Qué hacer si no puedes entrar al router con el navegador

Entrar en la configuración del router es necesario para cambiar la contraseña del Wi-Fi, modificar algún parámetro para tener mejor cobertura, seleccionar el canal, etc. Lo más habitual y sencillo es entrar a través del navegador. Ponemos la puerta de enlace desde Chrome o Firefox, los datos correspondientes y accedemos. Ahora bien, ¿qué podemos hacer si no funciona el acceso al router desde el navegador? Vamos a explicar algunos pasos que puedes dar.

Por qué no funciona el acceso al router

El problema es sencillo: intentas acceder a la configuración del router desde el navegador, como sueles hacer, pero no funciona. Da error de página y no puedes entrar para cambiar la clave del Wi-Fi o cualquier otro ajuste que necesites realizar dentro del dispositivo para que funcione mejor la red o sea más segura.

La causa puede estar tanto en el propio router, como también en el navegador. Incluso puede ser un error humano y que estés poniendo mal la dirección para acceder. Hay que tener en cuenta que no todos los routers funcionan igual y puedes encontrarte con diferencias notables en este sentido.

Si hablamos de problemas en el router, puede que se haya quedado pillado por algún motivo. Por ejemplo una gran cantidad de solicitudes, que lleve mucho tiempo encendido y esté saturado o que haya alguna mala configuración y eso no permita entrar con normalidad y genere problemas.

Por otra parte, cuando hablamos de problemas a nivel de software generalmente son dos: un fallo en el navegador o algún error en el firmware del router. Puede que el navegador que utilices, ya sea Chrome, Firefox o el que sea, tenga algún problema. Incluso que el firmware del router esté desactualizado y genere algún conflicto.

Cómo solucionarlo

Después de ver las principales causas por las que aparece el error al intentar entrar en el router desde el navegador, vamos a ver qué hacer para solucionarlo. Normalmente este problema se va a arreglar rápidamente, ya que solo hay que seguir una serie de pasos y no habrá mayores dificultades para poder configurar cualquier parámetro del router.

Reiniciar el router y ordenador

Lo primero y más básico que debes hacer es reiniciar tanto el router como el ordenador. Puede haber problemas en alguno de los dos dispositivos y por eso no puedes entrar en la configuración desde el navegador. En el caso del PC, simplemente lo apagas y lo vuelves a encender, igual que harías cuando se queda pillada alguna aplicación, por ejemplo.

Por parte del router, lo que debes hacer es apagarlo y mantenerlo así al menos 30 segundos. De esta forma se reiniciará correctamente. Posteriormente lo vuelves a encender, esperas a que se restablezca la conexión y vuelves a intentar acceder a la configuración y compruebas si da error o no.

Comprobar la puerta de enlace predeterminada

Normalmente la puerta de enlace para acceder al router desde el navegador es 192.168.1.1. Sin embargo esto no significa que vaya a ser así en todos los casos. Incluso puedes modificarla y que sea cualquier otra. Es posible que estés intentando entrar con la más habitual, pero no sea esa y por ese motivo no puedas entrar.

Lo que debes hacer es configurar cuál es la puerta de enlace para entrar en el router. Es muy sencillo y en Windows tienes que ir a Inicio, entras en la Terminal y ejecutas el comando ipconfig. Te aparecerán diferentes datos, entre los que está la dirección IP que debes utilizar para entrar en el router.

Saber puerta de enlace predeterminada

Una vez sepas cuál es, simplemente la pones en el navegador y accedes. La contraseña genérica suele ser del tipo 1234, 1234admin y similares. No obstante, también podría ser otra y debes conocer cuál es. Esto dependerá del modelo de router que estés utilizando.

Ver si el firmware está actualizado

También es importante que revises si el router está correctamente actualizado. Otro de los motivos por los que puede haber problemas para entrar en la configuración es tener el firmware obsoleto. Es importante que esté actualizado para que funcione bien y también corregir problemas.

El problema es que no siempre vas a poder actualizarlo fácilmente. Para ello vas a tener que entrar en la configuración del router y es precisamente ese el problema que estamos tratando. No obstante, algunos modelos permiten actualizar desde la aplicación del móvil. Si ese es tu caso, puedes intentar actualizar a la última versión y ver si de esta forma se soluciona el problema.

Probar otro navegador

Otro posible error puede estar en la parte del navegador. Puedes acceder al router desde Chrome, Firefox o cualquier otro que tengas instalado. Pero, ¿y si el navegador no funciona bien? Es posible que aparezcan errores de este tipo y no puedas acceder a la URL para configurar el dispositivo.

En este caso lo que debes hacer es muy sencillo: prueba otro navegador. Debes asegurarte de que esté actualizado correctamente. Así podrás solucionar ciertos fallos que puedan aparecer. Es algo que podría pasar en cualquier programa que estés utilizando, no se trata de un error puntual que solo afecte a uno en concreto.

Respecto a qué navegador usar, lo cierto es que hay muchas opciones disponibles. Los más comunes son Chrome, Firefox o Edge. No obstante, hay otros muchos como Opera, Brave o incluso Tor, que sirve también para mejorar la privacidad al navegar por la red.

No funciona Internet en los navegadores

Verificar que estás conectado correctamente

¿Está el router correctamente conectado? A veces una cuestión tan simple como esta puede ser la causa por la que no puedes acceder a la configuración. Tal vez el cable Ethernet no esté conectado o estés usando una red Wi-Fi diferente. Esto va a provocar que no entre en la configuración del router.

Por tanto, lo que debes hacer es tan simple como verificar que realmente el cable de red está conectado y que tienes acceso al router. Si ves que algo va mal, debes comprobar cuál es la causa y solucionarla.

Resetear el router

Si todo lo anterior no ha tenido ningún efecto, un último paso que puedes realizar es el de resetear el router. Lo que vas a hacer es devolverlo a los valores predeterminados, tal y como venía de fábrica. Esto puede solucionar fallos que puedan haber surgido, errores a nivel del firmware, configuración o cualquier cosa que haya provocado que no funcione bien.

Un método para resetear el router a los valores de fábrica es entrando en la configuración y seleccionando la opción de restablecer los valores predeterminados. Pero, una vez más, el problema es entrar precisamente en la configuración. No obstante, no está todo perdido. Para ello tienes que ir a un pequeño botón que hay en el router, en la parte de atrás, y mantenerlo pulsado durante medio minuto. De esta forma volverá a la configuración tal y como se encontraba cuando lo instalamos por primera vez.

En definitiva, si te encuentras con el error de que no puedes acceder a la configuración desde el navegador, puedes llevar a cabo los pasos que hemos mencionado. Es algo que puede ocurrir en un momento dado y los motivos son variados. No obstante, es algo que se puede solucionar de una forma sencilla en la mayoría de ocasiones y poder entrar en la configuración sin problemas.

¡Sé el primero en comentar!