Defender Control: conoce esta aplicación para activar y desactivar Windows Defender con un solo clic

Windows Defender es el antivirus base de Microsoft incluido por defecto en Windows 10, un antivirus que en muy poco tiempo ha conseguir igualar en protección a las grandes firmas de seguridad que llevan décadas protegiendo nuestros ordenadores. Este antivirus ha hecho que a día de hoy no sea necesario instalar ningún otro antivirus en nuestro PC, teniendo la máxima seguridad junto con el mejor rendimiento. Deshabilitar nuestro antivirus no es algo precisamente recomendable, aunque puede que en alguna ocasión sea necesario cuando intentamos ejecutar un programa y el antivirus lo bloquea al detectarlo una amenaza, aunque sea un falso positivo.

Windows Defender es eficaz y bastante sencillo en muchos rasgos, pero no precisamente para deshabilitar temporalmente el antivirus. Para hacer esto debemos abrir el antivirus, entrar en su configuración y buscar la correspondiente opción para deshabilitarla. Muchas veces tardamos más tiempo en deshabilitar la configuración que el tiempo que pasamos con este antivirus deshabilitado.

Habilitar Deshabilitar Windows Defender

Por suerte, existe una aplicación muy sencilla diseñada precisamente para ayudarnos con esta tarea y poder deshabilitar muy fácilmente este antivirus en Windows 10: Defender Control.

Cómo deshabilitar Windows Defender fácilmente con Defender Control

Defender Control es una aplicación totalmente gratuita para Windows 10 diseñada, como su nombre indica, para controlar este antivirus de Microsoft. Esta sencilla herramienta nos va a permitir desactivar la protección del antivirus, activarla de nuevo o abrir la configuración del mismo con un solo clic, de forma mucho más rápida y sencilla que desde las propias opciones del antivirus.

Esta aplicación podemos descargarla sin coste alguno desde el siguiente enlace. Funciona en las versiones de 32 bits y 64 bits de Windows y no requiere ningún tipo de instalación en el ordenador. Una vez descargada la aplicación la ejecutamos (con permisos de Administrador) y podremos ver una sencilla ventana con las opciones para activar o desactivar este antivirus.

Si pulsamos sobre la opción «Desactivar Windows Defender» automáticamente el antivirus de Windows 10 se desactivará por completo, dejando nuestro ordenador desprotegido. Para volver a activarlo tendremos que utilizar el botón «Activar Windows Defender» para que este antivirus vuelva a protegernos del malware y otras amenazas.

El botón «Abrir Centro de Seguridad» nos permitirá abrir rápidamente el Centro de Seguridad de Windows 10 para poder ver el estado del antivirus y demás características de seguridad del sistema operativo mientras, que por último, desde el botón «Menú» podremos ver las distintas opciones que nos ofrece este programa.

Sin duda, Defender Control es una aplicación imprescindible para los usuarios que utilizan este antivirus y tiene problemas con algún falso positivo. Eso sí, con la próxima actualización del sistema operativo, Windows 10 1903, Windows Defender va a incluir una nueva característica de seguridad, «protección contra alteraciones», que impedirá a terceras aplicaciones hacer cambios en el antivirus, por lo que seguramente esta aplicación, y muchas otras, como ConfigureDefender, dejarán de poder controlar la configuración de este antivirus, a no ser que deshabilitemos esta característica.

¿Qué te parece Defender Control? ¿Sueles deshabilitar a menudo el antivirus para ejecutar algún programa detectado como un falso positivo?