Qué tener en cuenta al comprar un adaptador USB con 4G o 5G

Una opción muy interesante para tener Internet en cualquier lugar es adquirir un adaptador USB que tenga 4G o 5G. Esto permite aprovechar las redes móviles disponibles ampliamente y poder así conectar nuestro ordenador a Internet prácticamente desde cualquier sitio, siempre y cuando haya cobertura disponible. Ahora bien, ¿qué debemos tener en cuenta cuando vayamos a comprar un dispositivo de este tipo? De ello vamos a hablar en este artículo.

Cómo funciona un adaptador USB con cobertura móvil

En primer lugar vamos a explicar cómo funciona realmente un adaptador de este tipo y por qué es tan interesante utilizarlo en determinadas circunstancias. Es un aparato que ofrece conexión a Internet a un ordenador, simplemente con tener cobertura móvil. Esto permite que ese equipo reciba señal y podamos navegar por la red de la misma manera que si estuviéramos conectados a un router por cable Ethernet o por Wi-Fi.

Este tipo de dispositivos cuentan con una ranura para poner una tarjeta SIM y de esta forma reciben la cobertura de Internet. Solo es necesario que la operadora que estamos utilizando tenga cobertura en ese lugar. Podemos conectarnos a través de redes 4G o 5G. Eso sí, el dispositivo debe ser compatible con estas redes.

La manera de funcionar es muy simple. Básicamente lo que hace el adaptador es recibir la señal de Internet a través de las redes móviles y de esta manera crea la conexión. El adaptador va a estar enchufado por medio de un puerto USB.

Esto nos permite conectarnos desde prácticamente cualquier lugar. Siempre que podamos usar nuestro móvil para tener Internet, podríamos también utilizar este tipo de receptores y crear una conexión para nuestro ordenador. Una alternativa a tener que compartir datos directamente desde el teléfono, con el consumo de batería que eso supone.

Es una opción muy útil para viajar en tren o autobús y seguir teniendo conexión de Internet en cualquier lugar y poder trabajar con el ordenador. No obstante, para que podamos aprovechar al máximo su funcionamiento debemos tener en cuenta las diferentes características que puede tener.

Cómo debe ser un adaptador de red con 4G o 5G

A la hora de comprar cualquier aparato debemos tener en cuenta sus características. En el caso de adquirir un receptor de red con 4G o 5G debemos ver ciertos puntos principales que vamos a describir. De esta forma lograremos un mejor rendimiento y poder así conectarnos a Internet sin problemas, sin que aparezcan cortes o tener una mala velocidad.

Tipo de redes compatibles

Lo primero y más básico es consultar qué tipo de redes son compatibles con ese adaptador que vamos a comprar. Esto es muy importante para lograr una buena velocidad y aprovechar al máximo los recursos disponibles y poder navegar en las mejores condiciones posibles.

Lo normal es que hoy en día la mayoría de estos adaptadores que utilicen cobertura móvil van a tener 4G. Pero claro, hay que tener en cuenta que en la actualidad el 5G es la tecnología más veloz cuando hablamos de Internet móvil y es interesante que nuestro adaptador sea compatible. Por ello debemos asegurarnos que así es cuando vayamos a comprar uno.

Velocidad de transferencia

Uno de los factores más importantes es la velocidad. Debemos conocer cuál va a ser la velocidad de transferencia de ese receptor USB que vamos a comprar. Pero ojo, hay que mirar tanto la velocidad de bajada como la de subida, ya que podríamos encontrarnos con diferencias notables.

Aquí jugará un papel fundamental el tipo de redes compatibles. No es lo mismo un dispositivo que solo funcione con 3G, que en cambio otro que pueda conectarse también a redes 5G. Estos últimos serán los que tengan una mayor capacidad y puedan ofrecernos velocidades de transferencia, tanto de subida como de bajada, mayores.

Mejoras del 5G frente al Wi-Fi

Que tenga puerto USB 3.0

También debemos fijarnos en las características de la conexión con el ordenador. Este tipo de dispositivos se conecta a través del puerto USB, pero puede que sea compatible con la versión 3.0 o no. Es importante que sí lo sea, ya que de lo contrario no podríamos lograr una buena velocidad y tendríamos problemas.

Si nos conectamos a través de puerto USB 2.0 podemos tener problemas de estabilidad y velocidad. Aunque podamos conectarnos, no lograríamos los mismos resultados que si nuestro aparato es compatible con los puertos USB más recientes. Por tanto, debemos tener en cuenta también este punto que puede ser determinante para la velocidad.

Dimensiones y peso

Tanto las dimensiones como el peso del dispositivo son características que podemos analizar antes de comprarlo. Va a ser un dispositivo que vamos a llevar a cualquier lugar, ya que para eso precisamente están diseñados al poder conectarse a través de redes móviles.

Si vamos a llevarlo junto al portátil, por ejemplo en la funda del mismo ordenador, lo interesante es que tenga un tamaño comprimido y que no pese mucho. Son valores que podemos ver fácilmente en las características del producto y que puede ser diferencial entre uno y otro.

Compatibilidad

Debemos ver también que el receptor sea compatible con la operadora que vamos a utilizar. Lo normal es que sea libre y podamos usarlo con prácticamente cualquiera, pero no siempre es así y conviene mirarlo bien antes de comprar nada. Por ejemplo si vamos a ir de viaje a otro país, si es libre no tendríamos problema alguno en usarlo, siempre y cuando además sea compatible con las redes.

Pero compatibilidad no es solo poder conectarnos a cualquier red móvil, sino también que sea compatible el propio dispositivo con el sistema operativo que utilicemos. Generalmente en Windows no habrá problemas, pero tal vez vayamos a utilizar Linux o macOS y queramos comprobar que efectivamente van a funcionar sin problemas en esos sistemas operativos.

En definitiva, estos son algunos factores importantes que podemos tener en cuenta a la hora de comprar un receptor para tener Internet y que funcione a través de redes 4G o 5G. De esta forma podremos aprovechar al máximo los recursos y lograr que la velocidad de Internet y la estabilidad de la conexión sean adecuadas.

No obstante, aunque es posible que solo lo queramos para conectarnos a Internet en un ordenador, en el que conectemos el receptor al puerto USB, lo cierto es que existe la opción de contar con un router 5G que permite conectar más clientes. Básicamente puede actuar como un router y ofrecer así señal a otros equipos. Si vamos a necesitar conectar un móvil, una tableta, otro ordenador portátil o cualquier dispositivo, debemos conocer si permite conectar más aparatos y cuál es la capacidad máxima. Generalmente este tipo de dispositivos suele permitir conectar de 5 a 8 equipos sin mayores problemas.

¡Sé el primero en comentar!