Contraseña WiFi con WPA2-AES vs WPA2-TKIP: ¿cuál es mejor?

Contraseña WiFi con WPA2-AES vs WPA2-TKIP: ¿cuál es mejor?

Javier Jiménez

Tener una contraseña para el Wi-Fi correcta, que sea segura y compleja, es algo fundamental. De esta forma podemos mantener lejos a posibles intrusos que busquen la manera de entrar en nuestras cuentas. Pero no solo importa la clave que vayamos a elegir, y es que existe lo que se llama cifrado. Tenemos varias opciones a nuestra disposición. Los routers modernos permiten elegir entre varios tipos y no todos ellos van a ser seguros. En este artículo nos vamos a centrar en las contraseñas que utilizan WPA2-AES y WPA2-TKIP.

Proteger nuestras redes, algo fundamental

En primer lugar queremos recordar la importancia de proteger correctamente nuestras redes inalámbricas. Son muchos los tipos de ataques que pueden utilizar los intrusos para romper nuestra seguridad. Es por ello que debemos hacer uso de herramientas y métodos que puedan protegernos adecuadamente.

El hecho de que haya intrusos en nuestras redes puede poner en riesgo la privacidad y seguridad. Podría tener acceso a otros equipos que estén conectados, así como poder recopilar información personal.

Pero además de ello, como podemos imaginar también va a suponer un problema para el rendimiento. Es un hecho que mientras más equipos haya conectados y utilizando una red, más problemas en cuanto a velocidad, calidad y estabilidad podrá haber. Si tenemos intrusos en nuestro Wi-Fi puede suponer que la velocidad caiga notablemente.

En definitiva, proteger nuestras redes inalámbricas va a ser algo fundamental y que debemos tener en cuenta siempre. Eso sí, hay que elegir correctamente la clave que vamos a utilizar, así como el tipo de cifrado dentro de las posibilidades que tenemos a nuestra disposición.

RandPass generador de contraseñas

Contraseñas WPA2-AES vs WPA2-TKIP

Dentro de las opciones que podemos ver a la hora de utilizar un cifrado Wi-Fi, posiblemente los más usados sean WPA2-AES y WPA2-TKIP. Hay que decir que a día de hoy son los más seguros, ya que otros como WEP y WPA (ambos en sus diferentes variantes) han quedado obsoletos y existen diferentes herramientas que permiten explotarlos. Esto hace que no sea recomendado utilizarlos en la actualidad.

Ahora bien, dentro de los dos tipos que podemos considerar seguros, tampoco lo son por igual. Y es que podemos decir que lo ideal sería utilizar WPA2-AES. Es el tipo de cifrado más fiable. Utiliza el último estándar de cifrado Wi-Fi y el más reciente de cifrado AES.

El cifrado TKIP está dado de baja de la WiFi Alliance. Esto significa que los nuevos routers no deberían utilizarlo ya que no se considera totalmente seguro hoy en día. Por tanto siempre que sea posible debemos evitarlo.

WPA2-TKIP utiliza el estándar moderno WPA2 pero hace uso del cifrado antiguo TKIP. De ahí que su uso no sea recomendado hoy en día si queremos maximizar la seguridad de nuestras redes.

Podemos decir entonces que si comparamos las contraseñas Wi-Fi WPA2-AES y las WPA2-TKIP, lo más seguro es utilizar la primera opción. Es la que va a ofrecernos una mayor garantía y tener menos problemas de seguridad que puedan comprometer nuestras redes.

Hay que tener en cuenta que existen diferencias también en cuanto a velocidad. Si hacemos uso de WPA2-AES obtendremos mejores resultados, mientras que WPA2-TKIP se ve afectado a la hora de enviar paquetes y recibir datos. Es otro de los factores que debemos tener en cuenta, más allá de la seguridad que lógicamente es el principal.

Problemas de compatibilidad

Sin embargo hay que tener en cuenta que en determinadas ocasiones va a ser imposible utilizar WPA2-AES. El motivo es que algunos dispositivos más antiguos no van a poder conectarse a redes que utilicen este cifrado más moderno y tengan que hacer uso de WPA2-TKIP.

Este es uno de los inconvenientes que podemos encontrarnos en determinadas situaciones. Algunos usuarios se ven obligados a utilizar un cifrado más antiguo como es WPA2-TKIP para poder conectar otros equipos.