Cuándo te protege una VPN y debes usarla

Cuándo te protege una VPN y debes usarla

Javier Jiménez

Podemos utilizar una VPN para proteger nuestros datos al navegar por Internet, evitar la censura o incluso saltarnos posibles restricciones geográficas. Hay muchas opciones disponibles, tanto gratuitas como de pago, por lo que podemos elegir cuál se adapta más a lo que buscamos. En este artículo nos vamos a centrar en explicar en qué circunstancias debemos utilizar siempre este tipo de programas y evitar así problemas.

Cuándo hay que usar una VPN

Hay que tener en cuenta que una VPN no es necesaria en todas las circunstancias, ni mucho menos. Sin embargo hay momentos donde sí es recomendable e incluso imprescindible para poder navegar correctamente. Vamos a ver cuáles son los principales.

Al navegar en redes públicas

El primer motivo para utilizar una VPN es cuando navegamos en redes Wi-Fi públicas. Por ejemplo en un aeropuerto, centro comercial, biblioteca… No sabemos realmente quién ha podido crear esa red, si es legítima o no, ni tampoco quién puede estar dentro de ella y sus intenciones.

Por tanto, si vamos a navegar desde lugares de este tipo, donde la seguridad no siempre va a estar presente, nuestro consejo es instalar un programa VPN y proteger así nuestra seguridad. Lo que hace este tipo de programa es cifrar la conexión y evita que nuestros datos puedan filtrarse. Eso sí, debes saber que la VPN funciona sin problemas.

Entrar en páginas sin cifrar

Una VPN también puede protegernos cuando entramos en una página web que no está cifrada. Hablamos de los sitios que son HTTP y no tienen certificado SSL para proteger los datos de los usuarios. En estos casos, la información que enviamos y recibimos puede ser interceptada y terminar en malas manos.

Estos programas lo que hacen es cifrar la conexión. Actúan como una especie de túnel y todo eso que mandamos llega al destinatario de forma cifrada, evitando intromisiones de cualquiera que pudiera tener acceso. Es una forma más de navegar con mayor seguridad por Internet.

Queremos ocultar la IP

Por otra parte, puede que nos interese ocultar la dirección IP real. Esto puede ser interesante de cara a la privacidad, ya que evitamos dar más datos de los necesarios cuando abrimos una página web o usamos cualquier programa que tenga acceso a la red.

Incluso podría ocurrir que nuestra IP esté bloqueada. Esto nos impediría acceder a cualquier servicio que nos hayan vetado. Lo podemos evitar fácilmente al usar una VPN y modificar la dirección IP real.

datos oculta una VPN

Países donde hay censura

Podemos encontrarnos también con países en los que se hace difícil navegar por Internet o utilizar ciertos servicios. Por ejemplo redes sociales como Facebook o aplicaciones como WhatsApp pueden estar restringidas en determinados lugares en el mundo. Básicamente están bloqueadas y no funcionan.

Para evitar esto podemos utilizar una VPN. Estos servicios lo que hacen es simular que nos encontramos en otro lugar, con otra dirección IP distinta. Es una manera de saltar la censura contra páginas web o programas que pueda haber en Internet.

Acceder a servicios restringidos geográficamente

Puede ocurrir el caso contrario, y es que determinados servicios puedan bloquear su uso en algunos territorios. Por ejemplo que Netflix no nos deje ver una serie española si nos encontramos de viaje en otro país. Esto también lo vamos a evitar si contamos con un programa VPN.

Lo que hace este tipo de aplicaciones es simular que nos encontramos en otro lugar. Por ejemplo si queremos acceder a una serie que esté disponible en España pero nos encontramos en Italia, simplemente tendríamos que conectarnos a un servidor de España y modificar así la ubicación.

En definitiva, contar con una VPN puede ser muy interesante en determinadas ocasiones. Es imprescindible incluso para mantener la seguridad al entrar en servicios que puedan ser peligrosos y puedan ser utilizados por los ciberdelincuentes para robar datos personales.

¡Sé el primero en comentar!