D-Link DGS-1210-10


Os presentamos un completo análisis del switch gestionable capa 2 D-Link DGS-1210-10 pensado para pequeñas y medianas oficinas. Las principales características de este switch gestionable es que incorpora 8 puertos Gigabit Ethernet Auto-MDI/MDIX, 2 puertos SFP para conectar cables de fibra óptica y hacer uplink.

EUR 36,45 EUR

Este switch gestionable no tiene ventilador, la refrigeración es pasiva por tanto es completamente silencioso. Además, según hemos comprobado, el equipo apenas se calienta. Aunque este switch gestionable esté orientado a un público profesional, tiene una administración vía web muy sencilla y sobre todo, con muchas opciones de configuración avanzadas para tener toda la red bajo control.

d-link dgs-1210-10 intro

Características Técnicas del D-Link DGS-1210-10

  • 8 Puertos Gigabit Ethernet para la LAN (10/100/1000Mbps) con Auto MDI/MDIX.
  • 2 puertos SFP Gigabit para fibra óptica
  • Capacidad de switching: 20Gbps
  • Tasa de reenvío de paquetes: 14,88 Mpps
  • Capacidad de tabla MAC: 16K
  • Tramas jumbo de hasta 9K de longitud
  • Consumo eléctrico: 9.4W (Standby) / 13.59W (máxima carga)
  • Dimensiones: 280 x 126 x 44 mm
  • Peso: 1,54Kg

En el análisis a fondo que realizaremos al firmware os explicamos qué opciones de configuración y características Layer 2 incorpora este switch de alto rendimiento. Una vez que conocéis las principales características del equipo, vamos con el análisis externo.

Análisis Externo

Este switch gestionable D-Link DGS-1210-10 de alto rendimiento pertenece a la familia de empresas del fabricante, por este motivo la caja es de color marrón sin ninguna foto del equipo ni tampoco ninguna explicación de para qué sirve este tipo de equipos. La única serigrafía que tenemos es en su parte frontal que aparece el logo del fabricante D-Link y también en un lateral incorpora una pegatina con el modelo exacto de switch, la versión de hardware y la versión de firmware que incorpora por defecto.

Frontal de la caja del D-Link DGS-1210-10

En el interior de la caja del D-Link DGS-1210-10 encontramos el switch perfectamente protegido por un plástico protector y un pequeño estuche con la guía de instalación rápida, garantía del equipo y también un CD con todos los manuales en PDF para facilitar al administrador de la red la instalación del equipo en su infraestructura.

Interior de la caja del switch D-Link DGS-1210-10

Una vez que sacamos el switch y todos los accesorios, el contenido de la caja es el siguiente:

  • Switch gestionable D-Link DGS-1210-10
  • Cable de alimentación para España
  • Cable de alimentación para inglaterra.
  • Guía de instalación rápida, garantía y CD con recursos
  • Dos adaptadores metálicos para introducir el switch en un rack

En la siguiente fotografía puedes ver este contenido de la caja del D-Link DGS-1210-10:

Contenido de la caja del switch D-Link DGS-1210-10

Este switch gestionable D-Link DGS-1210-10 es completamente metálico, algo que ya esperábamos porque normalmente los equipos empresariales son de este tipo de material, dejando el plástico completamente de lado. Este switch dentro de que es más grande que otros switches domésticos de 8 puertos, no es demasiado grande como otros de la competencia, además no debemos olvidar que aunque tiene 8 puertos Gigabit Ethernet para la LAN también tiene 2 puertos SFP.

Frontal del switch gestionable D-Link DGS-1210-10

Este switch no incorpora ningún conector ni botón en los laterales del equipo, simplemente encontramos unas rejillas de ventilación para evacuar el calor de su interior a cada lado del switch. Debemos recordar que la refrigeración es completamente pasiva, este D-Link DGS-1210-10 no incorpora ningún tipo de ventilador, únicamente tienen ventiladores los que son PoE y con muchos más puertos Ethernet.

En la parte trasera del equipo encontramos un conector Kensington para evitar que roben el switch, una toma de tierra del switch ya que es metálico y por último encontramos el conector de corriente. La fuente de alimentación de este switch es interna, por lo que el cable que conectamos al switch lleva corriente alterna y no corriente continua como suele ser habitual en los equipos domésticos.

En la parte frontal del switch encontramos todos los puertos, LEDs de estado y un botón de RESET.

En la parte izquierda encontramos el botón de RESET de este equipo, os recordamos que al ser un switch gestionable es necesario poder resetear el equipo a valores de fábricante ya que si realizamos mal una configuración de una VLAN podríamos dejar de tener acceso al equipo. En esta zona también encontramos todos los LEDs de estado de los diferentes puertos Ethernet y SFP, si los puertos Ethernet sincronizan a 10/100 el color será naranja y si sincronizamos a 1000Mbps el color será verde. En el caso de los SFP la sincronización siempre será a 1000Mbps.

En la parte central de este switch encontramos los 8 puertos Gigabit Ethernet para la LAN, todos ellos en una fila de uno, no tenemos dos filas de 4 puertos para hacer el switch más compacto como ocurre con los equipos de 16 puertos.

Finalmente, en la parte derecha encontramos los dos puertos SFP donde conectaremos los transceivers con la fibra óptica para hacer uplink con otros switches, o simplemente para interconectar con routers con SFP y tener la mínima latencia posible.

En la parte inferior de este switch D-Link DGS-1210-10 encontramos una pegatina muy grande en varios idiomas con el modelo exacto del equipo así como la tensión de corriente e intensidad que necesita el equipo para funcionar correctamente. No encontramos ningún tipo de credenciales de acceso ni dirección de host para localizar el equipo fácilmente en la red local.

Hasta aquí hemos llegado con nuestro análisis externo, ahora pasamos a nuestro laboratorio de pruebas para comprobar el rendimiento real de este switch.

Laboratorio de Pruebas

Un switch no gestionable trabaja en la capa 2 de la pila de protocolos TCP/IP, es decir, trabaja en la capa de enlace. Al estar en la capa de enlace, si conectamos este dispositivo a un router, y dos ordenadores con cliente-servidor jPerf al switch, el tráfico no pasará por el router (capa de red) sino directamente por el switch (capa de enlace). No obstante, vamos a conectar dos ordenadores directamente al switch, y el switch sin estar conectado con ningún router. Debido a que estamos en capa de enlace, deberemos fijar IP privadas en cada uno de los ordenadores y proceder a las pruebas de rendimiento. Os recomendamos acceder a nuestros bancos de prueba donde encontraréis el hardware con el que hemos realizado las pruebas a este switch.

Una vez que hemos configurado la red local y fijado las direcciones IP, ejecutamos un cliente-servidor Jperf. Los resultados son los siguientes:

Con 100 hilos TCP conseguimos una velocidad de 97,3MB/s, un rendimiento excelente para transferir múltiples archivos a la máxima velocidad que nos proporciona la interfaz Gigabit Ethernet.

D-Link DGS-1210-10: Pruebas LAN

Con 250 hilos TCP conseguimos una velocidad de 96,9MB/s, seguimos teniendo un rendimiento excelente aunque tengamos más del doble de hilos que en la prueba anterior.

D-Link DGS-1210-10: Pruebas LAN

Con 500 hilos TCP conseguimos una velocidad de 96,5MB/s.

D-Link DGS-1210-10: Pruebas LAN

Con 750 hilos TCP conseguimos una velocidad de 91,4MB/s.

D-Link DGS-1210-10: Pruebas LAN

Con 1000 hilos TCP conseguimos una velocidad de 79,8MB/s, lo que nos asegura una excelente velocidad de transferencia de cientos de archivos simultánemente entre los equipos de la red local.

D-Link DGS-1210-10: Pruebas LAN

En la siguiente tabla resumen podéis ver los valores que hemos obtenido con diferente número de hilos:

Hilos LAN-LAN 100 250 500 750 1000
D-Link DGS-1210-10 97,3MB/s 96,9MB/s 96,5MB/s 91,4MB/s 79,8MB/s

Conclusiones

Este switch se ha comportado de forma excelente en las pruebas de rendimiento, como habéis podido ver, la velocidad es realmente alta por debajo de los 750 hilos TCP concurrentes, además si tenemos 1.000 hilos TCP concurrentes conseguiremos casi 640Mbps de rendimiento en red local en esos equipos. Os recordamos que este equipo permite una tasa de transferencia máxima de 20Gbps lo que nos asegura poder transmitir y recibir a la máxima velocidad (1Gbps) en cada uno de los puertos siempre y cuando la autonegociación sea a 1Gbps Full Dúplex.

Asistente de configuración básico

Este switch gestionable dispone de un sencillo asistente de configuración para realizar las principales configuraciones del router, posteriormente podremos entrar en su firmware donde veremos todas las opciones que nos proporciona este switch de alto rendimiento. Lo primero que tenemos que hacer para poder entrar en la administración web del switch es conectar un ordenador a uno de sus 8 puertos Gigabit Ethernet y poner IP fija con los siguientes datos:

  • IP: 10.90.90.2
  • Máscara: 255.255.255.0

A continuación deberemos introducir en nuestro navegador la URL http://10.90.90.90 y nos saldrá la pantalla de inicio de sesión, la contraseña predeterminada es “admin” y tendremos la opción de hacer el asistente de configuración en idioma español.

Una vez que hemos entrado por primera vez en el switch, veremos el asistente de configuración que nos permitirá configurar el switch con una IP fija para entrar en su interfaz web o una IP dinámica a través de DHCP, de esta forma, el servidor DHCP de la red local le asignará la IP y el resto de datos como máscara y puerta de enlace predeterminada. Por último, también es compatible con BOOTP por si en nuestra organización lo utilizamos.

D-Link DGS-1210-10: Asistente de configuraciónEn la segunda pantalla de este asistente de configuración podremos cambiar la contraseña de acceso al switch, es recomendable cambiar esta contraseña para que nadie de la red pueda entrar en su administración y cambiar parámetros a su antojo, es fundamental que el switch esté bien protegido.

D-Link DGS-1210-10: Asistente de configuraciónEn la tercera y última pantalla tendremos la opción de activar la administración a través de SNMP, si no vamos a usar esta forma de administración lo mejor es dejarlo deshabilitado.

D-Link DGS-1210-10: Asistente de configuración

Una vez que pinchemos en “aplicar”, se aplicarán los cambios y accederemos directamente al menú principal del switch. Es recomendable pinchar también en “Ignorar el asistente la próxima vez” para que no nos aparezca cada vez que entramos en el menú del switch.

D-Link DGS-1210-10: Asistente de configuración

Hasta aquí hemos llegado con el asistente de configuración básico de este switch D-Link, todas las opciones avanzadas podremos gestionarlas directamente desde su interfaz web.

Firmware y características Layer 2

Uno de los aspectos que nos ha gustado del firmware de este switch D-Link DGS-1210-10 es que su interfaz gráfica se puede poner en castellano, no obstante a lo largo del análisis veremos la interfaz en inglés ya que hay muchos términos que sino os sonarán un poco “raros”.

En la pantalla principal de este firmware encontramos datos como la versión de hardware del equipo, versión de firmware, hora del sistema, tiempo de encendido (uptime), número de serie, dirección MAC, dirección IP de la administración del switch y en la parte inferior tendremos el estado de algunos de los principales protocolos que es capaz de usar este switch gestionable.

En la pestaña de “System” tendremos algunas de las principales configuraciones que podremos realizar al switch sin entrar aún en la parte de configuración. En esta sección podremos cambiar el modo de obtención de dirección IP para su administración, habilitar IPv6 con todo lo que ello conlleva, gestionar la autonegociación de los puertos, el dúplex y también el control de flujo. Otros parámetros que podremos realizar es la configuración del DHCP Relay y también de las opciones de ahorro de energía del switch.

En la pestaña de “VLAN” tendremos todas las opciones relacionadas con las redes virtuales que es capaz de crear y gestionar el switch. El D-Link DGS-1210-10 es capaz de crear hasta 256 VLANs diferentes, y podremos configurar los diferentes puertos para que tenga tag o sean untag, por defecto la VLAN 1 es la red virtual de administración. En la parte superior encontramos la posibilidad de activar o desactivar las VLANs Asimétricas, en el propio firmware viene perfectamente explicado con un ejemplo qué son las Asymmetric VLAN. El switch también nos permite configurar VLANs por puerto, seleccionar la VLAN de administración que nosotros queramos (no tiene por qué ser siempre la VLAN 1), configurar VLAN de voz para dispositivos de voz sobre IP y también para videovigilancia, una opción orientada específicamente a la videovigilancia de D-Link.

En la pestaña de “L2 Functions” tendremos todas las opciones relacionadas con la capa de enlace (Layer 2), algunas de las principales opciones que encontramos en esta zona es la posibilidad de habilitar los Jumbo Frames (máximo de 9216 bytes), la posibilidad de realizar Port Mirroring, gestionar la tabla MAC de manera estática y dinámica, configurar el Spanning Tree Protocol y el RSTP, realizar Link Aggregation y configurar sus puertos, habilitar el IGMP Snooping y fijar unos parámetros para maximizar el rendimiento, gestionar el SNTP del sistema y finalmente configurar el LLDP.

En la pestaña de “QoS” tendremos todas las opciones relacionadas con la calidad de servicio del switch, crear y configurar las diferentes colas de prioridad y limitar el ancho de banda de descarga o de subida o ambos por puerto. Gracias a estas opciones podremos proporcionar un buen ancho de banda a los clientes que se conecten a los puertos Ethernet, o dar una prioridad mayor a unos puertos que a otros.

En la pestaña de “Security” tendremos todas las opciones relacionadas con la seguridad del switch, tanto para el acceso a él como de cara a la seguridad de la red. Algunas de las opciones más destacables es por ejemplo “Trusted Host” para introducir direcciones IP donde se permita acceder a la web de administración del switch, también tenemos la opción “Port Security” que nos permite que solo pueda conectarse una o varias MACs determinadas, y que si se conecta una MAC no registrada el puerto se deshabilite automáticamente. Este switch también permite el control de “tormentas” de broadcast, prevención de ARP Spoofing, un servidor SSL para conectarnos a la web de administración de forma segura y también nos permite habilitar la administración por SSH del switch. Por último, tenemos la posibilidad de realizar “Smart Binding” para que solo se conecten los host confiables.

En la pestaña de “AAA” tendremos el cliente RADIUS y todo lo relacionado con la autenticación de usuarios a través de un servidor RADIUS y la autenticación 802.1X. En la parte de ACL podremos crear y administrar todas las listas de control de acceso del switch gestionable, por último tenemos el servidor SNMP para administrar el switch a través de este protocolo y también las estadísticas de entrada/salida de los diferentes puertos así como un completo log del sistema.

Hasta aquí hemos llegado con nuestro análisis a este switch gestionable de alto rendimiento D-Link DGS-1210-10, tal y como habéis podido ver en el firmware, este equipo posee características de switching muy avanzadas.

Puntos Fuertes

  • El rendimiento conseguido por este switch gestionable ha sido excelente en todas las pruebas de rendimiento.
  • El acabado metálico le proporciona una mayor robustez, la calidad de los materiales es realmente buena.
  • Facilidad de instalación al incorporar un asistente de configuración muy básico para comenzar a trabajar rápidamente.
  • LED de estado de encendido del equipo, los LEDs de estado verde (Gigabit) y naranja (Fast-Ethernet) son muy útiles para controlar qué está ocurriendo en nuestra red y si los dispositivos cableados están auto-negociando correctamente.
  • Incorporación de 2 puertos SFP para conectar fibra óptica.
  • Características avanzadas de gestión en capa de enlace (Layer 2) incluyendo trunking con LACP y Port Mirroring. También podremos crear VLAN basadas en puerto e incluso hacer una lista de control de acceso con autenticación 802.1X contra un RADIUS.
  • Soporte para multicast, compatible con IGMP Snooping con opciones avanzadas de configuración
  • Avanzado QoS con varias colas de prioridad y también un limitador de ancho de banda.
  • Muchas medidas de seguridad muy configurables, como por ejemplo las diferentes medidas anti DoS, inspección de ARP, funcionalidades de Port Security y un largo etcétera de herramientas para tener todo bajo control.
  • Interfaz de usuario muy intuitiva para los usuarios más inexpertos a través de HTTP y HTTPS (no configurado por defecto), para los usuarios más avanzados es posible administrarlo a través de SNMP o SSH.
  • Precio excelente: Este switch gestionable de gama media-alta podremos encontrarlo en tiendas por unos 95€, un precio realmente competitivo si tenemos en cuenta sus características técnicas y las opciones de configuración de su firmware.

Puntos Débiles

  • No tiene posibilidad de crear VLANs por MAC.
  • Cable de alimentación más corto de lo deseable.
  • No incluye ningún cable de red Ethernet.
  • La interfaz gráfica de usuario tiene un aspecto antiguo.

Conclusiones Finales

Este switch gestionable D-Link DGS-1210-10 se ha comportado de forma excelente en todas las pruebas de rendimiento realizadas, además también hemos utilizado su completo firmware para la gestión de VLANs y otras configuraciones avanzadas como por ejemplo el Port Security o la prevención del ARP Spoofing. Incorporar 8 puertos Gigabit Ethernet con 2 puertos SFP para fibra óptica ha sido todo un acierto, de esta forma podremos configurar un Link Aggregation para aumentar el ancho de banda de esta fibra y crear enlaces de hasta 2Gbps Full-Dúplex.

El número de opciones del firmware es realmente alta, y eso que este switch no pertenece a una familia de switches más profesionales sino a los “Smart”, que aunque incorporan opciones de configuración avanzadas, se dejan otras que solo incorporan los de gama más alta. No obstante, debemos tener en cuenta que este switch está orientado a usuarios domésticos muy avanzados y a pequeñas y medianas oficinas en las que hay que segmentar el tráfico de red.

Los únicos puntos negativos que podemos sacar de este equipo no son para nada graves, uno de estos puntos negativos es que no incluye ningún cable de red Ethernet, aunque esto es algo que casi ningún fabricante hace para equipos de esta gama. El segundo punto débil es que el cable de alimentación del switch es más corto que lo deseable, por lo que tendremos que situarlo cerca de un enchufe. Por último, la interfaz gráfica de usuario aunque es muy funcional y tiene muchas opciones, tiene un aspecto algo antiguo, sería perfecto si D-Link le diera un lavado de cara.

EUR 36,45 EUR

Teniendo en cuenta el rendimiento, el número de opciones del firmware, su facilidad de uso y su precio (95 euros) realmente competitivo teniendo en cuenta sus características técnicas, la valoración de RedesZone.net es la siguiente:

valoracion_9

Esperamos que os haya gustado el análisis, si tenéis alguna duda podéis ponernos un comentario y os responderemos encantados.

Publicado por Sergio De Luz el 15 diciembre 2015 , actualizado el 01 noviembre 2017

Últimos análisis

Valoración RZ
9
Valoración RZ
8
Valoración RZ
8
Valoración RZ
8
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
8