña en Raspbian: cuales son por defecto y cómo cambiarlos para proteger nuestro Raspberry Pi

Escrito por Rubén Velasco

Si hemos comprado un Raspberry Pi, lo primero que debemos hacer es preparar una tarjeta Micro-SD con un sistema operativo para poder utilizarlo. Actualmente existen varias distribuciones para utilizar en este micro-ordenador, algunas basadas en Android, otras diseñadas para convertirse en una retro-consola o un centro multimedia, otras para funcionar como un servidor, etc. De entre todas estas alternativas, la distro más conocida para el Raspberry Pi es Raspbian, el sistema operativo oficial del micro-ordenador que nos ofrece todo lo necesario para empezar a utilizarlo desde el primer encendido. Sin embargo, si somos nuevos dentro de este sistema seguramente podamos tener algunas dudas, como, por ejemplo, cuáles son el usuario y la contraseña por defecto.

Raspbian es una distribución basada en Debian optimizada y preparada para funcionar en el Raspberry Pi. Esta distribución viene totalmente funcional de base y permite a los usuarios instalar y utilizar todas las aplicaciones que quieran sin ninguna complicación. Para simplificar la instalación y la puesta en marcha de esta distro, esta viene ya preparada para grabar en una Micro-SD con una herramienta como Win32 Disk Imager. Esta distro viene también con un usuario y una contraseña configurados por defecto, credenciales que, si no los sabemos, seguramente podamos vernos muy limitados.

Usuario y contraseña por defecto de Raspbian

El usuario y la contraseña del Raspberry Pi nos permiten protegernos de las diferentes amenazas que pueden llegarnos a través de Internet y asegurarnos de que solo nosotros podemos conectarnos a él. Cuando grabamos por primera vez esta distro a un USB por defecto viene con un usuario y una contraseña configurados y necesarios para poder empezar a utilizarla. Estos credenciales son:

  • Usuario: pi
  • Contraseña: raspberry

Como podemos ver, estos credenciales no son nada del otro mundo, por lo que si alguien encuentra nuestro micro-ordenador conectado a la red serán los primeros que probarán para intentar conectarnos a él. Por ello, lo primero que debemos hacer nada más poner Raspbian en marcha es cambiar estos credenciales como os explicamos a continuación.

Cómo cambiar la contraseña de Raspbian

Para evitar que pongan en peligro nuestro Raspberry Pi debemos cambiar la contraseña. Una vez que tenemos nuestro Raspbian ya en funcionamiento, el siguiente paso será ejecutar el siguiente comando para cambiar la contraseña del usuario por defecto (que recordamos que es pi):

  • sudo passwd

Este comando nos pedirá la contraseña actual y, después, introducir la nueva contraseña que queremos dar al Raspberry Pi dos veces, para asegurarnos de que está bien escrita. Debemos asegurarnos de elegir una contraseña segura y robusta, ya que los ataques de fuerza bruta para intentar romper estas contraseñas a los dispositivos conectados a Internet están a la orden del día.

Una vez cambiada la contraseña, reiniciamos nuestro Raspberry Pi (aunque no es obligatorio) para ver cómo la pide el micro-ordenador cuando vayamos a intentar iniciar sesión.

Cambiar así la contraseña implica tener el Raspberry Pi conectado con un teclado, un ratón y una pantalla para poder ver los comandos. Si queremos simplificar las cosas, podemos cambiar la contraseña antes del primer arranque, sin tener que interactuar con el Raspberry Pi utilizando la herramienta PiBakery, una aplicación que nos permite configurar Raspbian antes de conectarlo al Raspberry Pi.

¿Qué otras cosas, además de cambiar la contraseña, sueles hacer en el Raspberry Pi?