Conoce todo lo que una VPN registra de ti sin que lo sepas

Las VPN son servicios muy usados por los usuarios para poder cifrar la conexión, evitar las restricciones geográficas o conectarse desde cualquier lugar. Se pueden usar tanto en el móvil como en el ordenador y hay una gran cantidad de opciones. Ahora bien, no todas ellas son iguales y no todas van a ser seguras. En este artículo vamos a explicar qué tipo de registros pueden almacenar sin que lo sepamos.

Todo lo que una VPN puede estar registrando

Hay tanto VPN gratuitas como de pago. Las primeras, más allá de que pueden ofrecer un servicio peor, con menor velocidad, cortes o limitaciones, también podrían estar poniendo en riesgo la privacidad. Principalmente esto puede ocurrir con todos los registros que almacenan. Se trata de información del uso que le damos a la conexión.

Debemos explicar que no todas las VPN registran datos. De hecho una de las características que más valoran los usuarios son las VPN no-log o sin registro. Pero claro, hay muchas opciones que sí van a almacenar información.

Dentro de los datos que puede registrar una VPN podemos mencionar los propios de la conexión. Por ejemplo puede registrar cuál es la dirección IP original o el ancho de banda utilizado. Esto puede que no sea del agrado de muchos usuarios que quieran maximizar al máximo la privacidad.

También hay que indicar que almacenar un registro del tráfico de Internet. Por ejemplo los archivos descargados, el historial de navegación o las aplicaciones y software utilizado. Esto incluso puede ser utilizado como fines comerciales por parte de los programas que usamos. A fin de cuentas este tipo de información tiene un gran valor en la red.

Otro tipo de datos que registran algunas VPN es el relacionado con la propia actividad de la web. Por ejemplo las solicitudes DNS, el uso de metadatos o incluso qué sitios han sido visitados en un momento dado.

Evitar errores al instalar VPN

Usar VPN sin registro, la mejor solución

Entonces, ¿qué podemos hacer para evitar todo esto que hemos visto? ¿Cómo podemos evitar que una VPN registre qué sitios visitamos, qué archivos bajamos o incluso la dirección IP? Para ello lo mejor es utilizar un programa sin registro, que no almacene nada de esto.

Las principales VPN del mercado actual son no-log. Por ejemplo ExpressVPN o NordVPN. Generalmente aquellas que son de pago van a proteger bien nuestros datos y no van a exponer la privacidad en ningún momento.

Nuestro consejo es evitar las VPN que son gratuitas o de prueba. Hay que buscar información sobre cómo van a tratar nuestros datos y asegurarnos siempre de que estamos descargando las aplicaciones desde fuentes legítimas. Nunca debemos bajar programas desde sitios de terceros, ya que podrían haber sido modificados de forma maliciosa por un tercero.

En definitiva, una VPN puede almacenar registros de la navegación. Lo ideal para evitarlo es utilizar un programa que sea fiable, que proteja en todo momento los datos y que ofrezcan además un funcionamiento óptimo para no tener problemas al navegar o sufrir los molestos cortes.