Cómo evitar que entren en nuestras cuentas online con estos sencillos trucos

Escrito por Javier Jiménez

La seguridad a la hora de navegar por Internet es fundamental para los usuarios. Existen muchas amenazas que pueden comprometer la privacidad de los internautas. Sin duda una de las más peligrosas y además frecuente es suplantar el inicio de sesión al acceder a cuentas. Es algo que ha aumentado mucho en los últimos tiempos. Los atacantes intentan iniciar sesión por la fuerza en registros, utilizando para ello diferentes técnicas. En este artículo vamos a hablar de algunas medidas para protegernos.

Aumentan los intentos de inicio de sesión fraudulentos

En el periodo comprendido entre enero y abril de este año, desde Akamai, una empresa de seguridad informática, han detectado más de 3.000 millones de intentos de inicio de sesión fraudulentos cada mes. Pero esta cifra se incrementa considerablemente si miramos los datos de mayo y junio, con más de 8.000 millones de intentos.

En la mayoría de ocasiones los ciberdelincuentes utilizan bots para llevar a cabo estos intentos. Su objetivo es robar información de los usuarios. Especialmente tienen como objetivo páginas bancarias.

Es un problema bastante importante y que anualmente causa grandes pérdidas económicas a nivel mundial.

Hay que evitar utilizar contraseñas sencillas

Cómo evitar ser víctima de este tipo de amenazas

Como hemos mencionado, los intentos de inicio de sesión fraudulentos han aumentado considerablemente. Es algo que está más presente de lo que creemos. Sin embargo los propios usuarios, con algunas medidas básicas, pueden evitarlo.

Lo principal y más importante es contar siempre con una contraseña fuerte y compleja. Esto significa que hay que introducir una clave que tenga letras (a ser posible mayúsculas y minúsculas, números y otros caracteres). Hay que evitar a toda costa poner nuestro nombre, fecha de nacimiento o datos similares que puedan ser averiguados. Ya hablamos anteriormente de cómo crear una contraseña fuerte y segura.

Los ciberdelincuentes utilizan generalmente bots que atacan utilizando para ello claves genéricas. Ya sabemos cuáles son las contraseñas más utilizadas. Los atacantes lo saben. Por ello utilizan estas claves para ir probando suerte.

Además, es muy importante no utilizar siempre la misma contraseña. De nada nos sirve tener una clave muy compleja, que realmente sea difícil de averiguar, pero tenerla en todos nuestros registros. En caso de que por alguna razón perdamos la clave de un servicio, esto puede generar un efecto dominó y comprometer el resto. Por ello es muy aconsejable no utilizar la misma contraseña en más de un sitio. Especialmente cuando se trata de registros sensibles como puede ser la cuenta bancaria.

También conviene cambiar frecuentemente la contraseña. Es una medida de seguridad adicional que puede evitarnos problemas.

Por último, siempre que en un servicio o plataforma determinado sea posible, debemos de utilizar la autenticación de dos factores. En ocasiones es opcional, por lo que conviene activarla. De esta manera, aun perdiendo la clave, el atacante necesitaría de algo más para iniciar sesión en nuestra cuenta.

Es importante asegurar nuestros registros y cuentas. Ya hemos visto que los intentos de iniciar sesión de manera fraudulenta han aumentado. Por tanto tenemos que prestar atención a este aspecto.

Fuente > Help Net Security