Corrige errores con el adaptador Wi-Fi USB en Windows

Corrige errores con el adaptador Wi-Fi USB en Windows

Javier Jiménez

Podemos conectarnos a Internet a través de dispositivos y medios muy diferentes. Los ordenadores suelen traer una tarjeta de red integrada, pero una opción alternativa es utilizar un adaptador Wi-Fi por USB. Así podemos mejorar la cobertura y tener mejor rendimiento. Sin embargo a veces puede haber problemas. De ello vamos a hablar en este artículo. Vamos a explicar qué podemos hacer si el ordenador no detecta el adaptador Wi-Fi, hay cortes o la conexión no funciona correctamente.

Fallos más comunes en los adaptadores USB

Los adaptadores Wi-Fi USB son una solución muy popular para todos los usuarios que quieren establecer una comunicación inalámbrica, de una forma sencilla y rápida. Puesto que, por lo general, son componentes muy sencillos de utilizar. En cambio, como todo hardware, puede tener sus fallos que afectan a su funcionamiento. Y como consecuencia, el rendimiento. Algunos de los problemas más comunes que nos podemos encontrar son:

  • Baja señal o pérdida de conexión: Las señales débiles o inestables, pueden causar las pérdidas de la conexión, o incluso generar conexiones intermitentes. Esto es algo que se puede deber a diferentes factores. El primero es que la distancia entre el adaptador y el router es demasiado larga, y otra que se estén generando interferencias de cualquier tipo. Como puede ser por obstáculos o electrométricos. Si bien esto es algo que no es un fallo de hardware como tal, es algo muy común en estos dispositivos, ya que permiten mucha movilidad.
  • Incompatibilidad: No todos los adaptadores USB son compatibles con todos los equipos. En este caso entran en juego otros factores, como puede ser el sistema operativo, las actualizaciones, o el propio firmware del adaptador USB.
  • Problemas de drivers: Los drivers son lo que van a permitir que se establezca una comunicación entre el adaptador USB y el equipo. Si estos no están correctamente instalados, o por otro lado, no están actualizados a la última versión, es posible que se originen fallos en la conexión.
  • Problemas de configuración: Algunos de estos dispositivos, cuentan con algunas funciones en la configuración para hacer una conexión más personalizada. Esto es algo que va a influir directamente en la conexión, mediante la estabilidad y la velocidad. Por lo cual, es importante que la configuración sea óptima, para que todo funcione de la forma adecuada.
  • Problemas de hardware: Estos adaptadores, pueden llegar a tener fallos de hardware de forma muy sencilla. Esto es sobre todo, porque tiene la capacidad de poderlo mover de forma sencilla. Lo que los lleva a estar expuestos a golpes, o a usos inadecuados.

Evitar fallos en el adaptador Wi-Fi

En ocasiones los dispositivos de red no funcionan adecuadamente. El problema puede estar causado por diferentes motivos. Puede tratarse simplemente de una mala configuración, un problema de incompatibilidad con el sistema, drivers desactualizados o incluso que el propio hardware esté estropeado.

No obstante, en la mayoría de casos el problema puede solucionarse fácilmente. Pequeños cambios que hagamos en nuestro equipo pueden permitir que naveguemos con normalidad y que nos conectemos a la red inalámbrica sin problema con este tipo de dispositivo. Vamos a ver cuáles serían los principales pasos que debemos dar en caso de tener algún problema y así poder solucionarlo.

Reiniciar el equipo

Algo básico pero que en muchas ocasiones puede ayudar a resolver problemas de este tipo es simplemente reiniciar el equipo. Podemos apagar el ordenador y volver a encenderlo para ver si de esta forma detecta el adaptador Wi-Fi USB o solventa el problema de conexión. También podemos hacer lo propio con el router.

Para reiniciar el router no basta con apagarlo y volver a encenderlo. Lo ideal es mantenerlo apagado al menos 30 segundos y posteriormente encenderlo. Así el reinicio se hará correctamente y podremos ver si sigue apareciendo el problema y debemos buscar otra solución o hemos podido resolverlo.

Actualizar los drivers

A veces un problema como este que planteamos es debido a la falta de drivers o que éstos están obsoletos. Debemos mantener siempre las últimas versiones y asegurarnos que el sistema operativo detecta correctamente el aparato. Por un lado vamos a lograr que el rendimiento sea óptimo, pero además también es necesario para evitar problemas de seguridad que podrían ser aprovechados por los piratas informáticos para llevar a cabo sus ataques.

Para actualizar los drivers tenemos que ir a Inicio, entramos en Administrador de dispositivos, pinchamos en Adaptadores de red, buscamos el adaptador correspondiente, hacemos clic con el segundo botón del ratón y le damos a Actualizar controlador. Allí simplemente seguimos el proceso y nos aseguramos de que la tarjeta de red cuente con las últimas versiones disponibles. Esto lo recomendamos hacer periódicamente, incluso si no notamos ningún error.

Actualizar drivers de la tarjeta de red

Deshabilitar y volver a habilitar el dispositivo

Otro paso que podría ayudarnos es el de deshabilitar y volver a habilitar el dispositivo. Así podemos lograr que Windows vuelva a detectar el aparato correctamente. Volvemos a ir a Inicio, Administrador de dispositivos, Adaptadores de red, elegimos el que corresponda y esta vez le damos a Deshabilitar dispositivo, para posteriormente volver a habilitarlo.

Probar otro puerto USB

También puede haber una solución tan sencilla como probar con otro puerto USB diferente. En ocasiones puede haber un problema con el puerto que estemos usando, el ordenador no lo detecta correctamente o cualquier otro fallo. Hoy en día los ordenadores suelen tener varios puertos disponibles, e incluso hay diferencias entre la versión 2.0 y 3.0 que podría ser la causa a este error.

Simplemente con probar a conectar el adaptador Wi-Fi USB en otro puerto podemos ver si es ese el problema y debería funciona correctamente en caso de que así fuera.

Ver si está activado el ahorro de energía

Windows 10 permite configurar el consumo de energía para ahorrar batería. Esto es útil, pero también podría traer problemas a la hora de usar algunos equipos. Podría estar bloqueando la conexión adecuada de los dispositivos conectados por USB.

Para solucionar este problema debemos entrar al Panel de control, vamos a Hardware y sonido, Opciones de energía, le damos a Cambiar la configuración del plan y Cambiar la configuración avanzada de energía. Hay que pinchar en Configuración de USB y Configuración de suspensión selectiva de USB. De forma predeterminada viene activado, por lo que podemos probar a desactivarlo.

Opciones de energía del adaptador Wi-Fi USB

Comprobar que el firewall o antivirus no estén interfiriendo

Las herramientas de seguridad son muy importantes en nuestros equipos. Previenen la entrada de amenazas que puedan comprometer la seguridad de los sistemas y poner en riesgo también el buen funcionamiento. Sin embargo a veces una mala configuración podría hacer que no podamos navegar con normalidad y que los dispositivos de red no funcionen correctamente.

Por tanto, debemos comprobar especialmente que el firewall esté bien configurado y que no esté afectando. También podría ocurrir que el antivirus tuviera algún problema e impidiera que nos conectáramos a la red con normalidad.

Olvidar la red

Tal vez el problema de que el adaptador Wi-Fi USB no funcione bien sea de una mala configuración de la red o que el sistema operativo gestione mal nuestra conexión. Por ello podemos optar por olvidar la red inalámbrica y volver a conectarnos posteriormente.

Tenemos que ir al icono de red que aparece en la parte de abajo a la derecha y marcar la red Wi-Fi a la que intentamos conectarnos y hay problemas. Simplemente le damos a Olvidar red y posteriormente volvemos a conectarnos, poniendo de nuevo la contraseña.

Comprobar la banda del Wi-Fi

Los dispositivos modernos permiten que nos conectemos a través de la banda de los 2,4 GHz y también de los 5 GHz. Cada una de ellas es mejor según las circunstancias. La primera es ideal si nos conectamos a una distancia considerable del router, mientras que la segunda es la que ofrece una mejor velocidad.

Sin embargo podríamos estar intentando conectar a la banda incorrecta y por eso no funciona bien. De ahí que otra solución pase por cambiar la banda a la que nos conectamos y ver si se soluciona el problema.

Restablecimiento de red para reinstalar dispositivos de red

Este debería ser el último paso que intentes si las otras soluciones no te han ayudado cuando tu adaptador Wi-Fi USB no se conecta a Internet. Esto también puede ayudarte a resolver los problemas de conexión que pueda tener después de actualizar de una versión anterior de Windows a Windows 10, así como solucionar problemas en los que puedes conectarte a Internet, pero no a unidades de red compartidas.

Elimina cualquier adaptador de red que hayas instalado y la configuración que tienes para cada uno de ellos. Una vez que tu ordenador se reinicie, los adaptadores de red van a instalarse nuevamente con la configuración predeterminada. Debes tener en cuenta que para usar el restablecimiento de red con este método debes estar corriendo Windows 10 versión 1607 o posterior.

  • Lo primero que haremos es clic en Inicio y seleccionar Configuración.
  • Luego seleccionamos Red e Internet.
  • Después Estado, luego Restablecimiento de red.
  • Luego selecciona restablecer ahora.
  • Y ahora haces clic en Sí para confirmar.

Espera a que tu equipo se reinicie y ve si esto ha solucionado el problema. Después de usar el restablecimiento de red, es posible que debas instalar o configurar otro software de red que pueda estar usando, como el software de cliente VPN o los conmutadores virtuales de Hyper‑V. Cabe destacar que el restablecimiento de la red, puede establecer cada una de tus conexiones de red conocidas en un perfil de red pública donde tu equipo no será detectable para otros equipos y dispositivos en la red, lo que puede ayudar a que su ordenador sea más seguro. Si este es tu caso, y tu equipo es parte de un grupo en el hogar o se usa para compartir archivos o impresoras, debemos volver a hacerlo reconocible configurándolo para usar un perfil de red privada.

En definitiva, estos son algunos de los principales pasos que debemos dar en caso de que tengamos problemas con el adaptador Wi-Fi USB. Una serie de soluciones sencillas que podemos llevar a cabo en nuestro equipo.

¡Sé el primero en comentar!