Necesitaba conectar mi portátil por cable, compré esto para hacerlo

Necesitaba conectar mi portátil por cable, compré esto para hacerlo

Javier Jiménez

A la hora de conectarnos a Internet podemos hacerlo tanto por cable como por Wi-Fi. La mayoría de ordenadores, especialmente los portátiles, tienen ambas opciones disponibles. Sin embargo en ocasiones puede que por cable tengamos problemas. Tal vez tenemos un equipo algo antiguo o ha habido algún fallo a nivel de hardware y la conexión no va como debería. En este artículo vamos a explicarte cómo saber si deberías comprar un conversor USB a Ethernet y poder conectarte a Internet por cable de red.

Cuándo comprar un conversor de USB a Ethernet

El motivo por el que deberías comprar un conversor de USB a Ethernet es si ves que la conexión por cable no funciona bien. Puede ocurrir por tener un adaptador antiguo, pero incluso puede deberse a algún fallo físico, por ejemplo por haber dado un tirón fuerte al cable y que se haya roto.

Lo que debes hacer es comprobar qué velocidad de Internet te llega por cable. Simplemente utilizar un cable Ethernet y conectas tu ordenador al router y realizas una prueba de velocidad de la conexión. ¿Te llega lo que tienes contratado? ¿No pasa de 100 Mbps? Si en tu caso ocurre esto último que mencionamos significa que tienes una tarjeta de red Fast Ethernet. Eso va a hacer que, aunque tengas contratada fibra óptica de 600 Mbps, por ejemplo, no te llegue más de 100.

Pero para asegurarte por completo lo mejor es que actualices la tarjeta de red y además veas que el modelo que tienes instalado realmente es Fast Ethernet. No obstante, puedes tener una tarjeta Gigabit Ethernet y que por algún motivo no funcione bien, ya que si se rompen algunos pines dejaría de funcionar más allá de ese tope de 100 Mbps.

En esos casos claramente necesitas una tarjeta nueva y una opción ideal es comprar un conversor USB a Ethernet. No necesitas abrir el equipo, ni tocar nada en la placa base. De hecho en algunos casos no vas a poder hacerlo. Son dispositivos económicos y van a permitir que tengas una conexión estable.

Qué adaptador Ethernet comprar

Nuestro consejo es que compres uno de garantías, que sea Gigabit Ethernet y tenga buenas valoraciones. Es básico que sea USB 3.0 o superiores versiones. Esto va a permitir que puedas conectarte a la red con la máxima velocidad de fibra óptica y no tengas problemas tanto al bajar contenido como al subir.

Por ejemplo, una opción es este modelo Wavlink. Es un adaptador USB a Ethernet 2.5G. Admite velocidades de hasta 2500 Mbps y además funciona tanto por puerto USB C como USB clásico, ya que tiene un conversor incluido. Lo puedes usar en Windows, macOS o Linux.

También puedes optar por este otro adaptador de USB a Ethernet. Es modelo Ugreen y funciona a través de puerto USB C. Es ideal para los portátiles más nuevos que solo utilizan este tipo de puerto. Admite velocidades de hasta 1 Gbps y tiene una gran compatibilidad.

En definitiva, como ves en ocasiones es posible que tengas que comprar un adaptador de USB a Ethernet. Es importante tener la mayor velocidad y estabilidad posible y para ello es buena idea conectar el ordenador a través de cable. Si el adaptador que tienes es antiguo o da problemas, una opción muy buena es comprar un conversor de este tipo.

¡Sé el primero en comentar!